MusicDNA, sucesor del MP3

MusicDNA, sucesor del MP3
24 de enero, 2010

El formato MP3 lleva ya muchos años entre nosotros, de hecho, se ha convertido en prácticamente un estándar de manera que la gente no se refiere a las canciones en formato digital sino a "los MP3s". MusicDNA llega como su sucesor, debido entre otras características, a ser retrocompatible con los reproductores MP3 actuales y ofrecer una serie de información adicional para los nuevos reproductores. Entre dicha información se encontrará la letra de la canción, carátulas del disco, etcétera.

La industria de la música ha sido fuertemente golpeada por la piratería durante la última década y ahora busca desarrollar nuevas ofertas para motivar a los consumidores a comprar música a través de sitios legítimos, en vez de descargar los archivos de sitios ilegales. La nueva propuesta, llamada MusicDNA y que cuenta con el respaldo del inventor del archivo digital de música MP3, permitirá a los usuarios descargar un archivo MP3 en su ordenador junto con un contenido adicional.

MusicDNA, el sucesor del MP3.

Los sellos discográficos, las bandas o las tiendas minoristas podrán entonces enviar actualizaciones al archivo de música cada vez que tienen algo nuevo que anunciar, como la programación de giras, nuevas entrevistas o información actualizada en los sitios de red social. El usuario recibirá dicha información cada vez que se encuentra en línea.

Sin embargo, las personas que descargan el archivo de manera ilegal recibirán solamente un archivo estático y no les llegarán las actualizaciones. BACH Technology, el grupo detrás del formato MusicDNA, señaló que busca asociarse con minoristas, sellos discográficos, titulares de derechos y compañías tecnológicas, y que está dispuesto a ofrecer su tecnología a otros para que lo usen bajo sus propias marcas.

"Estamos recibiendo reacciones muy buenas y el hecho que esperamos incluir a todos en esto, y no competir contra ellos, ayuda", señaló el presidente ejecutivo Stefan Kohlmeyer. Los archivos musicales podrán ser usados con cualquier reproductor de MP3, incluyendo el iPod de Apple. Kohlmeyer dijo que el servicio evocará la época en que los seguidores de la música disfrutaban de las letras de las canciones y del trabajo de arte del álbum tanto como la experiencia de escuchar un tema.

"Lo que estamos devolviendo al usuario final es la completa experiencia emocional de la música […] Creemos que se perdió durante la transición hacia la era digital […] Creemos que una hermosa pieza de audio ha sido reducida a un código de números. Queremos enriquecerlo nuevamente", comentó Kohlmeyer

  • Share This