Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Microsoft sigue dando pasos para eliminar el Panel de Control de Windows

Publicado

el

Panel de Control de Windows

El Panel de Control de Windows, la herramienta general de gestión del sistema que lleva entre nosotros desde que Microsoft apostara por las interfaces gráficas, está destinado a desaparecer a favor de la aplicación de «Configuración» presente en Windows 10. Y los chicos de Redmond siguen dando pasos en esa estrategia.

Microsoft considera el Panel de Control de Windows un componente legado y cree que debe transformarse en una herramienta más moderna en sintonía con el diseño y la experiencia de Windows 10. Desde el mismo lanzamiento del sistema, Gabriel Aul, el responsable entonces del programa Windows Insider, ya confirmó que esa era la idea.

Varias de sus características han sido migradas ya y ahora vemos otra en la última versión de prueba de Windows 10. Se trata de la función ‘Programas y características’, desde donde podemos ver las aplicaciones instaladas o actualizaciones de Windows y desinstalarlas en su caso.

También incluye otro servicio menos conocido, pero igualmente importante y avanzado, el que da acceso a la activación o desactivación de las características del mismo Windows. Un número enorme de elementos que controlan y habilitan aspectos de redes, servicios de impresión, la consola Powershell, el subsistema de Linux para Windows o el cliente de virtualización Hyper-X.

A partir de esa versión (todavía de prueba bajo Windows Insiders) los usuarios que accedan a Programas y características del Panel de control clásico, se le redirigirá automáticamente al apartado de Aplicaciones y características de la herramienta de Configuración de Windows 10.

Panel de Control de Windows ¿Cómo y cuando eliminarlo?

El objetivo final está claro. La estrategia para llevarlo a cabo no tanto. Al menos no es conocida. Microsoft va quitando componentes aquí y allá. Unos los mueve, otros los ofrece como un enlace de una a otra, algunos se transforman y muchos de ellos (demasiados) se duplican. Sí hay que destacar que, al menos, la herramienta de Configuración cada vez es más completa

Panel de Control de Windows

Sería deseable una transformación completa, de una vez, pero no debe ser sencillo teniendo en cuenta la cantidad de elementos y su importancia. O quizá Microsoft prefiera ir realizando estos cambios de manera gradual para que el usuario se acostumbre a ellos. Otro problema es que existen funciones avanzadas en el panel de control que quizá Microsoft no quiera trasladar a la Configuración, por ejemplo las herramientas administrativas.

Lo que sí está claro es que el panel de control está destinado a desaparecer. Personalmente lo sigo utilizando a diario incluso en Windows 10, pero a medida que pierde funciones se va convirtiendo en menos imprescindible. Otra opción sería mantenerlo como una opción oculta para los usuarios que quisieran habilitarlo, mientras que la «Configuración» de Windows 10 funcionaría como la herramienta de gestión por defecto.

Veremos. Windows Core System apunta a ser el futuro de los sistemas operativos de Microsoft y como vimos en su primera variante, Windows 10X, el panel de control ha desparecido por completo.

Lo más leído