Samsung X360, el ultraligero

Tras la aparición del portátil Apple MacBook Air, las propuestas de la competencia para atacar ese nicho de mercado no se prodigaron en demasía con la excepción de propuestas como el ThinkPad X300 de Lenovo. Samsung ha tardado algo más, pero el resultado está a la altura de las exigencias más elevadas.

 

Definir a un portátil de 13,3 pulgadas como un ultraportátil es una tarea complicada, aunque si cambiamos “portátil” por “ligero”, la situación cambia. Con 1,28 kilos de peso, el portátil Sens X360 de Samsung entra dentro de la categoría de ultraligero sin dificultades. Además, al igual que el MacBook Air, la parte “portátil” se consigue a base de adelgazar la carcasa. En este caso no tanto como en el MacBook Air, pero sí lo suficiente como para que quepa sin estridencias en cualquier maletín y muchos otros sistemas de transporte personal como mochilas o bandoleras.

 

Un portátil para llevar

 

La verdad es que una vez que se ha tomado contacto con el Sens X360, la reacción más inmediata es la de llevarlo encima siempre. A pesar de su exquisito diseño, las posibles preocupaciones acerca de su fragilidad se disipan sin más que sopesarlo: la rigidez de la carcasa es elevada y no da la impresión de que vaya a ceder con facilidad. El uso de aleación de magnesio ayuda mucho, la verdad. Protect-o-Edge es el nombre con el que se denomina a la tecnología empleada en la elaboración de la carcasa, fundamental para ganarse la confianza de los usuarios. El transformador no es demasiado voluminoso y contribuye a la movilidad del conjunto, aunque lo cierto es que la autonomía de la batería de 6 celdas es más que buena, con 5 horas y 6 minutos de duración en el test Battery Eater Pro.

 

En condiciones de uso reales, donde no siempre está la pantalla encendida y con periodos de inactividad, el tiempo de uso puede llegar sin problemas a las más de 6 horas que publicita Samsung como inicio de la horquilla teórica de 6 a 10 horas de duración. Lo cierto es que llegar a 10 sólo será posible en condiciones extremas, deshabilitando todas las antenas de comunicación, usando un disco SSD (en el probado se usa un disco convencional de 120 Gbytes) y con el brillo de la pantalla al mínimo.

 

Sea como fuere, el resultado final es el de un equipo preparado para llevar siempre encima al mismo nivel que el MacBook Air o el Lenovo X300/X301.

 

Rendimiento elevado

 

Llegar más tarde ha hecho posible que Samsung incluya tecnologías más solventes en el Sens X360. El procesador de bajo voltaje, con tecnología Penryn y dos núcleos, combina un reducido consumo con unas prestaciones elevadas para esta categoría de portátiles.

 

 

Prueba de ello es la comedida temperatura que se alcanza en la carcasa, con un máximo de 39 grados en la parte de la batería y mientras ésta se carga. El ventilador es silencioso cuando entra en funcionamiento y el consumo alcanza unos 21 W en las tareas de alto rendimiento, como los benchmarks del banco de pruebas.

La pantalla es luminosa y la retroiluminación LED combina ahorro de energía y una calidad excelente en términos de brillo y uniformidad. La resolución es de 1.280 x 800 puntos, estupenda para quienes quieran ver todo con una claridad a prueba de dioptrías, pero se echa de menos la opción de una pantalla de más resolución con 1.440 x 900 puntos, por ejemplo.

 

El chip gráfico integrado de Intel es mejor que el de otros productos equivalentes, e incluso se puede permitir el lujo de integrar una salida HDMI para aprovechar al máximo la aceleración multimedia mejorada del chip GMA 4500. En la práctica no es una aceleración realmente completa. Pues sólo acelera con claridad el dormato MPEG2, pero no así VC1, por lo que la aceleración de películas en alta definición sólo se podrá disfrutar cuando las películas estén codificadas como MPEG 2. Para VC1 se hace uso del procesador.

 

Conexiones de todo tipo

 

A pesar del carácter ultraligero de este equipo, no renuncia a ninguna conexión: Ranura Express Card/34, módem HSDPA, puerto Ethernet Gigabit, 3 puertos USB, VGA, HDMI y ranura para tarjetas de memoria 7 en 1 tienen cabida en el Sens X360. También incluye WiFi y Bluetooth 2.0 y un conector para una base docking de expansión, sin olvidar la webcam integrada en el marco de la pantalla. Todo un alarde de conectividad y posibilidades de expansión que atraerá la atención de los usuarios más exigentes y de los usuarios profesionales que necesiten el máximo de posibilidades.

 

Otro argumento a favor del segmento corporativo es la integración de un chip TPM así como un lector de huella dactilar con los que se pueden establecer robustas medidas de privacidad y protección de los datos frente a robos. Como contrapartida, el acceso a componentes como la memoria o el disco duro no es evidente. La batería sí es reemplazable, pero para realizar tareas de mantenimiento como la ampliación de la memoria o el disco duro se necesita la intervención de personal con experiencia.

Usabilidad, ergonomía y rendimiento

 

Trabajar o divertirse con este portátil es realmente sencillo. Además, su acabado y su diseño no son en absoluto convencionales. La aleación de magnesio junto con el acabado negro brillante lo sitúan dentro del segmento de portátiles de gama alta y “de representación”, y su repertorio de funcionalidades y avanzada tecnología son un buen argumento para convencer a los usuarios entusiastas de la Tecnología.

 

Los más preocupados por la movilidad pueden elegir la configuración con disco duro SSD de 128 Gbytes, aunque para la mayoría de las situaciones el disco duro Toshiba de 120 Gbytes es más que suficiente y con una buena resistencia de movimientos no demasiado bruscos. Este equipo mueve sin dificultad Windows Vista Home Premium o Windows Vista, así como las aplicaciones habituales incluyendo la edición de fotos o la de vídeo en resolución estándar. El capítulo de juegos 3D sigue estando un tanto limitado por la tarjeta de vídeo, aunque para títulos con poca carga 3D o usando configuraciones poco exigentes se pueden pasar ratos entretenidos con algunos títulos RPG, de ingenio o de Aventuras. Las películas en alta definición sí que se pueden consumir con solvencia en este equipo siempre y cuando estén codificadas en MPEG 2, aunque también hay que tener en cuenta que la unidad óptica no está integrada. En cualquier caso, lo cierto es que cada vez más se usan medios de almacenamiento basados en memoria flash en detrimento de los soportes ópticos.

 

Un portátil excelente, al que apenas sí le falta detalle, capaz de competir con otros equipos con una buena reputación como el MacBook Air o el Lenovo Thinkpad X300.
Comparado con los Netbooks, lo cierto es que todo aquél que necesite el portátil para trabajar sin riesgos tanto a nivel de protección frente a robos o en lo que a la resistencia del propio equipo se refiere, debería inclinarse por un portátil como este. Los Netbooks están bien, desde luego, pero su audiencia es distinta en muchos casos a la de portátiles como el Sens X360 de Samsung.
 

  • Share This