El smartphone de Dell aburre

El smartphone de Dell aburre

Vaya chasco se han debido llevar los chicos de Michael Dell cuando su smartphone, el que estaba llamado a competir con el iPhone, ha recibido unas críticas muy negativas por parte de los expertos en la materia, que al ver los primeros prototipos lo han llamado “aburrido y carente de diferenciación con sus competidores”. En fin, que Dell tendrá que “ponerse las pilas” si quiere que su smartphone con Windows Mobile o Android llegue a ser tenido en cuenta no sólo por los usuarios, sino también por las operadoras de telefonía móvil y los vendedores al por menor, que por el momento no están nada atraídos.

 

En una nota publicada por Shaw Wu, analista de Kaufman Bros., ha quedado claro que los primeros prototipos del smartphone de Dell no interesan nada a los proveedores de servicios para móviles y a los vendedores de estos terminales, con lo que la imposibilidad de que haya contratos subsidiados hace que Dell tenga muy difícil obtener beneficios. Según Wu, la última cosa que necesita Dell en estos momentos es meterse en un negocio para perder dinero, por lo que tiene que preservar su margen de beneficio, y eso que se sitúa entre un 5 y un 6%, bajo si los comparamos con el 11% de HP y el 15% de Apple.

 

 

 

Parece que Dell tendrá que hacerlo mejor si quiere que su smartphone se convierta en un iPhone killer.

 

Como leemos en AppleInsider, Dell necesita volver a la mesa de diseño y crear un teléfono móvil que aporte algo diferente. Shaw Wu sugiere que Dell apueste por la integración de algún tipo de software o servicios. Dell no ha superado con éxito el paso de los ordenadores para el entorno empresarial al mercado de los smartphones, ya que estos últimos requieren de experiencia en el desarrollo de una plataforma de software que sí poseen RIM y su BlackBerry, Microsoft y Windows Mobile, Nokia y Symbian e incluso Apple y su iPhone.
 

Un rumor que se está escuchando últimamente, y que ha crecido tras el “fracaso” de los primeros prototipos de su smartphone, es que Dell acabe entrando en este mercado con dinero por delante, es decir, comprando a algún “actor” importante en esta “película de los teléfonos inteligentes”. El caso es que el nombre que más suena es el de Palm, pero si al final sucediera esta compra, la plataforma webOS tendría que luchar contra Windows Mobile y Android.

Dell podría cambiar de estrategia y entrar en el mercado de los smartphones comprando a Palm, que parece haber renacido de sus cenizas con webOS y el Palm Pre.

 

Aunque el mercado de los smartphones está mejor prepardo que otros para sobrevivir en tiempos de crisis económica (motivo por el que hay tantos competidores dispuestos a hacer lo que sea para conseguir un trozo de este jugoso pastel), también hay una dura competencia y para triunfar en él es necesario construir una gran red de relaciones con empresa que controlan la venta al por menor de teléfonos a través de planes de servicio que están subvencionados. Por eso, si de entrada no cuentas con su interés, más vale que te dediques a otra cosa, si bien un gigante como Dell no se rinde fácilmente.

 

  • Share This