NVIDIA lanza sus 9300/9400

NVIDIA lanza sus 9300/9400
17 de octubre, 2008

Los nuevos procesadores gráficos integrados de NVIDIA han esperado al lanzamiento de los MacBooks de Apple, tal y como se esperaba, pero lo cierto es que la nueva oferta de este fabricante plantea un reto a la plataforma de ATI. Los nuevos GeForce 9300 y 9400 son dos chipsets con un procesador gráfico integrado que es hasta la fecha la oferta más potente que NVIDIA ha lanzado en este segmento en toda su historia.  

 

Es curioso cómo la influencia de Apple hace que empresas más importantes cedan ante sus imposiciones. Estos chipsets deberían haber sido presentados hace días, pero NVIDIA se plegó a los deseos de Steve Jobs y retrasó el lanzamiento para que Apple pudiera presumir de sus recién estrenados chipsets gráficos en los nuevos MacBooks. Un día después de ese lanzamiento NVIDIA “recibió el permiso” para presentar oficialmente los chipsets a nivel global, de modo que ya tenemos con nosotros oficialmente los NVIDIA GeForce 9300 y GeForce 9400.

 

 

Estos dos chipsets están destinados a funcionar con la familia de procesadores de Intel (Core 2, Pentium D, Pentium 4, Celeron D, Celeron) y con un FSB de 1333 MHz. El análisis de Ars Technica es excelente, y desvela las características de unos chipsets que son lo más de lo más en este campo en toda la historia de NVIDIA. Su apuesta por DisplayPort en detrimento de HDMI es significativa, y hace que poco a poco este estándar esté ganando la batalla en este terreno.

 

 

Aunque las prestaciones del chipset son destacables, lo más reseñable es la existencia de las nuevas GPUs integradas: estos chips disponen de una frencuencia de reloj de 580 MHz, además de soporte para memoria DDR3-1333, lo que aumenta el ancho de banda de la memoria. Además de la mayor potencia en gráficos 3D -lo que no significa que vayas a poder jugar a los juegos más exigentes en un portátil, por mucho que presuma Jobs- estas GPUs ofrecen compatibilidad con DVI Dual-Link, así que podremos conectarlas a monitores de 30 pulgadas con resoluciones de hasta 2560×1600 píxeles. Su orientación es clara: portátiles y equipos que se convertirán en Media Centers, para los que estos chipsets parecen ser una alternativa muy atractiva a pesar de las propuestas similares de AMD-ATI.

 

  • Share This