Apagado rápido en Windows 7

Apagado rápido en Windows 7

Cuando seleccionamos la opción de apagado o reinicio dentro de las opciones del menú de inicio de Windows 7, el sistema se detendrá en el caso de que haya programas con ventanas abiertas esperando respuesta. Con el truco que detallamos a continuación podemos eliminar esa consulta y hacer que las funciones de apagado cierren todas las aplicaciones abierta de forma inmediata sin esperar respuesta del usuario.

 

Al cerrar la sesión de Windows 7 el sistema envía mensajes a las aplicaciones para que se cierren. Algunas bloquearán el cierre de sesión informando al usuario, por ejemplo, que tiene datos sin guardar. En Windows 7 podemos decidir si queremos que el sistema obligue a esas aplicaciones a cerrarse o por el contrario configurar que el sistema debe esperar a que las aplicaciones estén listas.

 

 

Una vez más utilizaremos el Editor de directivas de grupo abriendo el menú inicio y tecleando gpedit.msc. En la ventana de directivas navegaremos dentro de las carpetas hasta abrir la secuencia Configuación del equipo, Plantillas administrativas, Sistema y finalmente localizaremos la entrada Desactivar la finalización automática de aplicaciones… y haremos doble clic sobre ella.

 

Dentro de las opciones que se nos ofrecen podemos poner en marcha la desactivación de la finalización automática (la opción menos segura para no perder datos pero la más rápida para cerrar el sistema) o no permitir la desactivación.

 

  • Share This