Snow Leopard, bueno para W7

Snow Leopard, bueno para W7
31 de agosto, 2009

La nueva versión del sistema operativo de Apple integra Boot Camp 3.0, la nueva versión del gestor de arranque e instalación de otros sistemas operativos de Mac OS X. Y afortunadamente esta versión da soporte a Windows 7. De hecho las mejoras en Boot Camp 3.0 van más allá de ese soporte, porque entre otras cosas será posible acceder a particiones HFS+ desde la partición de Windows. El consumo de energía del sistema con Windows 7 es además prácticamente igual al de Snow Leopard.

 

La aparición de Boot Camp en Mac OS X permitió a los usuarios que lo necesitasen poder instalar fácilmente Windows en sus Macs y disponer de un sistema con arranque dual muy sencillo.

Aquel software ha evolucionado y la llegada de Snow Leopard ha hecho que llegue la versión Boot Camp 3.0, que incluye mejoras muy relevantes. En primer lugar está el soporte para las versiones de 32 bits y 64 bits de Windows 7, algo muy interesante para todos los que quieran trabajar con una partición con este nuevo sistema operativo de Microsoft en el hardware de Apple.

 

Además de ello en Apple han querido facilitar la integración de ambos sistemas operativos, y desde Windows es posible acceder a los ficheros de particiones de Mac OS X formateadas con el sistema de ficheros HFS+ típico de este sistema operativo.

 

 

La autonomía de la batería de los portátiles de Apple también se ha visto mejorada con los drivers para Windows incluidos en Boot Camp, y ahora la vida útil de estos equipos es prácticamente idéntica en Mac OS X y en Windows.

 

Otras pequeñas mejoras también forman parte de la versión, como el hecho de que funcione mejor el pad multitouch (ahora menos sensible, algo importante tras los errores del driver de Windows anterior). Sin duda, mejoras importantes que hacen de los Macs unas máquinas cada vez más preparadas para sacarle el máximo partido no solo a Snow Leopard, sino también a Windows 7.

 

  • Share This