Los nuevos iMac defraudan

Los nuevos iMac defraudan
5 de marzo, 2009

Aunque durante el lanzamiento de los nuevos iMacs y Mac mini el pasado martes Apple hizo especial hincapié en el aumento de rendimiento que suponen los nuevos equipos, los test de velocidad llevados a cabo con la suite de pruebas Geekbench por parte de Primate Labs revelan que estos Macs sí son más rápidos, pero tampoco nada del otro mundo, ya que este aumento de rendimiento se debe a las diferencias de velocidad de los procesadores entre la anterior gama y la recientemente presentada.

Por ejemplo, cuando la velocidad del procesador es la misma, como sucede en el caso del nuevo iMac a 2,66 GHz y el iMac de gama media de la generación anterior, casi no hay cambios en los tests de velocidad, alcanzando en algunos casos diferencias de 11 puntos, que son inapreciables. Pero es que si nos fijamos en el iMac que su Intel Core 2 Duo corre a 2,93 GHz y sustituye al de 2,8 GHz, sólo tiene 189 puntos de ventaja, que en términos absolutos es un 5% más de velocidad, algo lógico por el cambio de procesador. La mayor ganancia se produce en el nuevo Mac mini, que llega a ofrecer un 7% más de velocidad, tampoco nada a destacar porque en este modelo hay un salto de dos generaciones en la tecnología de sus procesadores de 2 GHz.

Nuevo Apple Mac mini

Como cuentan en AppleInsider, la gente de Primate Labs se han visto soprendidos por los resultados, que vienen a demostrar que el rendimiento de los nuevos iMac y Mac mini está dictado por una arquitectura que es prácticamente idéntica y que no ha variado de manera fundamental en los últimos dos años. Está claro que esto no cambiará hasta que Apple se decida a incorporar la arquitectura Nehalem (como sí lo ha hecho ya con el nuevo Mac Pro) a través de la plataforma Calpella el próximo verano.

Por lo tanto, la conclusión es clara: si ibas a comprarte los nuevos equipos de Apple porque pensabas que experimentarías un aumento de rendimiento sustancial por sus procesadores, que se te vaya quitando de la cabeza. En el caso del iMac no hay muchos más cambios que destacar, salvo su tarjeta gráfica, pero en el Mac mini sí (memoria, disco duro, nuevos puertos, nuevo sistema gráfico…), por lo que tu argumentación para la compra deberá ir por este camino. Incluso en Primate Labs sugieren que podría ser más interesante comprar una unidad de la generación anterior porque igual se consiguen precios mejores al tratarse de equipos en stock o incluso reparados por Apple.

Pruebas de velocidad de los nuevos iMac y Mac mini

Respecto a los tests, debemos advertir que Geekbench se ha centrado en el rendimiento general del procesador, la velocidad de la RAM o el procesamiento de coma flotante, pero no examina el rendimiento gráfico de los nuevos equipos, que gracias a sus renovados sistemas gráficos (por ejemplo la NVIDIA GeForce 9400M del Mac mini, o las versiones con NVIDIA GeForce GT 120 y NVIDIA GeForce 9400M de los iMac), seguro serán más rápidos, por ejemplo, en tareas 3D. Además, los tests también ofrecen mejores resultados en tareas relacionadas con los discos al contar con más RAM, lo que evita que los equipos tengan que paginar memoria al disco con tanta asiduidad como en la generación anterior.

  • Share This