Web Analytics
Conecta con nosotros

Análisis

Análisis: Jurassic World Evolution (PC)

Publicado el

Desde el estreno de su primera película, hace ya 25 años, no han sido pocos los que han soñado con ver hacerse realidad un verdadero Parque Jurásico en el que poder ver de primera mano a estas imponentes criaturas. Sin embargo, no ha sido hasta el estreno de su quinta entrega, y con el comienzo de la nueva saga de Jurassic World, que hemos podido por fin ver un juego de simulación de nuestro propio parque.

Sin embargo, Jurassic World Evolution parece haberse centrado más en el hecho de quedar bonito y atractivo, que en ofrecer una verdadera experiencia de juego dentro de lo que podemos estar acostumbrados en este género. Y es que el juego resulta excesivamente fácil, apenas suponiendo un reto, incluso para los más novatos en este tipo de simuladores (entre los que me incluyo), algo de lo que debería haberse percatado su desarrolladora Frontier, que ya ha podido tocar de primera mano éste género con títulos como Planet Coaster, Rollercoaster Tycoon 3, e incluso un juego sobre mantenimiento de animales como Zoo Tycoon.

Investiga, incuba y crea vida

Tal y como comentábamos, el juego se centra en la creación y administración de un parque temático, sin atracciones, pero lleno de peligrosos e imponentes dinosaurios. Pero, ¿de dónde salen estas criaturas? Comenzaremos con acceso a tan solo unas pocas razas, teniendo que realizar tareas de investigación o expediciones para lograr así recopilar nuevos fósiles con los que mejorar los genomas que tenemos, o ir encontrando nuevos especímenes.

Para ello, deberemos encargarnos de construir desde la red eléctrica, los edificios y espacios de contención, así como la propia parte de entretenimiento para los visitantes, con cúpulas de observación de los diferentes hábitats, hasta hoteles y restaurantes, los cuales también irán generando fondos para continuar con la expansión de nuestro parque.

A medida que avancemos, podremos también crear nuevos parques en las otras islas de legendario archipiélago de las Muertes, en las que nos iremos enfrentando a distintos desafíos y retos, los denominados «Contratos«, que funcionan a modo de pequeñas misiones a corto-medio plazo, y que nos guiarán y nos darán cosas concretas que hacer.

Éstas se dividen en las distintas divisiones principales en las que centra su gestión el parque: Ciencia, Entretenimiento y Seguridad. Tres departamentos que lucharán por nuestra atención ofreciéndonos distintas recompensas a cambio de cumplir con sus peticiones, algunas de ellas más largas o de altas inversiones, llegando a costar millones de dólares. A veces estas misiones presentan algunas incongruencias entre sí, lo que provoca que una mayor atención a cierto tipo de misiones, nos baje la afinidad con las otras divisiones.

Sin embargo no hay que dejar de tener en cuenta otros elementos como la economía, ya que contaremos con una buena participación, pudiendo definir los productos que se venden en las tiendas y restaurantes, e incluso modificar sus precios. Pero sin duda uno de los puntos fuertes es la capacidad de entrar en el terreno y mancharnos las manos.

Y es que podremos pilotar y movernos directamente por el parque con los jeeps o helicópteros, una vez los desbloqueemos, que nos permitirán a su vez realizar parte de las tareas por nosotros mismos. Desde el reabastecimiento de los cebos de alimentación, hasta incluso manejar a los guardas del parque usando las armas de dardos cuando los dinosaurios estén descontrolados o intenten escapar. Sin duda labores que ofrecen un mayor punto de entretenimiento e inmersión, pero que a la larga, acaban resultando algo repetitivas.

En la variedad está el gusto

Por el momento Jurassic World Evolution cuenta con hasta más de 50 especies distintas de dinosaurios, la cuales además podremos ir mutando con diferentes genomas, para lograr distintas estadísticas o colores, pudiendo así ver las distintas criaturas que habrían abitado cada uno de los entornos del planeta, según las recreaciones que nos propone el juego.

Jurassic World Evolution Especies

Es por esto mismo que resulta algo decepcionante la falta de especies marinas y voladoras en el índice de criaturas para incubar, más aún después de las declaraciones de la propia Frontier en las que aseguraba que si existía una demanda real por parte de los usuarios, los implementarían.

No puede dejar de pasársenos por la cabeza que se pueda tratar de una estrategia comercial, y que la llegada de estas nuevas criaturas llegue finalmente en forma de DLCs de pago, al igual que el ya estrenado pack Deluxe, que tan sólo incluía 5 nuevas especies, y que ya ha supuesto una gran retahíla de críticas al haberse lanzado de forma paralela al propio juego.

Banda sonora digna de alfombra roja

Donde no podemos encontrar pegas es sin duda en la banda sonora y arreglos de sonido del juego. En la versión original (inglés), el juego cuenta con la colaboración de los actores de las películas, con la presencia de Jeff Goldblum o Chriss Pratt. Pero no solo eso, y es que Jurassic World Evolution cuenta además con un doblaje íntegro al castellano, que no solo no presenta ninguna mala traducción, sino que además cuenta también con la ayuda de los actores de doblaje de las películas al castellano, logrando una gran sensación inmersión para los fans de la saga.

También brilla el apartado de efectos de sonido, con una gran variedad de rugidos de dinosaurio, así como de otros elementos de entorno como los vehículos, la construcción, y prácticamente todos los elementos del parque.

Pero no se puede hablar de la banda sonora de Jurassic Park sin hacer mención al tema principal tan conocido por todos, que también hace acto de presencia para ponernos (a mí al menos) los pelos como escarpias desde el minuto uno de la introducción.

Falta de realismo

Ya sabemos que los dinosaurios están extintos, y que la posibilidad real de llevar a cabo este tipo de parques temáticos es más una fantasía, pero eso no quita para que queramos ver un mayor realismo dentro de este juego. Y es que Jurassic World Evolution carece de muchos pequeños detalles que sin duda, acaban restándole mucho al juego.

Jurassic World Evolution Velocirraptor

Desde el combate entre dinosaurios, muy forzado y con animaciones repetitivas, pasando por el poco caos que provocan las fugas de especies altamente peligrosas, hasta el hecho de que los vehículos o edificios no sean nunca los objetivos de los ataques. Otro de los puntos que más se hecha en falta, es ver los verdaderos hábitos de vida de los dinosaurios. Y es que especies como el Velocirraptor, que se mueven y cazan en forma de manada, aquí lo hacen de forma ajena al resto de sus compañeros; o en el caso de los carnívoros más grandes, que sólo se enfrentan a otros dinosaurios de gran tamaño, ignorando a presas más fáciles y pequeñas.

También se nota una falta de capacidad de interacción con los visitantes, a los cuales tan solo podemos ver vagar, y que incluso presentan algunos fallos de realismo a la hora de moverse por el parque, atravesando paredes y puertas de los edificios. Además, cuando llevemos el jeep, podremos conducir impunemente por el parque y entre los visitantes, atravesándoles y conduciendo a través de ellos sin más.

En relación con la conducción, aunque sí es un punto curioso el hecho de tener que reponer a mano todos los comederos, la posibilidad de hacerlo desde el coche en apenas una fracción de segundo acaba por cargarse ese toque de realismo.

Conclusiones: Jurassic World Evolution

Jurassic World Evolution es un juego claramente orientado para los fans de la saga Jurassic Park, y que seguramente acabe decepcionando a los más puristas de éste género de simuladores. Si bien el título no presenta apenas bugs ni fallos, sí que parece un juego inacabado, pudiendo aún mejorar en bastantes aspectos. Nada que unas actualizaciones no puedan arreglar en un futuro.

Ahora bien, teniendo en cuenta su precio actual de 54,99€ (o 59,99€ en el caso de comprar la edición deluxe), cabría esperar que todos estos detalles estuviesen ya implantados, resultando actualmente un poco caro para lo que realmente nos ofrece.

Requisitos mínimos

  • SO: Windows 7, 8.1 o 10 (Service Pack 1) de 64bit
  • Procesador:  Intel i5-2300/AMD FX-4300
  • Memoria: 8 GB de RAM.
  • Tarjeta gráfica:  NVIDIA GeForce GTX 1050 (Legacy GPU: GeForce GTX 660) / AMD Radeon 7850 (2GB)
  • Espacio: 8 GB de espacio libre en disco.
  • Otros: DirectX 11

Requisitos recomendados

  • SO: Windows 7, 8.1 o 10 (Service Pack 1) de 64bit
  • Procesador:  Intel i7-4770/AMD FX-83500.
  • Memoria: 12 GB de RAM.
  • Tarjeta gráfica:  NVIDIA GeForce GTX 1060 / AMD RX 480
  • Espacio: 12 GB de espacio libre en disco.
  • Otros: DirectX 11.

Notas finales

7Nota

Historia4

Gráficos8

Banda sonora y efectos9

Jugabilidad y duración6

Calidad/Precio6

Gran fan de la industria del videojuego, también me considero bastante techie, por lo que trato siempre de estar al día sobre toda la información tecnológica.

Top 5 Cupones

Lo más leído