Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Galaxy Note 21 podría no ver la luz debido a un problema de suministro de chips

Publicado el
Samsung Galaxy Note 21 Ultra

De igual manera que hemos estado sufriendo con las tarjetas gráficas, tras haber salpicado a la producción y stock de consolas de nueva generación, parece que la escasez de semiconductores habría llegado finalmente al sector de la telefonía. Y es que Samsung estaría planteándose no comercializar el Galaxy Note 21, un teléfono ya previsto y adelantado por algunos filtradores, debido al aparentemente inminente problema de suministros para crear sus chipset.

Si bien la línea Galaxy Note de Samsung ha sido durante los últimos años el foco de numerosos rumores que apuntaban a su desaparición, apuntando muchos a la similitud de funcionalidad y especificaciones con la nueva línea de teléfonos plegables como la serie Galaxy Z Fold, en esta ocasión se trata de unas declaraciones directamente lanzadas por la propia directiva de la compañía surcoreana.

Tal y como comparten desde Bloomberg, el jefe de dispositivos móviles de Samsung, Dong-jin Koh, también conocido como DJ Koh, reveló a los accionistas que la compañía podría saltarse el Galaxy Note 21 este año, señalando como uno de los problemas principales a la carga de lanzar dos modelos insignia en un mismo año, y por supuesto, mencionando el ya existente problema de producción de chips, augurando una repercusión para su próximo trimestre comercial.

Samsung Exynos 2100

Desde hace meses, fabricantes de chips como Samsung y TSMC han estado haciendo frente a esfuerzo por cubrir el existente déficit de suministro de semiconductores, un componente básico para una gran cantidad de dispositivos de consumo. Sin embargo, esta escasez ha provocado ya el cierre de numerosas plantas de producción en todo el mundo, amenazando ahora con llegara a colapsar ante la todavía enorme demanda de productos electrónicos de consumo.

Como problemática añadida, la propia Samsung también se vio muy afectada cuando su planta de fabricación de Texas sufrió cortes de energía a principios de este año, sin haber logrado todavía reanudar por completo la producción. Y es que de hecho este problema no afecta en exclusiva a los SoC Exynos, sino también al suministro de otros chipset 5G como los de Qualcomm, fabricados en estas instalaciones.

Por último, y adelantándose a la inevitable llegada de nuevos rumores relacionados, Samsung ha asegurado que, aun incluso si finalmente se saltase el lanzamiento del Galaxy Note 21, ésta familia de teléfonos inteligentes no desaparecerá por el momento, con un nuevo modelo para 2022 ya entre sus plantes.

Gran fan de la industria del videojuego, también me considero bastante techie, por lo que trato siempre de estar al día sobre toda la información tecnológica.

Lo más leído