Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Cómo salvar la Web, según su inventor

Publicado el
Salvar la Web

Este fin de semana se ha cumplido un nuevo aniversario desde que el británico Sir Tim Berners-Lee escribió la propuesta de un sistema de distribución de documentos de hipertexto o hipermedios interconectados y accesibles vía Internet, que sería el germen de la “red informática de ámbito mundial” que hoy usamos, conocida como World Wide Web o Web.

Berners-Lee no está totalmente satisfecho de su “invento” ni del funcionamiento de la Internet actual y en el 25 aniversario de la Web, pidió a todos los internautas “se unieran unan y nos ayudasen a imaginar y construir los futuros estándares de la web, y a presionar para que cada país desarrolle un proyecto de ley sobre los derechos digitales que promueva una web libre y abierta para todos“. Una carta magna imprescindible para acometer “la toma de decisiones clave sobre la gobernabilidad y el futuro del Internet”.

Hace tiempo que viene reclamando una Internet más segura, privada y neutral, y el cumplimiento del principal objetivo desde su creación: “una plataforma abierta que permita a todo el mundo y en todas partes compartir información, ofreciendo oportunidades de acceso y colaboración a través de fronteras geográficas y culturales”.

Con motivo del 28 aniversario de la propuesta original de la Web, Berners-Lee ha publicado una carta abierta en la que se muestra “cada vez más preocupado por tres nuevas tendencias que hay afrontar para que la web cumpla con su verdadero potencial como una herramienta que sirva a toda la humanidad”. No es la primera vez que los denuncia pero viniendo del “padre de la Web”, bien valdría escuchar su análisis para salvar la Web.

tim-berners-lee

Hemos perdido el control de nuestros datos personales

El actual modelo de negocio para muchos sitios web se basa en ofrecer contenidos gratuitos a cambio de datos personales. Muchos de nosotros podemos estamos de acuerdo aunque a menudo tenemos que aceptar términos y condiciones largo y confusos y hoy, nuestros datos están fuera de nuestro control. Esta recogida de datos generalizada por las empresas tiene otros impactos. A través de la colaboración o la coacción, los gobiernos saben de todos nuestros movimientos en línea y aprueban leyes extremas que pisotean nuestro derecho a la intimidad.

Es demasiado fácil extender información falsa en la Web

Hoy en día, la mayoría de la gente encuentra noticias e información en la web a través de sólo un puñado de sitios de medios sociales y motores de búsqueda. Estos sitios ganan más dinero cuando se hace clic en los enlaces que nos muestran. Y eligen lo que nos muestran basado en algoritmos que aprenden de nuestros datos personales que están constantemente cosechados. Mediante el uso de métodos científicos y ejércitos de robots de datos, las personas con malas intenciones pueden jugar con el sistema para difundir información falsa con la que obtener beneficios económicos o políticos.

La publicidad política en línea necesita transparencia

La publicidad política en línea se ha convertido rápidamente en una industria sofisticada. El hecho de que la mayoría de la gente obtenga la información desde unas pocas plataformas y la creciente sofisticación de los algoritmos alimentados por la recopilación de datos personales, permite que las campañas políticas estén construyendo anuncios individuales dirigidas directamente a los usuarios. Hay indicios de que algunos anuncios políticos – en los EE.UU. y en todo el mundo – están siendo utilizados de manera poco ética. 

“Son problemas complejos y con soluciones poco simples”, pero algunas soluciones están trazadas como la de trabajar conjuntamente con las empresas de Internet para lograr un equilibrio que devuelva a las personas el control de sus datos, explica el padre de la Web.

Coordino el contenido editorial de MC. Colaboro en medios profesionales de TPNET: MCPRO, MuySeguridad, MuyCanal y Movilidad Profesional.

Lo más leído