AMD ‘Zambezi’ 8X, roadmap

AMD ‘Zambezi’ 8X, roadmap
18 de noviembre, 2010

AMD prepara un gran desembarco de microprocesadores el año próximo tras el salto de la compañía a procesos de fabricación de 32 nanómetros. Si los ‘Bobcat’ cubrirán el segmento de movilidad (desde Tablet PC a grandes portátiles) ‘Bulldozer’ será la plataforma para servidores y ordenadores de sobremesa. Para estos últimos destacarán los procesadores ‘Zambezi’ con cuatro, seis y ocho núcleos de procesamiento nativo.

 

Ya te avanzamos las principales características de Bulldozer y Bobcat, las dos soluciones de procesamiento bajo arquitectura x86 que AMD pondrá en el mercado el año próximo, las primeras de la compañía en diez años diseñadas desde cero y que pretenden cubrir todos los segmentos del mercado desde pequeños dispositivos portátiles a grandes servidores de supercomputación.

 

La plataforma Bulldozer será la destinada a servidores, estaciones de trabajo y máquinas de sobremesa. En esta última destacarán los procesadores Zambezi para el que nos llega el roadmap oficial y más información.

 

 

Estarían disponibles en el segundo semestre de 2011, fabricados como el resto de la plataforma en procesos tecnológicos de 32 nanómetros. Se comercializarán modelos con cuatro, seis y ocho núcleos de procesamiento nativo con hasta 8 Mbytes de caché de tercer nivel. A pesar del aumento de núcleos el consumo TDP se mantiene en los valores de los Phenom II actuales: 95 y 125 vatios según modelo.

 

Los Zambezi tendrán la controladora de memoria integrada en el encapsulado con soporte para velocidades DDR3-1866. Controladora en doble canal con ancho de banda de 29,8 GB/s, superior a la ofrecida por los actuales Intel con Core i7 para socket LGA1366 (los más potentes del mercado de consumo) que a pesar del triple canal de memoria ‘sólo’ suma 25,6 GB/s.

 

Potenciando estas CPU, AMD incluirá nuevos chipset serie 900 y especialmente las gráficas dedicadas de la serie 6000. Una integración que ningún otro fabricante del mercado puede ofrecer ya que Intel no tiene gráficas dedicadas y NVIDIA no tiene CPUs.

 

En cuanto a la compatibilidad con productos existentes tenemos buenas y malas noticias. La mala (como ya anunciamos) es que necesitaremos nuevas placas base denominadas AM3+ para poder instalar los nuevos procesadores. La buena es que podremos aprovechar los microprocesadores existentes para AM2+/AM3 en las nuevas placas base que llegarán con el lanzamiento de la plataforma.

 

 

Además de los Zambezi, AMD prepara el lanzamiento de los procesadores con GPU integrada en la misma die. Unas APUs cuyo roadmap puedes ver en la imagen superior. Microprocesadores competencia a los Clarkdale de Intel y también a los Sandy Bridge que además de hasta cuatro núcleos de procesamiento nativo contarán con gráficas integradas serie 6000 con soporte DirectX 11 y que obviamente serán las IGP más rápidas del mercado.

 

Con productos como estos y si AMD mantiene la estrategia de precios contenidos y cuenta con el apoyo de los fabricantes de equipos OEM, podemos asegurar buena alternativa a Intel, lo que redundará en mejores productos y precios de ambos para el consumidor final.

  • Share This