Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Cinco errores frecuentes que cometemos con nuestra red Wi-Fi

Publicado el

Instalar una red Wi-Fi no parece complicado, solo tenemos que ubicar el router en un lugar determinado y realizar pequeños ajustes en la configuración por defecto. Una vez terminemos estaremos listos para disfrutar de nuestra conexión a Internet, ¿pero habremos dado todos los pasos necesarios para disfrutar de una experiencia óptima?

Es ahí donde está la clave. No es lo mismo instalar una red Wi-Fi a un nivel básico y sin preocuparnos demasiado que profundizar en el proceso y cuidar cada uno de los detalles. Si pasamos «de puntillas» es probable que acabemos cometiendo más de un error, y que esto nos acabe pasando factura tan pronto como empecemos a utilizarla.

Para ayudaros a evitar estos casos vamos a compartir con vosotros cinco errores frecuentes que se cometen al instalar una red Wi-Fi y os daremos en cada uno de ellos las indicaciones necesarias para resolverlos de una manera sencilla y rápida.

1.-No valorar el alcance real de la red Wi-Fi

Una conexión Wi-Fi tiene un alcance limitado, ya hemos hablado de ello en artículos anteriores, y hemos visto que tanto los obstáculos como la distancia no solo afectan a la calidad y a la intensidad de la señal, sino que también degradan de forma considerable el rendimiento.

Instalar una red Wi-Fi sin ser verdaderamente conscientes de nuestras necesidades puede acabar dándonos más de un quebradero de cabeza. Si vivimos en una casa de una única planta o en un piso que no sea especialmente grade lo normal es que con un buen router podamos cubrir prácticamente todas las dependencias, pero si vivimos en una casa de dos plantas o en un piso grande es probable que tengamos zonas donde la señal no llegue del todo bien.

Cómo puedo resolverlo: es sencillo, ten en cuenta la superficie que quieres cubrir y los obstáculos importantes que encontrará el Wi-Fi por el camino, y con esa información valora si deberías invertir en un punto de acceso o en un repetidor para ampliar el alcance.

2.-No cambiar las contraseñas que vienen por defecto

Los routers que utilizamos para conectarnos a Internet suelen traer asociadas una serie de contraseñas por defecto, tanto para la red Wi-Fi como para poder acceder al menú avanzado de configuración del mismo.

Dichas contraseñas se encuentran, en muchas ocasiones, filtradas en Internet y forman parta de largas listas que se pueden utilizar en ataques de fuerza bruta. Yo mismo sufrí hace muchos años una intrusión en mi red Wi-Fi por confiarme y dejar la contraseña que venía por defecto. Durante varios días noté una importante pérdida de rendimiento en mi conexión a Internet debido al ancho de banda que consumía a determinadas horas dicho intruso.

Cómo puedo resolverlo: solo tienes que entrar en el menú de configuración avanzada de tu router introduciendo «http://192.168.0.1» en el navegador y buscar la opción que te permitirá cambiar las contraseñas. Recuerda que si tienes un router de doble banda podrás utilizar contraseñas diferentes para cada una de ellas.

3.-Ocultar el SSID y no crear una red Wi-Fi de invitados

Ya lo hemos comentado en ocasiones anteriores, ocultar el SSID hará que nuestra red Wi-Fi hará que esta no se muestre de forma pública a los usuarios cuando realicen búsquedas de redes a las que conectarse. Esto añade una capa de seguridad que en entornos domésticos resulta muy útil, pero también puede acabar siendo «molesto», sobre todo si recibimos muchas visitas.

Si tenemos invitados y estos nos piden permiso para conectarse a nuestro Wi-Fi tendremos que explicarles que tenemos la red oculta, deberemos darles el nombre y puede que hasta sea necesario a ayudarles a completar el proceso para que se conecten.

Cómo puedo resolverlo: la manera más sencilla, rápida y segura es crear una red para invitados utilizando la configuración avanzada del router. La mayoría de los modelos actuales permiten personalizar diferentes aspectos, incluyendo el ancho de banda disponible y limitar su funcionamiento de una manera concreta. Dicha red para invitados aparecerá mostrada de forma pública, pero debe ir protegida con contraseña.

4.-No buscar actualizaciones de firmware

Las actualizaciones de firmware juegan un papel muy importante cuando hablamos de routers y de otros dispositivos que trabajan de forma conjunta con aquel, como los repetidores Wi-Fi o los PLCs. No todos los fabricantes ofrecen el mismo soporte ni cuidan las actualizaciones de la misma manera, pero esto no cambia el hecho de que son fundamentales para disfrutar de una experiencia óptima.

Uno de los mejores ejemplos lo tenemos en AVM, que lanza actualizaciones periódicas de su sistema operativo FRITZ!OS, basado en Linux, que no solo mejoran el rendimiento, la estabilidad y la seguridad de sus productos, sino que además añade nuevas funciones y mejoras interesantes a nivel de interfaz para ofrecer una experiencia de uso totalmente optimizada.

Cómo puedo resolverlo: cada fabricante ofrece, normalmente, actualizaciones de firmware a través de su web oficial, así que lo ideal es realizar búsquedas periódicas para asegurarnos de que tenemos instalada la última versión. En el caso de que utilicemos un router FRITZ!Box de AVM podemos configurar la instalación automática de las actualizaciones y listo, no tendremos que preocuparnos.

5.-Mantener los canales por defecto de nuestra red Wi-Fi

Con el paso del tiempo muchos routers han implementado un sistema que analiza automáticamente el grado de saturación de los diferentes canales disponibles y con capaces de alternar entre ellos para ofrecer, en todo momento, una buena experiencia de uso sin requerir la intervención directa del usuario.

Esto ha sido muy positivo, pero no todos los routers integran esta función. Si este es tu caso y dejas que el router utilice los canales por defecto es probable que acabe utilizando aquellos que estén más saturados, y esto afectará al rendimiento y a la calidad de tu conexión Wi-Fi.

Cómo puedo resolverlo: tienes una opción muy sencilla, utilizar una aplicación de análisis de canales para descubrir qué canales de nuestro entorno están menos saturados y conectarnos a ellos a través de los ajustes avanzados del router.

Contenido ofrecido por AVM FRITZ!

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

1 comentario
  • fernandofvh

    Hola. Supongo que el artículo tiene el objetivo de decirnos cuáles son los errores más frecuentes como bien dice el título. Pero en estos tiempos que corren uno se imagina que estos artículos te van a decir o al menos redireccionar a alguna página o artículo donde te explica cómo hacer lo que tienes que hacer. En fin se ve que la cosa era dar publicidad a AVM Fritz lo cual me parece muy bien porque de algo hay que vivir y he trabajado en los medios muchos años para saberlo, pero lo dicho me he quedado con la miel en los labios. Lo positivo es que me tendré que poner el traje de Scout, pedirle a Dora su mochila y su mono y seguir los consejos que dais que por otra parte están muy bien. En fin un saludo y hasta la próxima.

Top 5 Cupones

Lo más leído