Historia del almacenamiento

Historia del almacenamiento
6 de marzo, 2009

Mucho ha llovido desde que IBM comenzara a utilizar tarjetas perforadas para almacenar datos en sus gigantescos “cerebros electrónicos”. Desde entonces hemos ido evolucionando a nuevos medios, cada vez más eficientes y más capaces. Lo demuestra un genial artículo en MaximumPC en el que se hace un repaso de las distintas tecnologías de almacenamiento que hemos ido utilizando a lo largo de todos estos años. 

 

En los tiempos que corren no es extraño hablar de configuraciones que combinan una configuración RAID 0 de discos SSD para el SO, otra de discos SATA para almacenamiento masivo y además una unidad de Blu-ray para poder ver películas en este formato e incluso para realizar backups de datos sin miedo a las necesidades de capacidad. Sin embargo, este tipo de confifuraciones eran hasta hace poco casi una utopía.

 

 

Es lo que demuestra MaximumPC en un artículo fantástico en el que se repasa toda la historia del almacenamiento informático y que va desde las célebres tarjetas perforadas -IBM utilizaba 10 millones de ellas al día en 1937- a los modernos formatos ópticos como Blu-ray Disc. El repaso a esa particular historia muestra la relevancia que cada formato tuvo en cada momento, y es una excelente forma de que uno se de cuena de la gran evolución que ha  sufrido este sector.

 

 

Mención especial merecen por ejemplo las cintas de ordenador con las que muchos de nosotros nos iniciamos en la microinformática en la década de los 80, o los primeros discos de 5 y un cuarto y los posteriores disquetes que hoy en día siguen usándose a pesar de su escasa capacidad. El repaso no se olvida del CD y del DVD, pero también tiene en cuenta a formatos de almacenamiento portátil como las tarjetas SD o Compact Flash,  o los discos duros externos de 2,5 pulgadas.

 

  • Share This