Microsoft explica la muerte del menú de inicio en Windows 8

Microsoft explica la muerte del menú de inicio en Windows 8
5 de octubre, 2011

Microsoft ha explicado en sendas entradas en el blog de desarrollo de Windows 8, el radical cambio de la interfaz de usuario que llegará en el próximo sistema operativo afectando por ejemplo al menú de inicio.

Básicamente, el gigante del software indica que el uso del menú de inicio se ha reducido progresivamente desde su implantación en Windows 95. Desde Vista a 7 su uso se ha reducido hasta en un 61 por ciento en apertura de imágenes, un 56 por ciento en documentos, un 54 por ciento en el acceso al panel de control o un 42 por ciento en la apertura de aplicaciones.

Microsoft reconoce que el actual menú de inicio no está bien optimizado para funciones de uso frecuente, no permite una gran personalización, no ofrece información útil, únicamente dispone de un pequeño espacio para resultados de búsquedas y en resumen, reúne un conjunto de soluciones que hoy en día son muy dispares y están mal integradas.

Así las cosas, Microsoft renovará a fondo este apartado pensando tanto en el uso con pantalla táctil como en la versión estándar de escritorio con manejo con teclado y ratón. La evolución del menú inicio está vinculada con el desarrollo de otros conceptos relacionados, pero diferentes, como el lanzamiento de aplicaciones, cambio de aplicaciones, notificaciones del sistema y gadgets.

Por ello, Microsoft apuesta por un diseño que “te mantenga en contacto con todas las aplicaciones, actividades, lugares y personas que te importan”. Las imágenes con la interfaz Metro explican claramente cómo será esta pantalla de inicio:

Una pantalla potente, completa y eficiente que puede ser personalizada a voluntad con gran número de aplicaciones, documentos, funciones u objetos de todo tipo. Será cargada en caché para acceso instantáneo pero sin sacrificar el rendimiento y consumo de batería en portátiles y tablets. Unido a las funcionalidades de la barra de tareas en principio nos parece un concepto muy interesante que dotará de un mayor potencial a Windows 8.

  • Share This