HP Mini 210, más que un netbook

HP Mini 210, más que un netbook
1 de marzo, 2010

Además de ser uno de los primeros netbooks en incorporar el nuevo procesador Atom N450 con gráfica integrada, el HP Mini 210 supone todo un símbolo de la nueva estrategia de HP de no quedarse atrás en este mercado a diferencia de lo que se hizo en el pasado. El nuevo procesador Atom supone un paso al frente de Intel para proporcionar a los netbook una mayor potencia y sin embargo mantener los precios ajustados en la medida de lo posible.

No hay duda de que los procesadores de los netbooks, así como otros componentes de estos equipos, necesitan de un lavado de cara para mejorar su rendimiento respecto a generaciones anteriores y, todo ello, sin perjudicar la autonomía de este tipo de equipos (que es uno de sus aspectos más importantes) y sobre todo el precio. Para ello, Intel ha lanzado sus nuevas CPU Atom N450 de la familia Pineview. HP ha querido ser uno de los primero fabricantes en ofrecer ordenadores que lo incluyan y, así, hemos podido analizar el nuevo HP Mini 210.

Las grandes virtudes de esta nueva CPU son un consumo muy reducido, sólo siete vatios, cuando en el modelo N270 era de 16 W y también la inclusión de forma embebida de la GPU (tarjeta gráfica) en el propio componente. Esto tiene como aspecto positivo que se consigue ahorrar energía en el funcionamiento el PC y, además, que se mejora la frecuencia a la que funciona, ahora es 200 MHz. Eso sí, la memoria del adaptador continúa siendo compartida con el sistema, por lo que su rendimiento sólo se puede considerar como ajustado.

Un buen ejemplo de su capacidad a la hora de manejar imágenes en tres dimensiones es que en los juegos con efectos actuales como Shaders, como por ejemplo Doom 3, apenas supera los 10 FPS lo que hace inviable el poder usarlos. Donde sí que ha mejorado el nuevo equipo de HP es a la hora de reproducir vídeo en Alta Definición. Si bien los que tienen una resolución de 1080p no se pueden mostrar con la soltura debida, los que muestran 720 puntos se “mueven” a la perfección.

Otro de los muy buenos detalles del Mini 210 es su pantalla. Se continúa con la inclusión de las denominadas Flush Glass, que dotan de un aspecto muy llamativo al netbook. Su calidad es excelente y el control de gasto por la intensidad de brillo está muy conseguido.

Uno de los detalles que más nos ha llamado la atención de esta nueva entrega de HP es que ha desaparecido el botón que permite apagar los dispositivos inalámbricos, como son Bluetooth (opcional) y WiFI. El adaptador incluido para conectarse a una red sin cables es un Broadcom compatible con el estándar N y ofrece una excelente cobertura incluso con obstáculos como paredes de por medio. Por su parte, la conectividad de periféricos esta bien solucionada gracias a los 3 puertos USB que existen para tal efecto. Otro añadido es la inclusión de un touchpad mutitáctil, por lo que es posible, por ejemplo, realizar zoom con el uso de dos dedos.

Uno de los apartados que también ha mejorado HP en su equipo es el del almacenamiento. Se ha pasado de incluir un modelo de 60 Gbytes en los anteriores HP Mini a una unidad de disco con 250 Gbytes de capacidad. Aquí hay que reconocerle al fabricante que no ha tropezado dos veces en la misma piedra. Además, la velocidad de acceso a datos del componente es fantástica, con un tiempo medio que apenas supera los tres milisegundos.

Para finalizar uno de los apartados que menos nos ha gustado del equipo: su batería. Se incluye un modelo de tres celdas que, si bien permite que las dimensiones de este no sean elevada, perjudica en la autonomía del netbook (aunque bien es cierto que es posible adquirirlo con batería de 6 celdas). Eso sí, se nota que el conjunto de los componentes ha reducido su consumo de forma drástica, ya que con el modelo analizado hemos podido trabajar hasta 2 horas y 38 minutos sin necesidad de realizar recarga alguna.

Conclusiones

Esta vez HP no ha querido quedarse atrás a la hora de lanzar un nuevo netbook como pasó en ocasiones anteriores y, por ello, ha sido uno de los primeros fabricantes que ofrece un equipo de este tipo con procesador Atom N450, de la nueva familia Pineview (que destaca por la inclusión de la tarjeta gráfica en la misma CPU). El rendimiento del equipo es mejor que los PCs que incluyen el Atom N270 y el consumo menor, lo que posibilita una mayor autonomía. Otro buen detalle es la inclusión de una teclado tipo chiclet sin que por ello se reduzcan sus dimensiones (que son un 93% del habitual).

  • Share This