Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

¿Realmente necesitamos una Nintendo Switch Pro? Saber Interactive dice que no

Publicado el
Nintendo Switch Pro

Durante los últimos meses hemos ido viendo numerosos rumores centrados alrededor de una hipotética Nintendo Switch Pro, una consola que, en teoría, iba a partir de un enfoque de nueva generación y que podría llegar en algún momento de 2021, aunque las informaciones más recientes apuntaban a 2022.

El caso es que, al final, la Nintendo Switch Pro no se materializó, y en su lugar nos encontramos con la Nintendo Switch OLED, una versión mejorada de la consola original de Nintendo que viene con más capacidad de almacenamiento, utiliza un panel OLED y tiene otras mejoras menores. Su precio es de 349 euros, una cifra razonable teniendo en cuenta esas mejoras.

¿Significa esto que no veremos una Nintendo Switch Pro? La respuesta es que no, al menos a corto y medio plazo, pero está claro que la gran N tendrá que renovar su consola en algún momento, y que al final acabaremos viendo, tarde o temprano, una Switch de nueva generación. Con esto en mente, creo quela pregunta más importante que podemos hacernos ahora mismo es la que vemos en el título de este artículo, ¿realmente necesitamos una Nintendo Switch Pro?

Saber Interactive cree que no necesitamos una Nintendo Switch Pro

Nintendo Switch Pro y OLED

La conocida desarrolladora ha comentado que «no es algo que necesitemos con urgencia», aunque al mismo tiempo ha dado un argumento que, ciertamente, parece apuntar en la dirección contraria: «hemos demostrado, junto a otras desarrolladoras, que no existe el port imposible«. Esta es una referencia a las adaptaciones de juegos triple A diseñados para funcionar en consolas más potentes, entre los cuales se encuentran algunos trabajos fantásticos por parte de Saber Interactive, como The Witcher III: Wild Hunt, Crysis Remastered Trilogy, Kingdom Come: Deliverance y World War Z.

El estudio cree haber alcanzado un equilibrio perfecto con sus adaptaciones de juegos triple A a la consola de Nintendo, y por ello piensa que todavía no nos encontramos en ese momento «crítico» donde el lanzamiento de una Nintendo Switch Pro empieza a ser algo verdaderamente necesario.

En este sentido, creo que es importante tener en cuenta que Nintendo se está viendo «ayudada» por la longevidad de la generación anterior de consolas, PS4 y Xbox One. Muchos de sus juegos se pueden portar a Nintendo Switch Pro porque esta monta, al final, una GPU Maxwell con 256 shaders, y porque solo con escalar la resolución y afinar algunos detalles es posible alcanzar ese nivel de rendimiento mínimo que es imprescindible para conseguir una experiencia jugable.

Con eso en mente, el verdadero punto de inflexión que tendrá que afrontar Nintendo será el salto definitivo a la nueva generación. Cuando se complete la transición a PS5 y Xbox Series X, habrá llegado el momento en el que esa esperada Nintendo Switch Pro no solo tendrá todo el sentido del mundo, sino que será realmente necesaria.

Personalmente, echo de menos aquella época en la que Nintendo despuntaba a nivel de hardware y ofrecía juegos con un acabado visual impresionante. GameCube fue la última consola de la compañía que adoptó ese enfoque ya que, con Wii, cambiaron totalmente de estrategia. ¿Os gustaría que Nintendo recuperase ese camino con la Nintendo Switch Pro? Los comentarios son vuestros.

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

3 comentarios
  • Eduardo Medina

    Nintendo es la única de las grandes compañías de videojuegos que aporta algo de innovación en términos jugables desde hace mucho tiempo, pero también se ha vuelto una tacaña de cuidado desde el fracaso comercial de Game Cube.

    Lo malo de la política que Nintendo ejerce desde Wii es que, cuando innova, se atrinchera en esa idea hasta matarla por completo, sin ni siquiera contemplar su evolución para mantenerla en el candelabro. Creo que Nintendo Switch no necesita una revolución, pero sí una buena renovación. Con un SoC a la altura y DLSS puede pegar un puñetazo sobre la mesa de tal calibre que podría dejar tiritando a PlayStation 5 y Xbox Series.

    Obviamente no creo que Switch alcance en calidad gráfica a sus competidores con el DLSS, pero las grandes capacidades de la tecnología de NVIDIA abriría la puerta en modo de portátil a mejorar la experiencia con los gráficos a la vez que se mejora el rendimiento y posiblemente la autonomía, mientras que en modo dock igual podría terminar siendo competitiva para jugar a 1440p si no alcanza el 4K.

    Cuando Wii U se estrelló, Nintendo tenía al menos los portátiles para refugiarse y de ahí que naciera Switch con un concepto híbrido. Eso le vino hasta bien a Nintendo porque así no tiene que hacer dos juegos por cada una de sus sagas míticas. Lo malo es que Switch es la única baza que le queda a Nintendo para mantenerse como first party, así que si Switch colapsa, la conversión de Nintendo en third será inevitable.

    Y para terminar, me da que la mayor competencia de Nintendo no será ni Sony ni Microsoft, sino los emuladores. Yuzu ya ha introducido o está introduciendo soporte para FSR, o sea, mejoras que Switch ya tuvo que haber incluido con una versión Pro, 2 o como se la quiera llamar. Yuzu ofrece soporte para Linux y la versión 5.16 del kernel apunta a mejorar bastante el soporte para los controladores de Switch. No sé cómo estará el soporte de los controladores de Switch para Windows.

    Y ojo, que la Steam Deck usa Arch Linux como base, así que las mejoras de Linux 5.16 para los controladores de Switch las tendrá tarde o temprano, así que si Nintendo no espabila de aquí a un tiempo y la Steam Deck es un éxito de ventas, que no se extrañe la compañía japonesa cuando vea que la gente ha decidido dejar de comprar su consola.

  • Sele Asuka

    No , pero si se nota que se ahoga en desempeño , ya lleva mas tiempo en el mercado para darse cuenta.

  • AG

    Más que una Switch Pro lo que hará falta será una Switch 2. Pero lo curioso y que nadie menciona, es qué parte del problema actual de la Switch pasa por software, ya que no me explico cómo le dejan tantos recursos de hardware al sistema operativo, 4 núcleos y 4 gigas de RAM para un sistema operativo que en teoría debería ser súper ligero en comparación a un Windows o un Android.

Lo más leído