Kinect, revolución de Microsoft

Kinect, revolución de Microsoft
6 de agosto, 2010

El nuevo dispositivo que permite capturar nuestros movimientos y trasladarlos a un videojuego para la Xbox 360 es según sus responsables una verdadera revolución que va más allá de las consolas y que nos hace vislumbrar el futuro. En Gizmodo han realizado un estudio a fondo de este producto, de sus componentes internos y de las bases del hardware y software que permitirán a jugadores de todo el mundo disfrutar de una revolución que puede que no tarde mucho en ir más allá de las consolas.

 

Como indican en el artículo original de Gizmodo, lo que Microsoft considera revolucionario de Kinect -y lo consideran realmente revolucionario- no es el hecho de que registre el movimiento de nuestro cuerpo, o responda a comandos de voz, o que tenga una cámara de vídeo estándar. La revolución es que combina esos tres apartados y los une por primera vez en la historia. Esto representa un paso fundamental para la interfaz de usuario natural.

 

 

En ese artículo se echa un vistazo en detalle al interior de Microsoft Kinect, un dispositivo que permitirá disfrutar de un sistema de videojuegos mucho más ambicioso que el que Nintendo ofreció hace años con sus Wiimandos en el que Sony también ha trabajado con PlayStation Move.

 

En Kinect se combinan estudios como el de la captación de entornos 3D, que lleva 15 años en desarrollo y que Microsoft ha conseguido ofrecer en un producto de 150 dólares, cuando los sistemas tradicionales costaban entre 10.000 y 150.000 dólares.

 

La captación de voz también se aprovecha de la tecnología llamada beam forming, de modo que el micrófono integrado puede enfocarse a puntos específicos de una habitación en los que situar la escucha, mientras que el procesador de audio realiza la cancelación de eco multicanal, de modo que nuestras órdenes de voz no se mezclen con el sonido que sale de la televisión.

 

 

Otro de los componentes claves de Kinect es el software que lo controla. “El hardware es mágico, pero el software es dos veces mágico“, afirman sus desarrolladores, que revelan que trasladar todos esos datos y procesarlos ha sido otro de los grandes logros de Kinect, que no solo está orientado a ser utilizado como una interfaz para videojuegos.

 

Sus creadores ya están pensando en aplicaciones “serias” y no de ocio, y puede que no tardemos mucho en ver esta idea trasladada al PC y a aplicaciones profesionales e industriales.

 

  • Share This