Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Travel Pass: el pasaporte COVID de las aerolíneas para smartphone

Publicado el
Travel Pass: el pasaporte COVID de las aerolíneas para smartphone

La inminente puesta en marcha de Travel Pass nos recuerda que poco a poco, pero de forma imparable, empiezan a llegar los pasaportes COVID-19. En concreto, en este caso estamos hablando de la solución de seguridad frente al coronavirus elegida por la IATA (International Air Transport Association, Asociación Internacional de Transporte Aéreo), la asociación formada por las principales aerolíneas mundiales, para intentar proteger la salud de los pasajeros de sus vuelos en esta nueva realidad del coronavirus.

Tras varios meses de trabajo, Travel Pass fue probado con éxito a principios de marzo en un vuelo internacional entre Singapur y Londres y, a consecuencia de ello, los planes de las aerolíneas integrantes de IATA pasan por empezar a emplear este sistema de control en algún momento a mediados de abril, con un modelo de implantación progresiva. De momento, la primera en empezar a aplicarlo será Virgin Atlantic en la línea que conecta Londres con Barbados. Aunque se supone que este despliegue será con la versión definitiva, se entiende que en realidad esta primera experiencia se considerará, también, una prueba del sistema.

IATA espera que Travel Pass llegue a la App Store de iOS alrededor del 15 de abril, y todavía no hay fecha prevista para la versión para Android que, en cualquier caso, no debería retrasarse demasiado. La gran duda, en este punto, es si IATA esperará a que Travel Pass esté disponible en ambas plataformas para empezar a utilizar el sistema o, por el contrario, una vez que esté disponible la versión para iPhone ya será posible empezar a emplearla. La isla caribeña aceptará la aplicación en su frontera, lo que la convierte en uno de los primeros países en admitir un pase digital en lugar de documentación en papel.

La app permitirá a los usuarios almacenar los resultados de los tests de COVID-19 reconocidos legalmente, así como los certificados de vacunación. Sigue, por lo tanto, el mismo sistema que veremos en el pasaporte COVID de la Unión Europea, así como el empleado en otra soluciones como Excelsior Pass, el sistema empleado por la ciudad de Nueva York para poder volver a recibir turismo, un punto clave de su economía.

Estoy totalmente a favor de la idea de un pasaporte COVID, pienso que soluciones como Travel Pass son un elemento clave para evitar, en la medida de lo posible, la difusión del patógeno. Sin embargo, y aunque no me sorprende, me vuelve a decepcionar que el ser humano sea incapaz de ponerse de acuerdo. ¿Qué sentido tiene que haya decenas de tipos de pasaportes COVID? ¿No tendría más sentido que una entidad, pongamos la ONU, elija una solución y sea la empleada de manera global? Porque, de lo contrario, al final veo que acabaremos con tantos pasaportes COVID como tarjetas de fidelización.

 

Más información: IATA

Si me dieran una cana por cada contenido que he escrito relacionado con la tecnología... pues sí, tendría las canas que tengo. Por lo demás, música, fotografía, café, un eReader a reventar y una isla desierta. ¿Te vienes?

Lo más leído