Google, el tragón de Internet

Google, el tragón de Internet
5 de diciembre, 2008

El gigante de las búsquedas es el recurso más conocido de toda la red de redes, pero sus servicios tienen un precio: Google es el máximo consumidor de ancho de banda del planeta. Él solito, responsable del 16,5% del tráfico en la red, y de hecho según indica el estudio realizado en el mercado estadounidense en realidad usa 21 veces más ancho de banda del que realmente está pagando. Y esa cuota de tráfico irá a más.

 

El autor del informe llamado “U.S. Consumer Internet Usage and Cost” es un estudio de 27 páginas en formato PDF que está disponible en la web de NetCompetition y que arroja un dato escalofriante en el mercado norteamericano: Google hace uso de 21 veces más de ancho de banda que lo que realmente está pagando, y esa situación probablemente sea aún más acentuada en Europa, donde Google es claramente el motor de búsqueda más extendido. En EE.UU. Yahoo!  sigue teniendo basante relevancia, pero en el viejo continente Google es amo y señor de las búsquedas.

 

 

Pues bien, ese servicio de búsquedas y todos los que le rodean tienen un precio: el ancho de banda que consume Google, y que representa nada menos que el 16,5% de todo el tráfico de Internet de los Estados Unidos. Según las previsiones del estudio, ese porcentaje crecerá hasta nada menos que el 37% en 2010, lo que implica que una de cada tres consultas que se propaguen por Internet estarán emitidas por Google. Asombroso.

 

La conclusión clave del estudio es que cualquier política sostenible sobre el ancho de banda en EE.UU. debe asegurar que los usuarios de Internet más importantes deben pagar una cuota justa de los costes de la infraestructura de Internet. No es racional económicamente ni tampoco justo para estos grandes usuarios y al mismo tiempo, beneficiarios de los mismos, que los recursos compartidos no tengan una equivalencia en la recuperación de los costes“, comentaba Scott Cleland, autor del informe.

 

Uno de los motivos más importantes de que Google consuma tal ancho de banda es, como todos imaginaréis, su propia forma de funcionar: el robot de búsqueda de Google a menudo copia las páginas web que visita e incluso lo hace cada pocos segundos (entre otras cosas, para facilitar su servicio de caché de la web). Además de eso, el servicio YouTube de Google se encarga de emitir casi la mitad de todos los vídeos transmitidos en Internet. Y eso es mucho tráfico, por el que Google debería pagar más.

 

  • Share This