Acer Aspire Revo

Acer Aspire Revo
22 de mayo, 2009

Llevamos unos días disfrutando del novísimo Acer Aspire Revo, un nettop que incorpora la plataforma NVIDIA ION para potenciar su apartado lúdico y multimedia y que compite directamente con un modelo recientemente analizado en MuyComputer, el ASUS Eee Box.

 

Este dispositivo auna potencia, un tamaño compacto y precio reducido, siendo un compañero perfecto para un buen monitor o, mejor aún, un televisor de alta definición. Lo analizamos en nuestro laboratorio ténico para comprobar qué puede ofrecer.

 

 

 

 

Nos gustaría puntualizar que el siguiente análisis está realizado sobre una muestra para medios especializados y aunque no es probable, puede que alguna característica difiera del modelo que finalmente se comercialice. También debemos comentar nuestra unidad de prueba sólo incluye el alimentador, sin documentación ni accesorios adicionales (como el mando tipo Wii) que podría tener la versión final.

 

Acer ha apostado por un diseño original y moderno para su nuevo equipo, con una original forma romboide. La calidad de los materiales es sólo aceptable, con demasiado plástico y un aspecto poco resistente. Afortunadamente los dos laterales están recubiertos de una superficie brillante azul intenso que mejora el aspecto final del Acer Aspire Revo.

 

 

 

Los perfiles del equipo son toda una muestra de sus posibilidades de conexión. Encontraremos nada menos que seis puertos USB 2.0, un eSATA, una toma Ethernet Gigabit y salidas de vídeo VGA y HDMI. También tenemos a nuestras disposición una salida de audio y entrada para micrófono junto a un práctico lector de tarjetas.

 

El la parte inferior veremos un rebaje donde encajar la peana transparente (no son necesarios tornillos ni herramientas) que incluye Acer por si queremos situar el equipo en posición vertical. El equipo se puede colocar detras de cualquier monitor que cumpla es estándar VESA, de forma que queda oculto y obtenemos un sistema integrado por un precio razonable.

 

El fácil acceso facilita ampliaciones posteriores.

 

Acceder al interior del Acer Aspire Revo es más sencillo de lo que pudiera parecer. Sólo es necesario retirar un tornillo (protegido por una pegatina que nos advierte de la pérdida de garantía si seguimos adelante) en la parte inferior y separar la tapa.

 

Los componentes son fácilmente accesibles y no plantea problema alguno ampliar la memoria RAM (recomendamos poner 4 Gbytes) o el disco duro. Veremos un procesador Intel Atom, la circuitería de la plataforma gráfica de NVIDIA y un ventilador que se encarga de conducir el flujo de aire caliente fuera del equipo por la parte superior.

 

 El procesador del Aspire Revo es un Intel Atom N230 a 1,6 GHz.

 

La configuración de nuestra unidad estaba compuesta por un procesador Intel Atom N230 a 1,6 GHz. acompañado de 2 Gbytes de RAM DDR2 (en dos módulos), una GeForce 9400M y un disco duro Seagate de 160 Gbytes (5.400 rpm). El sistema operativo por defecto es Windows Vista Premium (la versión con una distribución de Linux no se comercializará en España).

 

Sobre el papel, el Acer Aspire Revo es un serio rival para equipos de sobremesa básicos, tanto por su elevado rendimiento multimedia como por su bajo consumo (28W, aproximadamente un 60% menos que la media, según datos del fabricante).

 

Para las pruebas conectamos el Acer Aspire Revo a un monitor de HP w2558hc ya analizado en MuyComputer, usando un cable HDMI. También hicimos algunos test de vídeo usando una pantalla de plasma (Panasonic G10) para ver su comportamiento como ordenador de salón.

 

Ya adelantamos que el rendimiento en tareas ofimáticas y navegación por Internet es notable y el equipo mueve el sistema operativo (la gráfica dedicada es un importante apoyo para Aero) y las aplicaciones más habituales sin demasiados problemas. Por ello, centramos la mayor parte de pruebas en la reproducción de contenidos multimedia y videjuegos, aunténtico aspecto diferencial de este ordenador respecto a la competencia.

 

 

En la puesta en marcha del equipo sorprende oir la turbina del ventilador funcionando a toda potencia, para parar transcurridos unos instantes. Es una solución que ya hemos visto en otros modelos (como el HP Touchsmart IQ800.es) que consigue eliminar todo rastro de polvo o partículas de las rejillas que se pueden haber acumulado si hace tiempo que no ponemos en marcha el dispositivo.

 

La gran novedad de este equipo es la incorporación de NVIDIA ION, una plataforma capaz de reproducir vídeo en alta definición sin problemas de fluidez, ejecutar juegos bajo Directx 10 y usar el software de conversión de vídeo Badabom. Esto soluciona lo que, hasta ahora, era una laguna importante en la hoja de especificaciones de estos dispositivos que no disponian de la potencia necesaria para ofrecer el componente multimedia a la calidad que los usuarios demandan hoy día.

 

El Acer Aspire Revo no cuenta con unidad óptica, así que para reproducir contenidos debemos grabarlos previamente en su disco duro, conectar una unidad externa como un lector de Blu-ray o un disco duro externo o usar algún sistema de streaming.

 

El rendimeinto del Acer Aspire Revo reproduciendo vídeo nos sorprendió gratamente. Usamos el conocido software PowerDVD 9 (preinstalado en el equipo) para reproducir Blu-ray obteniendo una fluidez  perfecta y un uso del procesador que no supera el 20% (una cifra todavía más impresionante teniendo en cuenta que hablamos de un mononúcleo).

 

 El Acer Aspire Revo reproduce con soltura contenidos en alta definición.

 

Con VLC probamos varios clips de vídeo en diversoso formatos (MKV inclusive). El sistema sigue dejando muy buenas sensaciones, el equipo no se calienta y el ventilador sólo entra en funcionamiento tras un rato “forzando la máquina” con nuestros particulares DVD de pruebas.

Otra gran ventaja de NVIDIA ION es su compatibilidad con la tecnología CUDA (analizada en profundidad en nuestro laboratorio) capaz de acelerar por hardware tareas pesadas como la codificación y la mejora de vídeo. Badaboom (el software que usa CUDA) viene de serie con el equipo y nos permite convertir vídeo aprovechando la potencia de la gráfica dedicada, sin cargar al procesador.

 

Para medir de forma objetiva el rendimiento del equipo sometimos al Acer Aspire Revo a una batería de pruebas que evalúa su potencia en todos los ámbitos. Como vemos el equipo se comporta con soltura con las aplicaciones habituales y su potencia gráfica le otorga un plus en el software que hace uso intensivo de la misma.

 

 

Para ver cómo se comportaba el equipo con videojuegos ejecutamos algunos de los títulos más exitosos para PC de los últimos tiempos. Aunque, evidentemente, el equipo no puede con títulos de última hornada sí que nos sorprendió la fluidez que alcanza con la mayoría de los juegos que probamos (todos a detalle medio y una resolución de 1.280 x 1.024 píxeles).

 

 

Por poner algunos ejemplos comentar que Call of Duty 4 se mueve a una media de 29,3 fps., Wall-E alcanza los 30,3 fps., Civilization IV se ejecuta a 28,1 y World of Warcraft alcanza los 33,6 fps. Resumiendo, podemos jugar sin problemas a títulos de hace algunos meses o novedades no demasiado exigentes.

 

 

Conclusiones

 

El Acer Aspire Revo nos ha parecido un equipo polivalente y pensamos la plataforma NVIDIA ION aporta un valor añadido importante. El equipo es fantástico complementando una pantalla de alta definición pero también es una solución interesante como ordenador principal, siempre que nuestras necesidades no sean elevadas y estemos buscando algo compacto, que podamos trasladar fácilmente en caso necesario y de consumo reducido..

 

El precio es ajustado, aunque debemos tener en cuenta que el equipo no incluye pantalla, teclado ni ratón. No nos ha gustado demasiado la calidad de materiales pero en términos generales el equipo responde con solvencia y, sin lugar a dudas, el mejor nettop que ha pasado por el laboratorio de MuyComputer.

 

  • Share This