Apple Mac mini

Apple Mac mini
7 de mayo, 2009

El primer Mac mini se presentó hace cuatro años y ya ha sido actualizado varias veces, la última hace poco más de un mes. Desde el primer día que salió al mercado, muchos han sido los usos del más pequeño de los Mac (incluso ha habido “locos por el tuneo” que lo han incluido en sus coches), pero quizás la principal razón de la existencia del Mac mini ha sido ofrecer un Macintosh de bajo precio que rompiera con la “leyenda negra” de que los equipos de Apple son carísimos, atrayendo así a los switchers (usuarios de Windows que deciden pasarse a Mac OS X).

 

Apple Mac mini

 

En esta última actualización, Apple ha mantenido precios (algo de agradecer, sobre todo porque ha mejorado en prestaciones) y mejorado componentes que pedían a gritos una renovación. Es el caso de su procesador Intel Core 2 Duo (en esta ocasión “calza” uno a 2.0 GHz con 3 Mbytes de caché L2) y de la memoria DDR3 de 2 Gbytes de capacidad (la máxima que admite es de 4 gigas). Además, ahora incluye nada menos que 5 puertos USB 2.0 y, lógicamente, el nuevo Mini DisplayPort.

 

La versión que nosotros hemos analizado es la superior, con un disco duro de 320 Gbytes y 2 gigas de RAM, que se vende por 779 euros. Es nuestra recomendación, porque tanto el Gbyte extra de memoria como la mayor capacidad del disco serán necesarios, aunque creemos que pagar 200 euros más (el modelo con 1 giga de RAM y 120 Gbytes de disco duro se vende por 579 euros) es un poco excesivo.

 

Apple Mac mini

 

Esto es todo lo que lleva el Mac mini cuando lo desempaquetamos.

 

Otra novedad es la inclusión de la tarjeta gráfica NVIDIA GeForce 9400M, que comparte la memoria SDRAM DDR3 principal, alcanzando los 128 Mbytes en los modelos con 1 Gbyte de RAM o los 256 Gbytes en el Mac mini con 2 Gbytes de RAM. Con esta tarjeta podremos trabajar en escritorios de 1.920 x 1.200 píxeles en monitores DVI o VGA, o hasta en 2.560 x 1.600 píxeles en monitores DVI de doble canal a través del adaptador Apple de Mini DisplayPort a DVI de doble canal (que se vende por separado).

 

Minimalismo en estado puro

 

Una de las cosas que más nos gustan del Mac mini es su aspecto. Su chasis de aluminio anodizado (cubierto en su parte superior por el material plástico blanco de los anteriores MacBook con el logo de la manzana en el centro) tiene un tamaño tan comedido (50,8 x 165,1 x 165,1 mm) que podrá ser ubicado en cualquier parte: mesas de trabajo, el salón de nuestra casa, la cocina…

 

El significado de la categoría “compacto” cobra todo su sentido con el Mac mini, que además ha hecho un esfuerzo por ser más ecológico. Al igual que en otros Macintosh, Apple ha eliminado los BFR y el PVC de circuitos, cables internos, conectores, aislants y demás componentes del Mac mini. Pero además su embalaje es un 31% más pequeño que el de la generación anterior, para facilitar su transporte y emplear menos cartón, algo que seguro que agradecerán los bosques de nuestro planeta.

 

Apple Mac mini

 

El adaptador de corriente del Mac mini es casi más grande que él. Creemos que Apple debería trabajar un poco este componente y en próximas generaciones que fuera de menor tamaño.

 

Respecto al consumo, aprovecha un sistema de administración de energía similar al usado por los MacBooks en sus baterías, con lo que consigue reducirlo en reposo hasta en un 45% menos que el modelo anterior. Hay que mencionar que cumple con los requisitos de bajo consumo de la EPA, con lo que ha conseguido la certificación ENERGY  STAR 5.0, así como el certificado Gold de la EPEAT.

Siguiendo con su “look”, mencionar la ranura de su parte frontal, que da acceso a una unidad SuperDrive 8x que se “tragará” nuestros CDs y DVDs en cuanto los introduzcamos en ella. Y justo en el lado contrario encontramos todos los puertos del Mac mini y el botón de encendido (también la conexión a la alimentación y la ranura de seguridad Kensington). Como ya hemos comentado, esta nueva versión ha incluido 5 puertos USB 2.0, así como el Mini DisplayPort que nos permitirá conectar al Mac mini el excelente Apple LED Cinema Display de 24 pulgadas (que se vende por separado por 829 euros). Pero además tenemos un puerto FireWire 800, un Mini DVI, la entrada de Ethernet Gigabit, así como la entrada y salida de sonido.

 

Apple Mac mini

 

En la parte trasera del mini encontramos todos sus puertos (5 USB 2.0, 1 FireWire 800, 1 Mini DisplayPort, 1 Mini DVI, 1 Ethernet Gigabit), así como el botón de encendido, el conector de la alimentación, la ranura de seguridad Kensington y la entrada y salida del audio.

 

Conclusiones

 

El Mac mini es un equipo que gusta a todo el que lo vea, pero no nos engañemos, no es recomendable para todos los públicos. Si eres un usuario que necesita ejecutar aplicaciones que requieran una elevada capacidad de cálculo o incluso que te guste disfrutar de los juegos de última hornada, no es una buena elección. Además, el problema del Mac mini es que en sí su precio no es muy elevado, pero no podemos olvidar que no incluye monitor, teclado y ratón. Lo recomendable sería adquirir la mencionada Apple LED Cinema Display de 24 pulgadas, un teclado inalámbrico y un ratón Mighty Mouse, también inalámbrico.

 

Con estos componentes te queda un equipo de primera, pero, ¿a qué precio? Pues nosotros te lo decimos, a los 779 euros del Mac mini más alto de gama habría que sumarle 829 euros del monitor y 129 euros del pack de teclado y ratón inalámbrico. Esto nos da un total de 1.737 euros, suficiente para comprar un iMac de 24 pulgadas con procesador de 2,93 GHz. Dicho esto, está claro que también podemos conectarle una pantalla, un teclado y un ratón que ya tengamos, que para eso tiene una gran variedad de puertos.

 

  • Share This