Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Conexión a Internet para jugar online: Tres cosas que debes saber

Publicado el
Conexión a Internet para jugar online

Tener una buena conexión a Internet es fundamental para jugar online, ¿pero qué condiciones debe cumplir dicha conexión a Internet? Es una pregunta importante, ya que todavía a día de hoy muchas personas creen que la velocidad de la conexión es una de las cosas más importantes para jugar online, y en realidad es precisamente todo lo contrario, una de las menos importantes.

Para entender mejor los tres puntos que vamos a exponer a continuación, es necesario tener una base mínima que nos permita comprender cómo funciona una conexión a Internet cuando se utiliza para hacer diferentes cosas. En este caso, me voy a centrar en los tres usos más frecuentes, para no extenderme demasiado.

  1. Navegación web y mensajería: bajo este modelo de uso, se establece una comunicación entre nuestro PC y diferentes servidores, lo que significa que enviamos recibimos datos de forma intermitente y relajada. Los datos que enviamos no suelen ser pesados, así que no necesitamos una conexión especialmente rápida, y nos basta con una latencia inferior a los 100 ms.
  2. Reproducción de contenidos multimedia: en este caso, adquiere mayor importancia la descarga de datos, y la comunicación debe tener una mayor estabilidad y una menor latencia. La velocidad de la conexión pasa a ser más importante que en el caso anterior, aunque depende de la calidad de los contenidos y del peso de los mismos.
  3. Descarga de archivos y datos pesados: es fundamental contar con una alta velocidad de conexión a Internet, ya que esta reducirá el tiempo que necesitaremos para completar los procesos de descarga. También es importante la estabilidad de la conexión, ya que si perdemos la conexión o superamos ciertos tiempos de espera puede que tengamos que reiniciar la descarga desde cero.

Conexión a Internet para jugar online

Conexión a Internet para jugar online: Una tarea muy particular

Cuando empezamos a jugar online, se establece también una conexión entre nuestro PC y los servidores. Al interactuar con otros jugadores, se crea una relación múltiple en la que los servidores deben controlar y mover sus diferentes acciones entre todas las instancias de juego que se están ejecutando.

Así, por ejemplo, si estoy jugando a un juego de rol con seis amigos y nos metemos en una mazmorra, el servidor tiene que mostrar mis acciones a mis seis amigos, y tiene que mostrarme a mí las acciones que realizan estos. Es una explicación simplista, pero nos sirve perfectamente para entender cómo trabaja la conexión a Internet en este escenario.

Obviamente recibimos y enviamos datos de una manera constante, aunque estos tienen un peso muy pequeño. Con esto claro, estamos listos para ver esos tres puntos clave que debemos conocer cuando hablamos de conexiones a Internet para jugar online:

  • Estabilidad: la conexión debe ser estable porque, si se interrumpe en algún momento, nos desconectaremos del juego y dejaremos colgados a nuestros compañeros, o quedaremos indefensos ante nuestros rivales si el juego tiene un mecanismo de espera que nos mantiene en la partida. Algunos juegos no nos permitirán volver de forma inmediata al punto en el que estábamos con todo lo que ello supone.
  • Latencia: este parámetro mide los retrasos que se producen en el envío y la recepción de paquetes en las comunicaciones entre nuestro PC y el servidor. Si la latencia es alta, nuestras acciones se reflejarán muy tarde en el juego, lo que hará que no podamos disfrutarlo adecuadamente, y en casos extremos puede dejarnos totalmente paralizados o realizando acciones tardías que ya no tienen sentido.
  • Velocidad: como he dicho, es uno de los parámetros menos importantes, sobre todo si lo comparamos con los dos anteriores, pero esto no quiere decir que no debamos prestarle atención. Contar con una velocidad aceptable, tanto de bajada como de subida, es necesario para disfrutar bien de un juego online. Si utilizamos programas en segundo plano que consuman ancho de banda, la velocidad de la conexión a Internet deberá ser mayor por razones evidentes.

Contenido ofrecido por AVM FRITZ!

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

Lo más leído