Windows Mobile 7 en 2010

Windows Mobile 7 en 2010

Durante la presentación de los decepcionantes resultados económicos del último trimestre de 2008, el CEO de la compañía desveló además sus planes de adopción de Android en 2009 y la presencia de Windows Mobile 7 en 2010. Es la primera pista importante sobre la fecha de lanzamiento de la nueva versión de Windows Mobile. Se espera que la versión 6.5, una actualización menor, vea la luz en el Mobile World Congress de Barcelona. 

 

Motorola ha presentado unas cifras para el último trimestre del año que reflejan el momentos difíciles para las empresas tecnológicas. Unas dificultades para la compañía americana que ya se vieron reflejadas en la reestructuración de plantilla acometida hace poco. Sin embargo Motorola quiere olvidar (y que nos olvidemos) estas cifras y mirar al futuro. Por eso su CEO Sanjay Jha ha querido dar unas pinceladas a los planes de futuro de la compañía, dispuesta a huír hacia adelante y competir en el mercado de los Smartphones, el que mejor salud parece presentar en el actual panorama de la telefonía móvil.

Como ya anunciara la compañía, Jha ha declarado que 2009 será el año Android para Motorola al que ven más competitivo que Windows Mobile 6, pero este tradicional partner de Microsoft no abandona a los de Redmond definitivamente. El máximo responsable de Motorola declaró que en 2010 vería la luz Windows Mobile 7 y que la compañía iba a trabajar en modelos basados en esa plataforma. Lo curioso es que por parte de Microsoft hay un silencio absoluto sobre el futuro Windows Mobile 7. Sólo se sabe que el sistema de transición, el Windows Mobile 6.5, podría ser presentado en el Mobile World Congress de Barcelona. Por lo tanto estas declaraciones son la primera pista sólida del lanzamiento del nuevo sistema.

 

Además de estas revelaciones, Jha declaró que Motorola va a ajustar a la baja su producción de smartphones pero que serán productos destinados a un mercado más exigente y de alta gama. Los pasos que se den en el terreno de los smartphones deben ser muy cuidadosos. Se trata de un mercado en el que el iPhone y el nuevo Palm Pre podrían llevar la voz cantante junto con el Android, por lo que hipotecar la evolución de los productos al lanzamiento de Windows Mobile 7 en 2010 puede ser peligroso. De ahí que parezca sensato “engancharse” a Android para no perder el tren.

 

  • Share This