Sony vs PSJailbreak en PS3

Sony vs PSJailbreak en PS3
17 de septiembre, 2010

Sony no quiere que la brecha abierta por PSJailbreak, el dispositivo USB que permite ejecutar copias de juegos en PlayStation 3, se le vaya de las manos. Además de medidas tecnológicas como la reciente actualización del firmware de la consola, la marca japonesa ha demandado a PSJailbreak en España con resultado positivo: el juzgado de lo Mercantil número 8 de Barcelona ha decretado una medida cautelar por la que prohíbe su distribución y venta en el territorio nacional.

La estrategia de Sony en lo relativo al tema PSJailbreak no puede ser más clara: la batalla contra la ejecución de software no autorizado en su consola está servida y la marca japonesa no se conforma con poner barreras tecnológicas sino que llevará el asunto a los tribunales siempre que sea necesario. Tras Australia -primer país que prohibió la importación, venta y distribución del dispositivo – y EE.UU., donde Sony tiene abierta una acción contra Zoomba, responsable del distribuidor ShopPSJailBreak.com, otros como Alemania, Hong Kong y ahora España son frentes abiertos para la multinacional japonesa.

Por el momento, el juzgado de lo Mercantil número 8 de Barcelona ya ha decretado una medida cautelar por la que prohíbe la distribución y venta de PSJailbreak. Fuentes del demandante han declarado que Sony "va a defender sus derechos por los medios legales a su alcance", sin dar más detalles.

Mientras tanto, la compañía liberó la versión 3.42 de su firmware que evita la ejecución de copias de juegos a través de PS Jailbreak, dando el primer paso en una carrera tecnológica que se avecina ardua, dada la posibilidad de actualizar el dispositivo USB fácilmente. Por otra parte la aparición de PSGroove (un firmware "clon" del usado en PSJailbreak y cuyo código fuente está bajo licencia Open Source) que permite al usuario crear su propia herramienta para ejecutar sofware no firmado a partir de un dispositivo compatible conectado a PS3 (entre ellos pendrives, placas, teléfonos o reproductores multimedia) podría suponer un problema mucho más complejo de combatir que una solución "localizada" como PSJailbreak.

Como siempre que hablamos de ejecución de software no autorizado la polémica está servida: para Sony, el único objetivo de PSJailbreak es ejecutar copias piratas de videojuegos, mientras que muchos usuarios se acogen a su derecho a ejecutar copias de seguridad de sus videojuegos o software creado por terceros en su consola. Pasamos el turno a los lectores ¿qué pensáis vosotros?.

  • Share This