web stats

Packard Bell EasyNote Butterfly

Packard Bell nos presenta una propuesta interesante para el mercado de consumo que ofrece prestaciones notables a precio competitivo. Utiliza un procesador Intel de bajo consumo que auna rendimiento y autonomía en una máquina que se distancia de los netbooks por potencia, capacidad de almacenamiento y conectividad. Hemos probado una alternativa idónea para usuarios que quieren movilidad a bajo coste.

Packard Bell EasyNote Butterfly

Con 1,8 kilos de peso y una pantalla de 13,3 pulgadas, el nuevo equipo de Packard Bell no es especialmente ligero ni pequeño, pero sí lo suficiente para trasladarlo con comodidad. Se ha apostado por un diseño sobrio y moderno aunque quizás demasiado anodino, con una elegante cubierta de plástico negro piano sobre la parte posterior de la pantalla -estéticamente impecable, pero un auténtico imán para las huellas- y diferentes tonalidades de grises decorando las zonas interiores.

El ensamblaje del equipo es correcto, con refuerzos en las partes más sensibles y la solidez necesaria para afrontar el ajetreo diario a pesar del excesivo uso de plásticos camuflados por su apariencia metálica. En cualquier caso hay que comentar que realizamos el test sobre una versión de prueba, así que es posible que haya alguna diferencia respecto al equipo que finalmente se verá en las tiendas.

Packard Bell EasyNote Butterfly

A pesar de su pequeño tamaño el equipo exhibe una conectividad notable con 3 puertos USB 2.0, salida y entrada de audio, toma Ethernet, lector de tarjetas, VGA y un puerto HDMI. Por supuesto incluye soporte para redes WiFi 802.11 b/g/draft-n y Bluetooth 2.1 y en la parte superior de la pantalla encontraremos una práctica webcam.

Packard Bell EasyNote Butterfly

El teclado destaca por su excelente respuesta y funcionamiento silencioso. Ocupa gran parte del chasis y sus teclas están sobredimensionadas, renunciando a la disposición separada tan popular en los últimos meses a cambio de un mayor confort al teclear. Destaca la presencia del botón PowerSave que habilita un modo de ahorro energético para mejorar la autonomía del equipo utilizando la gráfica integrada en lugar de la dedicada, que debemos reservar para cuando tenemos el equipo conectado a la red eléctrica.

La pantalla de 13,3 pulgadas tiene una resolución nativa de 1.366 x 768 píxeles, en formato 16:9. Ofrece un nivel de brillo aceptable y el tratamiento del panel mejora el contraste (sobre todo en escenas oscuras) aunque a cambio de favorecer la aparición de molestos reflejos en exteriores. Afortunadamente el ángulo de apertura es suficientemente amplio como para corregirlos manualmente sin demasiadas dificultades.

El Packard Bell EasyNote Butterfly s funciona con un procesador Intel Core 2 Duo SU9400 a 1,4 GHz, incluye 4 Gbytes de memoria RAM (aunque la versión de 32 bit de Vista sólo permite aprovechar tres) y un disco duro de 500 Gbytes firmado por Seagate. Los gráficos vienen de la mano de una ATI Mobility Radeon HD 4330 con 512 Mbytes de RAM, una solución perfectamente válida para trabajar y disfrutar de contenido multimedia sin problemas.

Packard Bell EasyNote Butterfly

El equipo incluye 4 Gbytes de memoria RAM DDR3.

El rendimiento del equipo es notable, el sistema operativo se muestra ágil y podemos trabajar sin problemas con las aplicaciones más habituales. Sólo tareas pesadas como la codificación de vídeo o pruebas específicas que inciden en el rendimiento del procesador muestra alguna limitación que, desde el punto de vista práctico, no tendrán incidencia en el día a día con la máquina.

Dos de los aspectos más descuidados en los equipos con este rango de precios es la temperatura y el ruido. Afortunadamente no es el caso de este equipo donde tenemos que destacar el gran trabajo de los ingenieros desarrollando una máquina silenciosa y que se mantiene por debajo de los 30 grados en todo momento. Sobresaliente en este punto y más si tenemos en cuenta el bajo precio del ordenador.

Packard Bell EasyNote Butterfly

La autonomía del equipo sale muy beneficiada de su razonable configuración (procesador de bajo consumo junto a una solución gráfica híbrida), aunque para lograr unas cifras respetables no debemos exceder el nivel medio de brillo (la pantalla es uno de los grandes consumidores batería). En nuestras pruebas conseguimos unas 5 horas de media, que llegaron a 6,5 desactivando la conectividad inalámbrica y siempre con la gráfica integrada en placa.

Nuestra unidad venía con Windows Vista Home Premium como sistema operativo por defecto, en su versión de 32 bits. Merece la pena destacar la inclusión de software adicional de calidad como Adobe Photoshop Elements 6, Nero 8 Essentials y Microsoft Works 9 que permitirán disfrutar del ordenador desde el primer minuto. Suponemos que las unidades que finalmente lleguen al mercado incorporarán el nuevo Windows 7.

Packard Bell EasyNote Butterfly

Conclusiones

Una propuesta interesante para usuarios a los que no les basta con un netbook pero no quieren renunciar a la atractiva combinación de precio ajustado y movilidad.

El equipo no destaca sobre la competencia, pero tampoco tiene carencias importantes que nos impidan considerarlo una alternativa muy válida que se mueve en los mismos precios que otros equipos de su nicho que han pasado por el laboratorio. Quizás su principal rival sea el Acer Aspire Timeline 4810T, un ordenador que ya analizamos en nuestro laboratorio técnico con excelentes resultados y que es la plataforma tecnológica sobre el que se ha desarrollado el que nos ocupa.

En definitiva el Packard Bell EasyNote Butterfly s nos parece un portátil correcto, con una configuración equilibrada y sin puntos débiles que satisface las necesidades de un amplio espectro de usuarios a un precio espectacular.

Categorías: Análisis, Laboratorio