Microsoft mide a sus rivales

Microsoft mide a sus rivales

El informe fiscal anual que Microsoft presenta por estas fechas contiene información importante de cómo la compañía ve la evolución del mercado tecnológico y su lugar en él. En el informe de este año pasa revista a la competencia en cada uno de las cinco áreas de negocio de la compañía. Aparecen nombres como Mozilla, IBM, Sun, Red Hat, Apple, Google… muchos importantes y algunos sorprendentes.

 

Cada año la empresa de Redmond hace sus deberes para con el fisco de Estados Unidos y presenta un informe de sus actividades que suele aparecer trufado con observaciones e información estratégica sobre la competencia. Toda una fuente de información sobre cómo ve Microsoft el mercado que puede dar pistas de cómo pretende afrontar el futuro.

 

 

En dicho documento se especifica en primer lugar la división por áreas de negocio de la empresa: cliente, servidor y herramientas, servicios online, división de negocios y división de entretenimiento y dispositivos. Bajo el nombre de cliente se engloba la división que se ocupa del desarrollo y promoción del sistema operativo Windows y del contacto con los fabricantes de hardware.

 

En el apartado de la competencia en este sector, Microsoft menciona (como era inevitable) la de los sistemas operativos derivados de Unix, tanto en su modalidad propietaria (caso de Apple, IBM, Sun… ) como en licencias de software libre. En el documento se menciona el éxito que está alcanzando Apple y lo achaca a un “acercamiento integrado de la experiencia PC”. No es la primera vez que Microsoft envidia a Apple el control que ejerce sobre el hardware de sus productos, lo que según Microsoft le permite ofrecer una mayor fiabilidad y mejores prestaciones a los usuarios de su sistema operativo.

 

Otro interesante apunte se refiere a las nuevas plataformas y dispositivos que ofrecen soluciones alternativas a las que ofrece un PC con Windows. Sobre todo se hace referencia a dispositivos móviles. De forma muy significativa se señala a Mozilla y a su navegador Firefox como alternativa al Internet Explorer y como competencia seria en el apartado de navegación web. El Internet Explorer es un producto estratégico para Microsoft (que le ha dado muchos quebraderos de cabeza legales) y para el que es posible que veamos movimiento importante, además de la llegada del Explorer 8.

 

 Firefox

 

En el área de servidores y herramientas Microsoft saca pecho estimando que aproximadamente el 45% de los beneficios de este área provienen de licencias multianuales.  En lo que respecta a la competencia en este sector vuelve a aparecer Unix como principal amenaza. Un duelo que se prolonga desde hace mucho tiempo y que parece mostrar un cierto equilibrio inestable en el que no parece que vaya a haber una clara hegemonía a medio plazo. Linux aparece como una amenaza menor, pero siempre presente. Es interesante como se muestra a la plataforma de virtualización de VMWare como competencia. En cualquier caso los grandes actores y los pesos pesados de la industria siguen siendo los mismos.

 

El área online Microsoft enumera los productos lanzados durante el año y deja muy claro que espera seguir sacando nuevos servicios en el futuro. Se muestra confiada en que el mercado de anunciantes online crezca en el futuro además de apostar por el mercado de banda ancha y en ir abandonando poco a poco los productos de bajo ancho de banda. Microsoft muestra sus cartas dando una gran importancia a su plataforma Windows Live y a su desarrollo futuro. Google, AOL y Yahoo! aparecen como principales competidores.

 

Poco emocionante es el panorama del área de negocio, Microsoft Office genera el 90% de las entradas de esta división. De esta forma la competencia se encuentra principalmente en las sites de ofimática rivales, tanto de pago como de libre distribución. Se reconoce que Openoffice.org es un producto importante por sus características y por su compatibilidad con distintas plataformas. Microsoft “amenaza” con buscar nuevos productos y funcionalidades en el campo de las búsquedas, herramientas de colaboración, gestión de contenidos y otros para lo que Microsoft reconoce que se encontrará con nuevos competidores.

 

 

En el sector del entretenimiento y dispositivos, quizás en el que menos experiencia tiene Microsoft, se dibuja un panorama cambiante y de productos con muy corto ciclo de vida. En cuanto a la competencia se menciona a Sony y a Nintendo como los principales actores que se enfrentan a la plataforma Xbox y se reconoce que se ha tenido que responder a la presión de la competencia con una agresiva rebaja de precios. No se dan demasiadas pistas de nuevas estrategias ni de nuevos lanzamientos, aunque se confía en el desarrollo de juegos exclusivos y en la fiabilidad del hardware como armas.

 

 

 

  • Share This