Nuevo HP TouchSmart IQ800

Nuevo HP TouchSmart IQ800
12 de diciembre, 2008

HP ha lanzado en España un nuevo modelo de su gama TouchSmart que sucederá al IQ500. El nuevo PC ofrece una pantalla táctil de 25,5 pulgadas, reproductor Blu-ray y un sistema de cuatro altavoces digitales. El ordenador utiliza el software TouchSmart para aprovechar las posibilidades multitáctiles de la pantalla y se perfila como un importante exponente de los sobremesa con pantalla táctil preparados para Windows 7.

En el laboratorio de MuyComputer ya pudimos disfrutar de las características del anterior modelo, el IQ500, y esta nueva versión mejora al anterior en casi todos los aspectos. No solo luce una imponente pantalla de 25,5 pulgadas, sino que en su interior encontramos una tarjeta gráfica NVIDIA 9600M GS HD con 512 Mbytes de memoria. HP, suponemos que por motivos de integración, sigue eligiendo un chipset y por lo tanto una tarjeta gráfica para ordenadores portátiles. En esta ocasión, sin embargo, la 9600 puede incluso darnos alguna alegría con juegos 3D no excesivamente exigentes, cosa que con el IQ500 no se podía decir.

También se ha aumentado el tamaño del disco duro a 750 Gbytes, que aunque sin ser lo ideal por las excelentes posibilidades multimedia del ordenador, que ahora añade Blu-ray, mejora los 500 del anterior modelo. En el apartado de las conexiones nada nuevo, pero es que las del anterior modelo eran sobresalientes, con WiFi 802.11 b/g/n, Ethernet, cinco puertos USB 2.0, uno FireWire y Bluetooth.

También dispone de sintonizadora TDT para completar un verdadero centro de entretenimiento multimedia. Igualmente incluye ratón y teclado inalámbricos y la posibilidad de colgar el equipo de una pared, una opción recomendable porque es difícil conseguir la distancia ideal de visionado si nos sentamos al escritorio con el IQ800 encima de él.

El software TouchSmart es una de las principales bazas del gran atractivo de este equipo, además del cuidado diseño y de la integración de todos los componentes en una sola unidad. Las líneas son idénticas a las del IQ500, lo cual mantiene el acierto en la ergonomía y en el aspecto del equipo, salvo en detalles apuntados en nuestro análisis como la presencia de una tapa en la parte de conectores que tendremos que dejar abierta mientras los estemos utilizando.

El precio no es bajo pero razonable tratarse de un ordenador con un monitor de 25,5 pulgadas y las funciones añadidas. 500 euros más con respecto al IQ500 de 22 pulgadas para un precio total de 1.899 euros.

  • Share This