¿Por qué comprar un netbook?

¿Por qué comprar un netbook?

Los netbooks han sido los reyes de la informática durante el 2008 y todo hace pensar (por la demanda que hay entre los usuarios y la presentación de nuevos modelos por parte de todos los fabricantes, exceptuando Apple) que en 2009 seguirán reinando. Los tiempos de crisis que estamos viviendo hacen que los usuarios sean especialmente sensibles al bajo precio de los netbooks, por lo que sería deseable que los fabricantes no empezaran a aumentarlo con la excusa de las mejoras incluidas en sus características técnicas. En Ars Technica nos dan cinco razones por las que un netbook es una buena compra. Conozcamos cuáles son.

 

 

 

1. No tiene que ser tu ordenador principal

 

Casi nadie compra un netbook para usarlo como su única máquina. La mayoría los utiliza como portátil de apoyo, lo que permite que no tengamos que estar obsesionados con las características técnicas del netbook porque las tareas a las que está destinado (navegación por Internet, principalmente) no son grandes consumidoras de recursos. Pero por el simple hecho de ser nuestro segundo ordenador, tenemos que tener en cuenta que nuestras aplicaciones se sincronicen perfectamente con el equipo de la casa o la oficina (mejor con ambos). Una buena solución es el uso de aplicaciones web (el llamado cloud computing) porque los datos están accesibles desde cualquier ordenador que se conecte a Internet.

2. Hacen lo que se espera de ellos

 

En el mundo de los portátiles, los netbooks no alcanzan los niveles de excelencia técnica de sus “hermanos mayores” y presentan pantalla pequeñas, teclados comprimidos, procesadores más lentos, etc., pero eso no impide que puedan cumplir con creces las tareas para las que han sido pensados: envío y recepción de correo, navegación por la Red, chateo, visualización de vídeos, reproducción de música, ver fotografías, escribir textos, etc. En cada una de estas tareas los netbooks ofrecen un rendimiento excelente, muy superior al de cualquier smartphone.

 

3. Son perfectos para conectarnos a la Red en cualquier lugar

 

Aunque todavía no han desarrollado todo su pontencial en este campo, ya que la mayoría de los netbooks que se han comercializado durante el 2008 no llevaban ranura para incluir tarjeta 3G y la conexión a Internet se ha llevado a cabo usando módems USB con acceso a servicios de banda ancha, la situación empieza a cambiar y ya es habitual que los netbooks acepten tarjeas SIM, que son mucho más cómodas de usar que llevar el mencionado módem USB “colgando”. Además, muchos fabricantes están lleganado a acuerdos con operadoras para ofrecer packs en los que se ahorra mucho dinero en la compra del netbook siempre que se firme algún plan de datos con el operador en cuestión. Eso sí, los precios del “ADSL móvil” en España siguen siendo bastante elevados. Por supuesto, siempre que haya una WiFi cerca que esté abierta o a la que tengas acceso (habitual en universidades, bibliotecas, centros culturales, etc.), pues mejor que mejor.

 

 

4. Centro de tu vida digital

Como el resto de portátiles, los netbooks nos permiten conectar todo tipo de periféricos USB o agregarnos a una red gracias a su puerto Ethernet. Así, nuestro pequeño (y barato) equipo nos puede servir para descargarnos nuestras fotos y vídeos allá donde estemos, y si el almacenamiento es un problema, podremos hacer uso de discos externos USB.

 

5. El encanto del precio y el tamaño reducido

Mientras que se puede argumentar que el precio de los portátiles “de toda la vida” ha bajado considerablemente en los últimos años, el de los netbooks es extremadamente atractivo. Por menos de 400 euros podemos hacernos con un equipo que nos sirva de apoyo al ordenador de la casa o la oficina. Pero además el tamaño en este caso sí que es importante. Si no tenemos dinero para adquirir un ultraligero que en la mayoría de los casos supera los 1.500 euros de precio, pero buscamos un ordenador que podamos llevar a todas partes sin sufrir de la espalda, los netbooks son la solución.

 

  • Share This