Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Vodafone y Orange invertirán conjuntamente en redes de fibra óptica en España

Publicado el

Vodafone y Orange invertirán conjuntamente en redes de fibra óptica en España 30

Vodafone y Orange han anunciado un acuerdo para invertir conjuntamente en España, 1.000 millones de euros en redes de fibra óptica en los próximos cuatro años, con el objetivo de llegar a 3 millones de hogares, oficinas y locales de negocio en 2015 y a 6 millones en 2017.

Una inversión muy necesaria para mejorar las redes de alta velocidad españolas y de paso, competir de tú a tú, con la otra gran operadora, la multinacional Telefónica.

La inversión conjunta de 1.000 millones de euros «convierte al proyecto en una de las inversiones más importantes que se han realizado en España en este sector», señalan en nota de prensa Orange y Vodafone.

El acuerdo contempla que cada compañía despliegue su propia red FTTH en zonas complementarias, tanto el tramo horizontal como los cableados verticales necesarios para el acceso a los edificios, y que ambas compañías se faciliten el acceso mutuo y el uso de sus respectivas infraestructuras. Asimismo, ambos operadores negociarán de forma conjunta acuerdos de compartición con cualquier otro operador que disponga de verticales en los territorios cubiertos por este acuerdo.

El plan de despliegue ha sido acordado por ambas compañías, tanto en lo que respecta a los ritmos como a los territorios sobre los que se desplegarán las redes,
que serán todo lo similares que sea posible para garantizar la reciprocidad y el equilibrio del acuerdo. Dicho plan prevé alcanzar 3 millones de hogares en 2015 y 6 millones en 2017, cubriendo más de 50 ciudades y extendiendo de forma significativa la huella de FTTH en España. El ritmo de despliegue podrá ajustarse por común acuerdo entre ambas compañías en función de la evolución del mercado y del entorno regulatorio.

En lo que respecta a los cableados verticales, cada compañía construirá sus propias verticales en aquellos edificios donde no existan, dentro de su zona de cobertura. Ambas compañías compartirán las verticales construidas en virtud de este acuerdo y colaborarán para obtener el acceso a la infraestructura vertical de cualquier otro operador en aquellos edificios donde ya esté desplegada. Cada compañía se responsabiliza del mantenimiento de su red en el territorio asignado en el acuerdo.

Para el final, las dos empresas piden cambios regulatorios y se quejan de ‘trato de favor a Telefónica’: «La empresa española ha desplegado ya 2,2 millones de hogares y ningún alternativo ha podido compartir este despliegue. Tras meses de negociaciones sobre la compartición de redes, no hemos conseguido aún un acuerdo. Mientras tanto, Telefónica comercializa su pack Fusión Fibra, una oferta que no podemos replicar y ofrecer a nuestros clientes», explican en el comunicado conjunto Vodafone y Orange, en un interesante alianza para mejorar las redes españolas.

Lo más leído