Campaña contra el ‘adoctrinamiento’ educativo de la SGAE y Promusicae

Campaña contra el ‘adoctrinamiento’ educativo de la SGAE y Promusicae
12 de abril, 2011

“Di no a la campaña de adoctrinamiento en la educación de Promusicae, SGAE y FAP” es una campaña iniciada en la Red para la retirada de una guía ‘siniestra’ y ‘sesgada’ que dichas organizaciones pretenden distribuir en colegios e institutos de España.

Esta guía sobre “el buen uso de Internet” (derivada del original de la ONG Childnet International) está editada por la entidad que engloba las principales productoras musicales españolas (Promusicae) y cuenta con el apoyo de la Sociedad General de Autores y Editores (SGAE) y la Federación para la protección de la propiedad intelectual (FAP).

La guía contiene aseveraciones como que, un blog es una web que “a menudo publica enlaces ilegales”, que las redes P2P “exponen a los usuarios a virus, pornografía e imágenes violentas, problemas con la seguridad y privacidad de ordenadores”. o que “algunos programas de P2P permiten chatear con otras personas, extraños en su mayoría”.

Tales ‘informaciones’ erróneas y sesgadas o como la última, de chiste, que pretenden -nada menos- que distribuirse en colegios e institutos aconsejando a los profesores a incluirlo como material docente, han tenido fuerte contestación en Internet como no podía ser menos.

El periodista y blogger Manuel Almeida, de mangas verdes, resume en un artículo reproducido por la Asociación de Internautas la opinión mayoritaria en Internet: “He escuchado y leído muchos disparates acerca de los blogs, pero desde luego nada tan grave, tendencioso, “pornográfico” y peligroso como esta soflama que no resiste el más mínimo contraste con la realidad, fruto solo y exclusivamente del afán por la falacia de ese lobby que campa a sus anchas por el sistema cultural, comercial, político y legal de España en defensa de un modelo caduco y reaccionario que sólo atiende a su interés particular y que, como vemos, no repara absolutamente en nada a la hora de confundir y enmarañar a la ciudadanía para continuar pescando en el río revuelto de la mentira. ¡Y ahora también en las escuelas!”.

¿Pueden grupos privados minoritarios y con ánimo de lucro, distribuir panfletos en el sistema de enseñanza pública, con su opinión subjetiva e interesada sobre el uso de Internet y sus servicios? Tú tienes la respuesta.

  • Share This