Monitor HP w2558hc

Monitor HP w2558hc
20 de marzo, 2009

El HP w2558hc es un lujo de monitor. Con un formato panorámico de 25 pulgadas, todo tipo de conectores entre los que destaca HDMI, complementos como mando a distancia, luz de fondo, ranuras para tarjetas de todos los formatos, cuatro conectores USB, webcam, altavoces… el dispositivo de HP se sitúa en lo alto de la gama y es idóneo para usuarios exigentes dispuestos a gastarse más de 500 euros por una pantalla total.

 

El mercado de monitores de gama alta está en auge. Todos los grandes de este mercado -Acer, Samsung, LG… y por supuesto Hewlett Packard- tienen una presencia importante en este segmento, conscientes de que cada vez son más codiciados por los usarios españoles, y no sólo los profesionales. Y es que con la bajada del precio del hardware uno puede hacerse con un monitor de estas características repleto hasta los topes de tecnología por menos de 500 euros, menos incluso de lo que cuesta una televisión de tamaño similar.

 

 Un monitor elegante con una peana de aluminio que permite elegir sin problemas la mejor posición a pesar de sus diez kilos de peso.

 

Este es, casi, el caso del HP w2558wc, la joya de la corona de la compañía de Palo Alto en este segmento de monitores generalistas de alta definición. Por poco más de 500 euros, IVA incluido, uno se lleva un monitor tremendamente competitivo, con un diseño atractivo, en negro mate, en línea con la tendencia actual que HP ha incorporado en su línea TouchSmart, recientemente analizada por nosotros. Quizá no tiene el glamour de la pantalla de Apple de 24 pulgadas, el LED Cinema Display -mucho más minimalista y ligero- analizado recientemente en MuyComputer. A cambio es más barato, más grande y ofrece muchos más complementos como el mando a distancia, las múltiples ranuras para leer tarjetas o la luz ambiental insertada en la parte inferior con varias intensidades para trabajar en entornos oscuros.

 

 

La parte trasera es un poquito voluminosa porque incluye la fuente de alimentación y algunos conectores HDMI, DVI-i y USB.

 

La verdad es que después de trabajar durante casi un mes con el HP w2558wc volver a un monitor convencional puede ser un trauma. Y es que abrir ventanas de aplicaciones y navegadores en su espacio panorámico de 25,5 pulgadas es todo un placer. A pesar de contar con una resolución máxima y recomendada de 1.920 x 1.200 píxeles, en el HP w2558 se ve todo grande.

 

Enchufar y trabajar

 

La instalación del HP w2558wc es muy sencilla. Poco menos que sacar de su embalaje y enchufar a la red. La conexión aconsejada si nuestro PCo portátil lo permite es HDMI. Por algo cuenta con dos conectores. Si no contamos con este conector digital, podemos utilizar el DVI-i, y si tampoco contamos con ese formato pues sólo nos queda el VGA. Para ello, HP suministra un cable conversor DVI a VGA así como el recomendado HDMI.

 

Hemos de decir que este conversor nos ha provocado pequeñas vibraciones al conectarlo a un MacBook (ya que a su vez convierte la salida VGA al conector propietario DisplayPort) que desaparecieron mágicamente con la reciente actualización del firmware de Apple. Investigando este problema descubrimos que no hay drivers para Apple; en cambio para Windows sí así como un montón de páginas de soporte de buena calidad.

 

El área de escritorio es descomunal, apto para todo tipo de trabajos.

 

En cambio, en entornos Windows la pantalla de HP ha dado la talla sin problemas desde el primer instante. Una vez enchufada, y sin complicarnos mucho la vida en calibraciones (hemos activado los ajustes de fábrica) la hemos puesto a prueba primeramente reproduciendo vídeo HD y ha respondido perfectamente. Después en entornos ofimáticos también ha pasado el examen.

 

La salida en pantalla es viva, alegre. Este monitor utiliza la tecnología HP Vivid Color que resalta los colores. Además, ofrece un plus de brillo con el tratamiento de la pantallal con la tecnología  propia de HP BrightView. La luminosidad es de 1.000:1 y el brillo de 400 cd/m.

 

Repleto de complementos

 

Como hemos dicho al principio, el HP 2558wd está repleto de todo tipo de complementos excepto, quizá, el cada vez más integrado en esta gama alta de dispositivos, el decodificador TDT. Así, en la parte superior integra una webcam, casi imprescindible hoy día, de dos megapíxeles que opera sin problemas en aplicaciones como Skype o el chat de Gmail. En esta parte superior, al lado derecho, también se encuentra, en un metacrilato transparente retroiluminado, el gran botón de encendido. Los controles de luz ambiental, menús, controles de sonido y selección de fuente se encuentran en la parte inferior derecha. Los menús, en castellano, ofrecen todo tipo de opciones para parametrizar nuestro monitor.

 

 

La peana, de aluminio, sirve también como reposateclado cuando no estamos trabajando. Un detalle muy ergonómico que se agradece bastante. Al igual que el sensor de luz ambiental que ilumina esta peana y que mantiene el nivel de luminosidad. No obstante, si queremos más luz indirecta la podemos seleccionar ya que dispone de cuatro posiciones.

 

Esta peana nos permite orientar el monitor con un giro de 5 a 25 grados. También podemos crecer 8 centímetros en altura con suma facilidad a pesar de sus diez kilos de peso. Hay la posibilidad de colgarlo en la pared aunque nos parece una pena.

 


En el lateral derecho se esconde el mando a distancia, los lectores de tarjetas y un par de conectores USB.

 

Cuenta con dos altavoces posteriores integrados  en la parte trasera de 2 x 4 watios y un micrófono en la parte frontal. En la trasera también se encuentra integrada la fuente de alimentación que, a pesar de hacer al HP w2558hc un poquito más gordo de lo normal, se agradece.

 

El mando a distancia, que se esconde en el lateral sirve para controlar las principales funciones del monitor. También incluye lectores de tarjetas y 3 conectores USB muy útiles para enchufar todo tipo de periféricos. Aunque cumple todos los estándares ecológicos actuales, el monitor debido a su tamaño y prestaciones, “chupa” energía. Según el fabricante, hasta 130 vatios operando y 2 vatios en modo stand by.

 

En definitiva, estamos ante un monitor de primera línea cuyos único pero es la falta de un decodificador TDT integrado. Por lo demás, como hemos dicho al principio, un lujo de monitor que tiene de todo, que responde sin problemas a un uso intensivo y que está firmado por HP. Además su precio, 550 euros (IVA incluido)  aunque lo hemos visto más barato en alguna tienda on-line, es de lo más competitivo del mercado. Una interesante opción de compra si se busca un monitor panorámico de gran formato.

 

  • Share This