Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Se cumplen 49 años de la llegada del hombre a la Luna

Publicado el

La exploración espacial representa un enorme desafío para la raza humana, no sólo por todo lo que implica a nivel científico, tecnológico y económico, sino también por la propia hostilidad del espacio y la fragilidad que nos caracteriza. Sin embargo esta realidad no nos ha impedido llegar a pisar la Luna, y tampoco nos impide soñar con llegar algún día a Marte.

Durante los años 60 se produjo un enorme desarrollo de las misiones de exploración espacial que culminó con el Apollo 11, una de las más ambiciosas y de las más importantes de toda la historia. Gracias a ella los astronautas Armstrong y Aldrin llegaron el 20 de julio de 1969 a la superficie de la Luna y consiguieron aquello que el primero definió con tanto acierto: “un pequeño paso para el hombre, pero un gran paso para la humanidad”.

Es increíble pensar que en hace ya 49 años desde que pisamos por primera vez la superficie de la Luna, y si pensamos en los medios que teníamos entonces y en el estado de la tecnología y de la ciencia sólo conseguiremos asombrarnos todavía un poco más. A finales de los años 60 y mediados de los años 70 los “Apollo Guidance Computer” jugaron un papel clave en la ejecución de las principales misiones de exploración espacial de la NASA, y sus modestas especificaciones nos permiten hacernos una idea del “milagro” que obraron:

  • Procesador basado en lógica RTL de CIs (circuitos integrados) dedicados. Frecuencia de 2,048 MHz.
  • Memoria: palabras de 16 bits, hasta 2.048 palabras RAM (memoria de núcleos magnéticos), 36.864 palabras de ROM (memoria de núcleos cableados).

La misión fue todo un éxito ya que no sólo permitió al ser humano pisar por primera vez la Luna, sino que además tuvo un regreso libre de percances y un amerizaje perfecto el 24 de julio de 1969. Los astronautas aprovecharon su salida a la superficie de nuestro satélite para recoger algunas muestras que posteriormente fueron estudiadas en la Tierra, aunque tuvieron que pasar un tiempo prudencial en cuarentena para descartar la presencia en su organismo de elementos infecciosos de origen extraterrestre.

Marte es el próximo gran objetivo, pero volveremos a la Luna

Los que nos leéis a diario sabéis que Marte se ha convertido en el próximo gran objetivo de la exploración espacial. La razón principal es que de todos los planetas cercanos es el único que realmente podría utilizarse como vía de escape si tuviéramos que abandonar la Tierra en algún momento, ya que aunque sus condiciones no son óptimas para la vida humana tampoco llegan a ser tan hostiles como para hacer inviable el establecimiento de una colonia humana, cosa que sin embargo sí es imposible en Venus, al menos con los recursos de los que disponemos actualmente.

Sin embargo para cumplir esa meta de llegar a Marte debemos apoyarnos en la Luna. La NASA es consciente de la importancia que tiene crear una estación espacial o una base en la Luna como punto intermedio para completar el proceso de creación y envío de una misión tripulada a nuestro vecino rojo. Gracias a esa base podríamos lanzar un módulo con un combustible determinado desde la Tierra, y repostar y recoger las provisiones definitivas para el viaje a Marte.

Esto ayudaría a reducir los costes de la misión y al mismo tiempo ofrecería a los astronautas un punto de retorno más cercano en caso de que algo salga mal. No hay duda de que todavía quedan unos cuantos años para ver al hombre pisando Marte, pero lo importante es que se trata de una meta real y que sólo es cuestión de tiempo hasta que consigamos todo lo que necesitamos para cumplirla.

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

Top 5 Cupones

Lo más leído