Foodista, una wiki de recetas

Las wikis son conocidas desde hace tiempo en la Red principalmente gracias a la gran enciclopedia on-line que todos hemos usado en alguna ocasión: Wikipedia. Este tipo de comunidades colaborativas puede dar mucho de sí y Foodista es un nuevo ejemplo al tratarse de un compendio de recetas de cocina actualizado constantemente y muy fácil de usar.

Si eres un amante del buen comer y te gusta enfundarte el mandil para encaldilar a tus invitados en la mesa con nuevas recetas, Foodista te gustará. El funcionamiento del sitio es muy similar al de la Wikipedia, con algunos añadidos pensando en potenciar su comunidad de usuarios.

Recetas y mucho más…

Los usuarios de Foodista son los verdaderos protagonistas, siguiendo el modelo de casi todas las wikis y, en general, cualquier proyecto de la Web 2.0 donde los participantes pasan de ser meros consumidores a generar el contenido. En este caso cualquiera puede crear un nuevo espacio en la wiki para poner una receta, algún truco relacionado con el cocinar o artilugios propios de este arte.

Contamos con un buscador general que rastrea el término dado por toda la base de Foodista. Si encuentra la receta que buscamos veremos su página individual donde aparece el nombre del plato, fotos ilustrativas, para cuántas personas es, ingredientes, pasos a seguir, contenido relacionado obtenido de la Wikipedia, quiénes han editado la página y comentarios de los usuarios.

No sólo podemos subir información, sino que podemos editarla, añadir más para complementarla, corregir algún error o indicar ese toque que falta para que todos los comensales se chupen los dedos.

Lo social

Al tratarse de una wiki, Foodista es social por definición. Sin una comunidad que genere el contenido y controle su nivel de calidad perdería casi la totalidad de su valor como servicio. Parece que esto último, la comunidad, ya la tienen y cada día que pasa el proyecto va siendo un poco más conocido y más son los que se unen. Ahora bien, nunca viene mal añadir funciones que aumenten el valor del sitio.

Con este objetivo han ido sumando, por ejemplo, la posibilidad de dejar comentarios en cada página individual, así como poner fotos a las recetas que podemos valorar como útiles o no para el plato que ilustran. Finalmente disponen de un "sistema de jerarquías" para los usuarios registrados apoyado en la cantidad de contenido que subimos y corregimos. Podemos ser Executive chef, Chef de cuisine, Sous-chef, Line cook, Fry cook, Prep cook, Dishwasher y Patron. Unos puestos muy acordes y con su toque de humor como podemos ver.

Rematan la jugada añadiendo un enlace individual para cada receta que podemos poner en nuestra blog (soporta a la mayoría de plataformas). Al hacerlo, en la página de esa receta aparecerá enlace hacía nuestra página, algo muy interesante si tenemos una de cocina o nos dedicamos profesionalmente al tema.

Conclusiones

Foodista es un claro ejemplo de hasta dónde pueden dar de sí las wikis en determinados campos. Son una potente herramienta muy válida que funciona a la perfección, más si se le añaden nuevos factores sociales de arrastre. En el caso que nos ocupa, la estructura no falla (incluso con un diseño que tendrían que trabajar un poco más) y los contenidos tampoco.

La mayor carencia que vemos sin duda es el no contar con versiones locales, lo que tirará hacía atrás a muchos usuarios. Para terminar también deberían añadir algún sistema de categorización, la temática lo pide, tanto en división por tipo de recetas (postres, cenas, comidas, etc.) como para los tipos de contenidos (recetas, utensilios de cocina, técnicas y alimentos).

  • Share This