Latitude ON, basado en Linux

Latitude ON, basado en Linux
30 de septiembre, 2009

No es el primer sistema operativo instantáneo que se presenta, pero resulta interesante que un gran fabricante como Dell prefiera no casarse con nadie y desarrollar su propia propuesta en este sentido.  Se trata del sistema operativo instantáneo Latitude ON, que está basado en Linux y que como en el caso de DeviceVM Splashtop o de Phoenix HyperSpace ofrece un entorno de trabajo a los pocos segundos (3-5) de arrancar el PC o el portátil, algo curioso para ciertos escenarios. Sin embargo, la propuesta de Dell es especialmente ingeniosa. Veamos las razones.

 

La más importante de todas ellas es que la propuesta de Dell entra en la categoría de los llamados SoC (System-on-a-Chip), es decir: es un minicomputador en sí mismo. Este sistema de Dell cuenta con un procesador ARM propio y el resto de elementos necesarios -chip WiFi incluido- para funcionar de forma autónoma al resto de componentes del portátil.

 

 

El sistema operativo está basado en SUSE Linux Enterprise Desktop 10, y además se le acompaña de un navegador derivado de Firefox -más ligero, suponemos-, un cliente de correo, un organizador de citas y contactos, y alguna que otra aplicación más, y todo ello reside en un chip de memoria Flash que como el resto de componentes está exclusivamente destinado a operar con el sistema operativo instantáneo Latitude ON. 

 

 

De hecho, este SoC dispone de controladores para poder aprovechar la conectividad 3G que tienen como opción algunos portátiles de la familia Latitude de Dell -por ejemplo los novísimos y exclusivos Dell Latitude Z, o los E4200 y E4300, que fueron los primeros acompañantes de este desarrollo-. 

 

El recién presentado Dell Latitude Z 600 es uno de los primeros equipos en integrar la tecnología Latitude ON.

 

Una de las ventajas fundamentales de esa aproximación al mundo de los sistemas operativos instantáneos es que el consumo es mínimo, y aun navegando porInternet y escribiendo correos o un documento de texto la batería, que normalmente aguanta entre 2 y 4 horas, llega a las 20 horas utilizando ese sistema.

 

 

Obviamente Latitude ON solo dispone de unas pocas prestaciones en forma de aplicaciones, pero si el usuario puede aprovechar ese modo “ligero” de trabajo, la recompensa es destacable: tiempos de arranque casi instantáneos, y autonomía muy, muy superior a la media de los portátiles convencionales. Un acierto de Dell, que esperamos ver aplicado en otros portátiles por parte de otros fabricantes.

 

  • Share This