ASUS se hace más móvil

ASUS se hace más móvil

ASUS ha presentado hoy un buen número de productos dentro de su gama de ordenadores personales. Modelos conocidos, esperados y un lugar para las sorpresas. Además de consolidarse como la empresa que más está apostando por el netbook, ASUS presentó soluciones sobremesa sin perder de vista la misma filosofía de bajo consumo y tamaño y peso reducidos. También vimos los smartphones Windows Mobile que podrían evolucionar a Android.

 

Las siglas Eee están dando a ASUS muchos éxitos. Con su gama de netbooks han abierto un mercado de portátiles pequeños de bajo precio que está revolucionando el sector e incluso cambiando poco a poco la mentalidad del consumidor. Según se mencionó en la presentación, ASUS no está preocupada por los estrechos márgenes que dejan este tipo de ordenadores, porque lo importante es que han abierto un nuevo mercado. Es más, está dispuesta a explotar el concepto incluso en ordenadores de sobremesa, tal y como pudimos comprobar en la presentación. Gracias a esta filosofía de mercado, ASUS ha escalado posiciones en el mercado de portátiles creciendo más que ninguna otra empresa en el sector, según las cifras que presentó la compañía. En lo que respecta a productos, se mostraron algunas novedades que ya hemos podido ver en MuyComputer y otros productos, algunos muy innovadores.

 

Uno de los modelos de los que ya hemos hablado es el S101, un planteamiento del netbook con un diseño más cuidado y mejores materiales aunque manteniendo las características fundamentales de este tipo de portátiles, incluyendo el precio contenido. Se trata de un ordenador portátil de color grafito (hay otros colores pero que en un principio no estarán disponibles en España) de 2,5 centímetros de espesor y apenas un kilogramo de peso. Su conexión inalambrica se ha actualizado a 802.11 n de alta velocidad y Bluetooth 2.0. La pantalla es panorámica de 10,2 pulgadas de 1.024 x 600 puntos de resolución con retroiluminación LED para ahorrar energía. Esto, entre otras cosas, permite una autonomía que según el fabricante alcanza las cinco horas. Equipará un Intel Atom de 1,6 GigaHertzios, memoria de 1 Gbyte y disco duro SSD de 16 Gbytes ampliable hasta 64. En el apartado de almacenamiento ASUS hace una propuesta curiosa, con 20 Gbytes de almacenamiento online gratuito para todo comprador del S101 para complementar el espacio disponible en los discos del ordenador. Estará disponible a partir de noviembre con un precio de 599 euros, IVA incluido.

 

 

Hemos tenido ocasión de probar el S101 y nos ha parecido un modelo que transmite solidez y buenos acabados. Tanto el cierre como las bisagras y en general los elementos mecánicos nos han parecido buenos. La pantalla es de buena calidad, aunque con algo menos de contraste que la que podemos encontrar en portátiles de tamaño normal. El teclado, que ocupa de lado a lado la superficie disponible, es un adelanto frente a los modelos de Eee de tamaño más pequeño, y se puede escribir con mucha mayor comodidad. Por lo que pudimos apreciar, y a pesar de no encontrarnos en un entorno silencioso, la unión entre el disco de estado sólido y la tecnología de atenuación de ruido de ASUS consiguen que casi no se aprecien sonidos durante el funcionamiento. En general un modelo bastante sólido y convincente, con un precio que le coloca un poco en el límite de lo que se acostumbra para un netbook, pero las especificaciones lo justifican en parte.

 

También pudimos conocer el ASUS Bamboo, una especie de ejercicio de estilo en el que los ingenieros de ASUS han recubierto la carcasa del portátil con Bambú dotándole de una textura y un aspecto únicos. Por lo expuesto en la presentación, se trata de un material resistente y ecológico que puede cumplir perfectamente con el cometido de proteger el interior de un ordenador. Por lo visto, incluso fue puesto a prueba en una escalada al Everest. Gracias a las tecnologías incorporadas por ASUS, este portátil es ahorrador, ya que permite reducir el consumo de energía entre un 35 y un 70 por ciento según su uso. Por tamaño y peso seguimos en la categoría de netbooks o portátiles ligeros, pero su precio lo eleva a la de capricho. 1799 euros será lo que tendremos que desembolsar para disponer de este ordenador. Las características técnicas del ordenador son pantalla panorámica de 12,1 pulgadas retroiluminada LED, red inalámbrica 802.11 n, procesador Intel Core Duo, disco duro híbrido con 256 Mbytes Flash y baterías de hasta nueve celdas. Pesa, con la batería pequeña, 1,57 kilogramos.

 

 

También pudimos tratear con el Bamboo, y lo primero que hay que decir es que el tacto de la carcasa es muy agradable. No sabemos qué resistencia podrá tener a las rozaduras o al desgaste, pero en apariencia no parecía demasiado frágil. Como detalle, incluso el Trackpad se ha teñido de color bambu. El tamaño y el peso le hacen bastante manejable y cómodo de utilizar y transportar en casi cualquier situación. Dispone de un teclado agradable de usar, sin ser sobresaliente, y prestaciones bastante correctas por lo poco que pudimos ver.

 

Como hemos dicho, ASUS parece dispuesta a introducir el concepto netbook también en los ordenadores de sobremesa. En la presentación pudimos ver al respecto dos productos interesantes. El primero es el Eee Box, un ordenador de sobremesa que apenas ocupa un litro de volumen (aproximadamente lo mismo que un libro) y que incluso puede acoplarse en la parte trasera de un monitor utilizando los enganches VESA. El otro modelo, la sorpresa de la presentación, es el Eee Top, un ordenador todo en uno con pantalla táctil de 15,6 pulgadas pensado para ser transportado por toda la casa. Incluso existe una versión que permite un funcionamiento de cinco minutos sin estar conectado a la corriente, para que podamos desplazarlo sin perder la sesión iniciada. ¿Por qué hablamos de filosofía Netbook? Porque en ambos casos se cumplen las premisas principales de estos ordenadores: peso y tamaño reducido y precio contenido.

 

En el caso del Eee box nos encontramos con un equipo que funciona con el Intel Atom a 1,6 GigaHertzios, 1 Gigabyte de RAM, disco duro de 1,8 pulgadas de 160 Gigabytes, WiFi 802.11 n y lector de tarjetas multimedia. No se trata de un ordenador con el que podamos realizar tareas de edición de vídeo intensivo o que podamos utilizar para juegos 3D de última generación, pero puede ser un buen ordenador de salón para reproducción de DivX  y de televisión o radio IP aprovechando su baja emisión de ruido y su tamaño compacto. Dispone del sistema Express Gate de arranque rápido de las funciones básicas para disponer en pocos segundos de herramientas de reproducción de ficheros o navegación por Internet. Estará disponible a finales de noviembre por un precio de 329 euros.

El Eee Top responde a una filosofía similar al Box pero en este caso se ha integrado una pantalla táctil de 15,6 pulgadas que permite ser utilizado sin necesidad de teclado o ratón mediante un sistema de reconocimiento de escritura. En lo referente a las especificaciones técnicas, estas son muy parecidas al Eee Box, con Intel Atom a 1,6 GigaHertzios, 1 Gbyte de RAM, disco de 160 Gbytes y WiFi 802.11 n. Sin embargo en el caso de este modelo existe una versión con autonomía de cinco minutos sin conexión a corriente y con una tarjeta de vídeo ATI Mobility Radeon HD3450 que nos permitirá algo más de soltura en el apartado de las prestaciones gráficas. También dispone de webcam de 1,3 megapíxeles y altavoces integrados en pantalla. El acercamiento que hemos podido realizar al Eee Top ha sido breve, pero lo cierto es que la idea es interesante. El reconocimiento de escritura no es la forma ideal de introducir datos, pero puede servir para navegar por Internet o escribir correos breves. En cualquier caso se proporcionará tanto teclado como ratón inalámbrico como complemento. El precio rondará los 600 euros.

 

 

Quizás la sorpresa de la presentación fue la puesta de largo de dos modelos de Smartphone de ASUS. La empresa lleva ya tiempo fabricando este tipo de dispositivos pero es la primera vez que los podemos ver en España. Se trata de los modelos P320 y P552w, ambos funcionando bajo Windows Mobile 6.1 professional. El P320 dispone de una pantalla táctil de 2,6 pulgadas de 320×240 pixeles de resolución y un peso poco superior a los 100 gramos. Lleva integrados GPS, conexión WiFi, Bluetooth y cámara de 2 megapíxeles . No dispone de conexión 3,5 G HSDPA.

 

 

El P552w sí que ofrece conexión de datos HSDPA de alta velocidad, también pesa alrededor de 100 gramos y con respecto al otro modelo dispone de una pantalla táctil algo mayor, de 2,8 pulgadas, y una autonomía algo superior. El resto de las caracterísiticas son idénticas salvo el procesador, más potente para este último, y la memoria.  El P320 dispone de 128 Mbytes de Flash ROM y 64 Mbytes de RAM mientras que el P552w dispone de 256 Mbytes de Flash y 128 Mbytes de RAM. El P320 tendrá un precio de 329 euros y el P552w de 399. Lo más comentado con respecto a los smartphones ha sido la noticia, confirmada por el responsable de telefonía móvil presente en el acto, que ASUS va a trabajar con Google para realizar un modelo de smartphone que funcione bajo Android.

 

  • Share This