Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Un error de Google Takeout permitió que terceros vieran tus vídeos personales

Publicado el
Google Takeout

Un «problema técnico» en Google Takeout provocó que los vídeos personales almacenados por la aplicación Photos en los servicios en nube del gigante de Internet se «exportaran incorrectamente» a las cuentas de otros usuarios. O sea, otros usuarios pudieron ver tus vídeos almacenados en la nube.

Google Takeout es una aplicación que permite descargar copias de seguridad de tus datos de otro software de la compañía. Y puede fallar. obviamente. Dice Google que el problema afectó únicamente a los usuarios que solicitaron exportaciones de Takeout entre el 21 y el 25 de noviembre del año pasado.

La extensión del error sigue sin estar clara aunque Google dice que afectó solo al 0,01% de los usuarios. El número es vago, pero, como referencia, Photos tiene más de mil millones de instalaciones solo en Android. Al menos no afectó a otras aplicaciones según Google. «Uno o más vídeos en su cuenta de Google Photos se vieron afectados por este problema», se lee en un aviso repetitivo enviado a los usuarios afectados.

La compañía está pidiendo a los usuarios que eliminen cualquier archivo que hayan descargado entre el 21 y el 25 de noviembre y que realicen otra exportación. El aviso sugiere que los archivos descargados durante este período de tiempo pueden estar incompletos o contener el contenido de otras personas.

«Solucionamos el problema subyacente y hemos llevado a cabo un análisis en profundidad para ayudar a evitar que esto vuelva a suceder. Lamentamos mucho que esto haya sucedido», explica Google en el aviso

Google Takeout es un buen mecanismo de exportación, pero como cualquier tipo de software puede sufrir fallos como este. El problema es que se trata de vídeos personales que nadie salvo el propio usuario o con quien lo compartiera voluntariamente debería haber visto. Y aunque se resolviera con prontitud, el daño ya estaba hecho.

Por otro lado, el uso de la nube es imparable por cualquier tipo de aplicación y servicio de Internet. Muy útil, si, pero este caso es un recordatorio (otro más) de que el contenido más personal (o comprometido) debes guardarlo a buen recaudo en tus sistemas de almacenamiento locales (como los NAS) y no subirlos a ninguna nube externa por segura que parezca. Una vez subido a Internet nada es seguro ni privado.

Lo más leído