Actualización Windows 8 acaba con Linux

Actualización Windows 8 acaba con Linux
26 de marzo, 2014

Windows8-Linux

Una actualización de Windows 8 detecta sistemas Linux instalados en configuraciones duales como “un problema de seguridad”, activando UEFI por defecto y suprimiendo el gestor de arranque GRUB acabando literalmente con la distribución GNU/Linux instalada ya que resulta inaccesible.

Como sabes, una buena opción para “tener lo mejor de los dos mundos” (Windows y Linux) es instalar una distribución GNU/Linux en un equipo con Windows instalado. Un tipo de instalaciones que hoy en día es trivial y al alcance de cualquier usuario ya que la distribución Linux la realiza automáticamente, particionando el disco, instalando y añadiendo un gestor de arranque como GRUB/GRUB 2 para permitir el arranque dual de Windows y Linux.

En los nuevos equipos con Windows 8, Microsoft añadió una función en las nuevas placas con sistema de entrada/salida UEFI. El gigante del software explicó que se trataba de un sistema de seguridad para “arranque seguro” del sistema, mientras que la comunidad Linux lo calificó de “restricción innecesaria” que buscaba impedir la instalación de otros sistemas en este tipo de equipos.

En la práctica, este Secure Boot en UEFI obliga a firmar el firmware y el software del proceso de arranque lo que protege de malware el proceso de arranque de Windows 8 pero impide instalar otros sistemas no preparados para ello. La comunidad Linux se puso a trabajar para ‘salvar’ este impedimento y desde la Fundación Linux se publicó el Secure Boot System oficial de Microsoft para Linux, lo que permitía a los desarrolladores independientes su implementación en cualquier distribución para arranque en este modo seguro junto a Windows 8, en equipos con las nuevas UEFI.

Además, varios fabricantes de placas base permiten desactivar esta función en la BIOS para facilitar de otros sistemas operativos alternativos junto a Windows 8.

Y en esas estábamos cuando desde Reddit nos llega el reporte de varios usuarios que hablan de una actualización Windows Update en Windows 8 que activa el Secure Boot sin intervención del usuario y deshabilita el gestor de arranque GRUB, dejando Linux inaccesible.

Se ha informado de este tipo de problemas en Fedora 20 y Ubuntu 13.10 aunque no sería raro que el resto de distribuciones también se vean afectadas. Básicamente, la actualización (todavía no se ha determinado cuál) detecta Linux como un ‘bicho raro’ problemático en seguridad y de ahí la activación del arranque seguro.

De momento, se recomienda la desactivación de las actualizaciones automáticas en Windows 8 / 8.1 en este tipo de configuraciones duales. Si no quieres tener que volver a reinstalar tu distribución Linux o reparar el gestor de arranque si como parece el sistema en disco está intacto.

  • Share This