Web Analytics
Conecta con nosotros

Prácticos

Cómo limpiar y desinfectar el ordenador de casa

Publicado el
Cómo limpiar y desinfectar el ordenador

Pese a la situación de confinamiento en nuestros hogares impuesta durante el actual estado de emergencia frente al coronavirus, todavía existen algunas situaciones que nos obligan a exponernos a este virus, tales como salir a la compra, bajar la basura, o para algunos privilegiados, sacar al perro. Además, el confinamiento obligatorio quizá haya provocado que varios miembros de la familia manejen los mismos equipos informáticos de casa complicando el mantenimiento y desinfección. Accesorios como el teclado son, por ejemplo, un punto crítico.

Sin embargo, pese a que tomemos las precauciones pertinentes, esto no nos quita de exponernos al contagio. Y es que en muchos casos, es posible que seamos portadores incluso sin presentar ninguno de los síntomas.

Motivo por el cual rescatamos uno de nuestros antiguos tutoriales, adaptado a los nuevos tiempos que corren, en el que os explicaremos cómo limpiar y desinfectar el ordenador y todos sus componentes, sobre todo ahora que se ha convertido en nuestro punto central de ocio y trabajo.

Qué necesito para desinfectar el ordenador

Si bien existen algunos artilugios y productos destinados específicamente para el acondicionamiento de los ordenadores, muchos de ellos disponibles actualmente para su compra y distribución a través de las tiendas online, en esta ocasión vamos a ceñirnos a algunos de los utensilios que solemos tener ya en nuestros hogares, tales como las bayetas y trapos, cepillos de dientes o escobillas de platos, lejía y los geles desinfectantes.

Así pues, recordar que una solución diluida con 100 mililitros de lejía por cada litro de agua corriente, nos permitirá desinfectar cualquier superficie sin causar daño a nuestras pertenencias.

Cómo limpiar y desinfectar el ordenador portátil

Para empezar, debes comenzar por desconectar el portátil de la red eléctrica, retirar la batería si es extraíble, desenchufar también todos los periféricos y cableados que estén conectados, y los discos ópticos o tarjetas de memoria que tengas insertadas. Una vez realizado lo anterior, procederemos con la limpieza superficial del mismo, sin llegar a entrar en materia de desmontaje y componentes internos.

Limpieza del chasis

Simplemente procederemos a pasar un trapo (preferiblemente de tipo microfibra para evitar las pelusas) humedecido en una solución de agua y lejía rebajada, cubriendo toda la superficie del ordenador con especial cuidado de no introducir ningún tipo de líquido por las rejillas y puertos de conexión.

Limpieza de la pantalla

La limpieza de la pantalla es quizás una de las más delicadas, ya que normalmente no están diseñadas para entrar en contacto ningún tipo de líquido o humedad. sin embargo, no deberíamos tener problemas a la hora de limpiarlos con un paño húmedo, siempre y cuando este esté bien escurrido.

De esta manera, y utilizando una solución de agua y lejía, podremos pasar el conjunto completo del chasis y peana. No obstante, es recomendable que, antes de pasar este trapo por la propia pantalla, utilicemos otro trapo especializado para retirar las posibles motas de polvo y evitar que ésta se raye, así como la propia limpieza del primer trapo utilizado en el resto del monitor.

Cómo limpiar y desinfectar el ordenador portátil

Limpieza del teclado

En el caso de los portátiles, normalmente no contaremos con un opción sencilla para retirar las teclas y tratarlas de manera individual, por lo que tendremos que limitar su limpieza a la parte exterior. De esta manera, pasaremos el mismo trapo húmedo con el que hemos limpiado el resto de superficies y chásis del ordenador, tratando de no presionar en exceso las teclas para alcanzar la mayor superficie posible, y evitar a su vez la entrada de líquidos en los componentes internos.

De manera adicional, también podríamos tratar de alcanzar los espacios entre las teclas utilizando algún cepillo de dientes humedecido en la misma solución de agua y lejía, eso sí, asegurándonos bien de no introducir ningún líquido en el ordenador.

Limpieza de la ventilación

Un apartado importante dada la gran cantidad de suciedad y polvo que suele acabar localizada en estas aberturas. En esta ocasión, primero procederemos a retirar el polvo con un paño especial, tras lo que aplicaremos aire a presión directamente a los ventiladores para tratar de sacar la suciedad de su interior. Antes de esto, es recomendable bloquear los ventiladores, ya que si los giramos de manera inadecuada, podríamos encontrarnos con un «mal funcionamiento» después, provocando un pequeño ruido durante el resto de la vida útil del portátil.

Por último, sólo tendríamos que volver a pasar el trapo húmedo con agua y lejía utilizado en el resto de superficies generales por la parte exterior de las rejillas de ventilación.

Cómo limpiar y desinfectar el ordenador sobremesa

Como cualquier aparato electrónico, siempre que vayamos a utilizar productos acuosos o conductores de electricidad, es recomendable que primero procedamos a desconectar cualquier toma de electricidad del mismo. Algo que os recomendamos hagáis para todos los productos dispuestos a continuación.

Limpiar la pantalla

De igual manera que al desinfectar el ordenador portátil, volvemos a encontrarnos con una de las partes más delicadas, a la cual deberemos poner un poco más de atención para evitar la posible filtración de líquidos, debiendo asegurarnos de usar un paño seco pero húmedo, y bien escurrido.

De esta manera, y utilizando una solución de agua y lejía, podremos pasar el conjunto completo del chasis y peana. No obstante, es recomendable que, antes de pasar este trapo por la propia pantalla, utilicemos otro trapo especializado para retirar las posibles motas de polvo y evitar que ésta se raye, así como la propia limpieza del primer trapo utilizado en el resto del monitor.

Cómo limpiar y desinfectar la pantalla del ordenador

Limpiar el teclado

Lo primero de todo sería comenzar retirando la posible presencia de polvo y otros restos alojados entre las teclas, ya sea mediante el uso de algún spray de bote de aire comprimido, un aspirador de mano, o simplemente sacudiendo el teclado boca abajo con cuidado.

Tras esto podríamos proceder a levantar una a una todas las teclas del mismo, las cuales iríamos pasando por un trapo humedecido en la solución de agua y lejía, o en cualquier solución de gel desinfectante. Mismo procedimiento que deberemos aplicar después sobre el resto de la estructura y chasis del teclado, tratando de evitar en lo posible la entrada de humedad por debajo de los interruptores.

De manera adicional, en el caso de los teclados mecánicos también podríamos tratar de limpiar los espacios interiores las teclas, utilizando algún cepillo de dientes humedecido en la misma solución de agua y lejía.

Limpiar el ratón

Otro de los componentes más utilizados de nuestro ordenador, y quizás uno de los más sencillos de limpiar. Y es que tan sólo necesitaremos un pequeño trapo humedecido en la misma solución de agua y lejía diluida, repasando toda la superficie superior e inferior, e incluso el cable. Aunque también es recomendable dedicarle un pequeño foco de atención a la rueda de scroll, tratando de pasar toda la circunferencia.

Por otra parte, en el caso de que contemos con un modelo de chasis abierto, también sería recomendable tratar de limpiar su interior con el uso de un bote de aire comprimido o un aspirador de forma adicional a la propia limpieza del chasis.

Cómo limpiar y desinfectar el ratón del ordenador

Limpiar los auriculares

Uno de los grandes olvidados a la hora de desinfectar el ordenador suele ser los auriculares. Sin embargo, se trata de uno de los periféricos que más cerca está de nuestra cara, por lo que también es recomendable realizar una limpieza de los mismos.

Normalmente compuestos por materiales plásticos o metálicos, podremos limpiar la estructura general de nuestros auriculares con cualquier trapo húmedo en una solución de agua y lejía. Sin embargo, este tipo de productos puede afectar a algunos de los materiales utilizados en del almohadillado, tales como las pieles sintéticas. Para ello, siempre podremos optar por pasar estas superficies con un poco de la misma solución de gel desinfectante que utilizamos en nuestras manos.

Aunque la manera más segura de no dañar nuestros auriculares y lograr evitar la presencia del coronavirus, pasaría por retirar las almohadillas y sumergirlas durante un minuto en agua caliente superior a los 60 grados, en este caso sin la necesidad de añadir ningún otro producto de limpieza o desinfectante.

Cómo limpiar y desinfectar los auriculares del ordenador

Limpiar la torre

Por último pero no menos importante, debemos recordar que para desinfectar el ordenador de forma completa, también deberemos limpiar la torre. Ya sea simplemente cambiando un USB, encendiéndolo cada día, o simplemente mediante el contagio indirecto, se trata de un componente altamente expuesto.

Así pues, una vez más lo primero será apagar el ordenador y desenchufarlo de la corriente y otros periféricos. El resto de la limpieza podrá realizarse de forma sencilla utilizando productos especializados o cualquier trapo húmedo en agua y lejía (recomendable de microfibra u otros tejidos que no desprendan pelusas).

Si bien debería bastarnos con limpiar la parte exterior de la misma,  si lo preferimos, también podremos pasar este mismo trapo por todos los componentes internos del mismo. No obstante, es recomendable dejar pasar un tiempo entre la limpieza y la conexión a la corriente del equipo, asegurando así que todos quede seco para evitar problemas mayores. En este caso además, es recomendable tratar de evitar el uso de otros limpiadores como el amoniaco o el alcohol, dado su carácter corrosivo y conductor.

Cómo limpiar y desinfectar el ordenador

Gran fan de la industria del videojuego, también me considero bastante techie, por lo que trato siempre de estar al día sobre toda la información tecnológica.

Lo más leído