Pablo Soto en los tribunales

Pablo Soto en los tribunales

Su defensa es clara: el desarrollo de una herramienta exime de toda responsabilidad sobre su uso. Pablo Soto, creador de varios programas españoles de intercambio de archivos se sienta en el juzgado como acusado. En el lado de la acusación está Promusicae, patronal de las discográficas, y varias empresas del sector que defienden los derechos de autor. El joven Soto se enfrenta a una indemnización de 13 millones de euros.

 

Pablo Soto se ha sentado hoy como acusado en el Juzgado número 4 de lo mercantil de Madrid por desarrollar clientes y redes P2P como Manolito P2P, Blubster y Piolet, según informa ElPais.com. Promusicae y las discográficas Warner, Universal, Emi y Sony BMG han demandado al joven por crear estos programas para lucrarse con los contenidos protegidos.

 

 

 

La defensa de Pablo es clara. “La tecnología es siempre neutral, no se puede acusar a ningún desarrollador de un programa por el uso que le den luego los usuarios”. El joven programador español de 30 años continuaba señalando que  “En estos años han intentado movimientos judiciales contra usuarios y páginas de enlaces sin éxito. El único flanco que les resta por atacar son los programas”. El debate sobre la responsibilidad de los programas creados se abre con este juicio que se prevé largo e intenso.

 

La acusación reclama 13 millones de euros a Pablo Soto por “competencia desleal” basándose en el cálculo de las descargas que se han hecho desde los programas desarrollado por el imputado. Promusicae y las discografías creen que Soto se lucraba con estos programas y sus correspondientes actualizaciones, sabiendo que se descargaban contenidos protegidos por derechos de autor.

 

  • Share This