Maxcube Amoris 6010

Maxcube Amoris 6010
21 de abril, 2009

La caja es un componente esencial para cualquier configuración con un mínimo nivel de personalización. De su correcta elección dependerán aspectos como la capacidad de ampliación, su ubicación o la refrigeración. Maxcube Amoris 6010 se presenta como una propuesta versátil apta para la mayoría de las configuraciones DIY.

Caja Maxcube armoris 6010

La caja Maxcube Amoris 6010 no es la más amplia del mercado, pero sí lo suficiente como para albergar una configuración a la medida de prácticamente cualquier necesidad. Además, su diseño es tal que no se necesitan herramientas para abrirla y cerrarla o para instalar componentes internos más allá de atornillar la placa base a la caja. El diseño exterior es atípico en lo que respecta al frontal, que se abre para dejar paso a las bahías de 5,25 pulgadas y a las de 3,5 pulgadas para instalar unidades de almacenamiento óptico o cualquier otro accesorio pensado para su instalación en esas bahías. De todos modos, se trata de una estética sobria pero funcional. Sin ir más lejos las conexiones frontales no son tales, sino superiores. Las conexiones USB, otra de tipo eSATA y las de audio conviven en la parte de arriba del chasis, ofreciendo una superficie de apoyo firme y estable para ubicar los dispositivos de almacenamiento externo que se usen habitualmente como discos USB o eSATA, llaves de memoria, etcétera.

MAXCUBE Armoris 6010 detalle

En la parte superior, junto a los botones de encendido y reset se encuentran conexiones USB, de audio y una eSATA para dispositivos de almacenamiento externo.

La organización interna de los discos duros para almacenamiento es cómoda, con un sistema de montaje donde no interviene herramienta alguna. Otro tanto se puede decir de las bahías para instalar unidades de 5,25 pulgadas, donde tampoco intervienen herramientas. Además, los discos duros se orientan perpendicularmente a la caja, de modo que se gana espacio y se evita que la placa base choque con la parte trasera de las unidades de almacenamiento.

MAXCUBE Armoris 6010 perspectiva

La perspectiva frontal ofrece una estética sobria pero que al mismo tiempo transmite robustez. El color negro es apto para todos los gustos, sin demasiadas estridencias más allá del diseño geométrico e irregular del frontal.

Las tarjetas de expansión se pueden instalar también sin herramientas, con un sistema de fijación de las tarjetas al chasis consistente en topes de plástico muy eficientes. Por su parte, la fuente de alimentación se instala en la parte superior en vez de la de abajo, como ocurre con otros modelos de cajas de gama alta o media-alta.

MAXCUBE Armoris 6010 frontal

La compuerta frontal se abre para dejar vía libre a las unidades de almacenamiento de 5,25 pulgadas o las de 3,5 pulgadas. Las "alas" se repliegan en los laterales de modo que no ocasionan demasiadas molestias en el escritorio.

En cuanto a la refrigeración, la caja Maxcube Amoris 6010 integra sendos ventiladores de 12 cm con luz LED azul para dar un toque más tecnológico al conjunto. De todos modos, existen sendas perforaciones en la parte trasera para poder instalar un sistema de refrigeración líquida en caso de necesidad.

MAXCUBE Armoris 6010 trasera

Las perforaciones de la parte trasera permiten instalar un sistema de refrigeración líquida de modo que los tubos que conducen a la bomba puedan atravesar la caja sin realizar ninguna perforación adicional.

Conclusiones

Maxcube Amoris 6010 es una buena caja para usuarios con aspiraciones a construir un equipo potente y a la medida. Tiene espacio de sobra, no se necesitan herramientas para montarla y desmontarla y la estética es sobria pero con fuentes de luz LED azul que contribuyen a dotar a esta caja de un atractivo especial para los amantes del DIY. La compuerta frontal puede no ser del gusto de todos, pero si se deja abierta se abate sobre los laterales, de modo que no ocupa demasiado espacio en el escritorio.

Su precio es de 99 euros y lo distribuye en nuestro país Atronic Technology S.L.

  • Share This