Web Analytics
Conecta con nosotros
George Hotz George Hotz

Análisis

George Hotz se queda sin su Tesla S ¿Miedo al hacker?

Publicado el

George Hotz ha cancelado la reserva de un Tesla Model S tras recibir una llamada del equipo de abogados de la firma automovilística en la que le recordaban en una amenaza apenas velada que «el robo de propiedad intelectual es un delito«.

George Hotz tiene un historial como para prestarle tu productor electrónico preferido. Para quien no conozca a este hacker de «sombrero blanco», recordemos que con 17 años fue el primero capaz de saltarse la seguridad del iPhone original y romper la exclusividad con AT&T al permitir que el terminal de Apple funcionara con otras operadoras.

También sonado su trabajo en el hackeo a la PS3, desarrollando herramientas que permitieron el jailbreak o la ejecución de software no firmado por Sony y copias de seguridad de juegos para la consola.

Contratado por Google para formar parte del proyecto de búsqueda de vulnerabilidades, Zero, en los últimos tiempos Hotz ha trabajado en sistemas de conducción autónoma, produciendo el software Comma One que ha acabado transformado en una versión gratuita y licenciada bajo código abierto denominada Open Pilot, después de tener problemas legales -cómo no- con el administrador de tráfico en Estados Unidos.

Open Pilot solo funciona por el momento con un puñado de modelos de Acura y Honda y Hotz, pretendía probarlo en un Tesla Model S equipado con los últimos sensores HW2 que tenía reservado hasta que llegó la advertencia del equipo jurídico.

El hacker y Tesla tienen una historia detrás porque el mismo Elon Musk intentó contratarlo para que construyera un nuevo sistema de piloto automático con el fin de suspender el programa con Mobileye que utilizan los Tesla. La operación no se concretó y Hotz ha criticado el acceso total que Tesla tiene a todos los coches bajo conexión SSG (Secure Shell).

Historia rocambolesca no aclarada pero que muestra lo que hay en juego. Una millonada en software de conducción autónoma que garantice el funcionamiento y sobre todo la seguridad de la nueva generación de coches inteligentes. George Hotz tendrá que buscar otro Tesla S para hacer las pruebas.

Coordino el contenido editorial de MC. Colaboro en medios profesionales de TPNET: MCPRO, MuySeguridad, MuyCanal y Movilidad Profesional.

3 comentarios
  • Juan Gilsanz

    Pues deberían poder dejarle hackear el coche así tesla puede parchear las vulnerabilidades que encuentre

  • st.UART

    Ah, sí, Hotz… el que dijo que tenía un sistema de navegación universal que resultó ser un fraude.

  • BufferOverFlow

    Hay algo mal en el post. El acrónimo de Secure Shell es SSH no SSG.

Lo más leído