Windows Mobile ¿acorralado?

Windows Mobile ¿acorralado?
16 de octubre, 2008

Hace unos días supimos que la próxima versión de Windows Mobile se retrasaba hasta 2010. Quizás demasiado tiempo para un mercado tan competitivo y con nuevos actores como Apple o Google. ¿Qué futuro le espera a Windows Mobile? En GigaOM hacen unas reflexiones muy interesantes acerca de este tema basadas en un estudio de la consultora Gatner sobre el mercado de los sistemas operativos para smartphones.

Desde hace un tiempo el reinado de Windows Mobile peligra seriamente. La potente irrupción de RIM (sobre todo en el mercado corporativo) es un problema serio para Redmond. Por su parte, el iPhone de Apple, quizás más por calidad (en el sentido de opiniones, influencia en los medios y "feedback" de los usuarios ) que por cantidad (el número de iPhones, sobre todo fuera de EE.UU no es relevante) le ha atacado en el ámbito de consumo.

El último en unirse a esta peculiar batalla quizás sea el más peligroso. Google con su Android (de momento solo materializado en el G1 que vende T-Mobile con gran éxito) supone la irrupción de todas las bondades del software libre en las comunicaciones móviles.

El estudio de mercado de Gartner ilustra perfectamente la nueva situación. La cuota de mercado de RIM ha mejorado un 126% durante el segundo trimestre de 2008 (comparado con el mismo periodo del año anterior). El caso de Apple es todavía más impactante (aunque parte de un parque de terminales en el mercado mucho menor), nada menos que el 230%. Windows Mobile se queda en 20,1% y Symbian muestra una tendencia casi plana (8,1%) aunque mantiene el liderato en ventas con más de 18 millones de terminales vendidos (la mayoría de Nokia).


Las ventas del G1 sorprenden desde el primer momento. No es , ni mucho menos, un terminal para el gran público pero las primeras críticas al sistema operativo son ,en general, positivas. Hay nuevos modelos "en la nevera" y posiblemente alguno acabe calando de forma masiva entre los consumidores. Sin embargo es precipitado descartar tan pronto al gigante del software. La mayor ventaja que tiene Windows Mobile es la experiencia (lleva años en dispositivos móviles), y su total compatibilidad con Microsoft Exchange (utilizado por miles de empresas).

La base de usuarios que usan plataformas Windows Mobile suelen mostrarse muy reticentes al cambio (sobre todo los usuarios profesionales) y las empresas por su parte no se suelen plantear un cambio de sistema a no ser que los beneficios sean muy claros (véase caso BlackBerry). A pesar de los intentos de Apple por enfocar su iPhone hacia la empresa no parece que vaya a ser competencia, al menos a corto plazo, para RIM y Microsoft.

¿Veremos un Windows Mobile 7 totalmente nuevo? Esperemos que sí. La competencia es uno de los motores de la innovación tecnológica y nada mejor que nuevos "agitadores" para que los usuarios tengamos más y mejor donde escoger.

  • Share This