Web Analytics
Conecta con nosotros

Análisis

Hannspree ST281 MAB, versátil

Nos encontramos ante un televisor de 28 pulgadas que no pretende competir en lo último en tecnología con un panel LED y otras sofisticaciones de última hora, pero que ofrece buenas prestaciones y versatilidad. Prueba de ello son la doble entrada DVI, la posibilidad de utilizarlo como monitor con un amplio rango de resoluciones además de un par de altavoces competentes. Y todo por un precio que nos hará olvidar grandes marcas y tecnologías de última generación.

Publicado el

Nos encontramos ante un televisor de 28 pulgadas que no pretende competir en lo último en tecnología con un panel LED y otras sofisticaciones de última hora, pero que ofrece buenas prestaciones y versatilidad. Prueba de ello son la doble entrada DVI, la posibilidad de utilizarlo como monitor con un amplio rango de resoluciones además de un par de altavoces competentes. Y todo por un precio que nos hará olvidar grandes marcas y tecnologías de última generación.

La tecnología LED, conexión a Internet, imágenes en 3D… el mercado de los televisores está en plena transición y la sucesión de nuevas oleadas de tecnología hace que los modelos de las marcas punteras cada vez luzcan más logotipos en sus especificaciones. Pero hay ocasiones en las que lo que necesitamos es un buen televisor LCD, asequible y sin muchas pretensiones. El modelo de Hannspree que hemos probado cubre esta necesidad con la ventaja de la versatilidad.

Hannspree ST281 MAB, versátil 30

La primera impresión al desembalar el televisor no es demasiado positiva. El diseño es bastante agradable, con una peana fija y facilidades para colgar el televisor de la pared, pero el material plástico y algunos acabados algo imperfectos no transmiten sensación de calidad y solidez. En la parte frontal se disponen los altavoces y en la parte posterior todo tipo de entradas que incluyen dos conexiones HDMI y una VGA.

Hannspree ST281 MAB, versátil 32

La instalación del televisor es sencilla, gracias también al excelente mando a distancia. La sintonización de canales TDT es correcta y la recepción es bastante buena, incluso con antena interior. También probamos las entradas HDMI, VGA y por componentes y en el caso de las primeras se nota cierta pérdida de calidad, a pesar de haber utilizado los cables de alta calidad, aunque probablemente sea un caso aislado de nuestra unidad de prueba. También útil y accesible el panel de control del lateral. Los menús de configuración son muy intuitivos y fáciles de utilizar.

Hannspree ST281 MAB, versátil 34

Aunque el tamaño de la pantalla es algo grande, probamos el televisor como monitor. Para conseguir la excelente resolución máxima (1920 x 1200 píxeles) es necesario utilizar la entrada HDMI (por lo que tuvimos que instalar un conversor) ya que la entrada VGA no alcanza ese modo de visualización. Notamos en este caso algo más de calidad que al conectar dispositivos como Blu-ray o una consola de última generación.

Hannspree ST281 MAB, versátil 36

Durante las pruebas con el ordenador notamos una buena definición de los puntos a la hora de mostrar caracteres en distintas resoluciones. El inconveniente se presenta al cambiar de resolución, ya que la pantalla se queda en negro durante algún tiempo, aunque nada que sea especialmente reseñable. Por otro lado el tiempo de respuesta del panel (5 milisegundos) se mostró suficiente para escenas de juegos de acción.

Hannspree ST281 MAB, versátil 38

Tras las pruebas nos hemos encontrado con una buena alternativa, por tamaño y resolución, que sin demasiada inversión puede conseguir que en nuestra mesa de trabajo podamos lucir un monitor con sintonizador de nada menos que 28 pulgadas. Una opción versátil muy a tener en cuenta.

Hannspree ST281 MAB, versátil 40Hannspree ST281 MAB, versátil 42

En las pruebas de calidad al probarlo con películas Blu-ray los colores se mostraron vivos, aunque algo saturados. Menos satisfactoria fue la prueba con escenas oscuras, con un color negro poco convincente y la aparición de halos fruto de las lámparas que se colocan tras el panel. El brillo también puede considerarse más que aceptable. La calidad de imagen en definitiva no está a la altura de los últimos modelos LED, pero cumple a la perfección considerando la franja de precio a la que pertenece.

Hannspree ST281 MAB, versátil 44

No se puede decir en definitiva que la calidad del panel sea sobresaliente ni que esté a la última en tecnología, pero más que aceptable si no lo queremos asociar a un equipo de cine en casa y su uso va a ser más dirigido a programas de televisión. Con la ventaja además de su doble conexión HDMI, que nos permite tener conectados dos dispositivos de alta definición y con la ventaja añadida de la posibilidad de utilizarlo como monitor. Todo esto por un precio muy atractivo.

Lo más leído