Analizamos XCOM 2: War of the Chosen, un DLC que roza la perfección

Analizamos XCOM 2: War of the Chosen, un DLC que roza la perfección
7 de septiembre, 2017
Total



9

  • Concepto y diseño
  • Novedades
  • Jugabilidad
  • Precio

XCOM 2: War of the Chosen es el nuevo contenido descargable para XCOM 2, la segunda entrega del remake XCom: Enemy Unknown y su expansión, producido para resucitar lo mejor de esta saga de estrategia que dejó para la historia dos títulos producidos por la no menos mítica MicroProse: UFO Defense y Terror from the Deep.

Con honrosas excepciones, la percepción general de los usuarios es que los DLC son un “saca-cuartos” inventado para cobrar por contenidos que deberían haberse incluido en el juego original. XCOM 2: War of the Chosen rompe la norma, mejorando jugabilidad y estabilidad del juego base y añadiendo tal cantidad de novedades de todo tipo que la expansión podría pasar perfectamente como un juego nuevo.

2K Games / Firaxis nos ha cedido amablemente un código para la versión del juego PC en Steam y como verás en la puntuación, nos ha gustado, y mucho. Dejando a un lado el precio (del que hablaremos al final), merece la pena muy por encima de anteriores DLC para el juego y es un espejo donde mirarse para publicar este tipo de “contenidos descargables” sin perder el respeto al cliente y no terminar matando la “gallina de los huevos de oro”, la primera industria del entretenimiento mundial.

Requisitos de hardware

Firaxis repite requisitos mínimos de hardware del original para la nueva expansión. Son contenidos para un juego top actual si exceptuamos el enorme espacio de almacenamiento que tienes que tener libre. Además de las versiones para Xbox One y PS4, destacar el soporte multiplataforma en PC, para Windows 7 (x64) en adelante; Mac (macOS 10.12.5 y superior) y Linux (Ubuntu 17.04 64-bit o Steam OS 2.121).

  • Procesador: Intel Core 2 Duo E4700 (2,6 GHz) o AMD Phenom 9950 Quad Core (2,6 GHz)
  • Gráfica: ATI Radeon HD 5770 (1 GB), NVIDIA GeForce GTX 460 (1 GB) con DirectX 11
  • 4 GB de RAM
  • Hasta 65 GB de espacio en disco

Como en todo juego para PC, los requisitos máximos se extienden hasta donde tu presupuesto lo permita. No es un shooter, pero todo vendrá bien especialmente de la gráfica dedicada. Para que tengas una referencia, lo hemos probado en un sobremesa con una Radeon RX 480 y un Core i7-6700K, y en un portátil con GTX 1050 y un Core i7 7700HQ.

El juego permite modos de juego en ventana, ventana sin bordes y a pantalla completa, en múltiples resoluciones desde 1280 x 720 píxeles. Firaxis ofrece detección automática de ajustes gráficos y cinco modos gráficos predefinidos para abarcar cualquier equipo desde el hardware mínimo. Con el sobremesa, la ejecución es perfecta con todos los filtros “al máximo” en 1080p y “alta” en 2K. En el portátil, lo mismo, al máximo de calidad de imagen en FHD. También se puede jugar perfectamente a esa resolución con la gráfica integrada, Intel 630, bajando filtros a “medio”. Para los equipos de gama baja, el desarrollador propone una configuración “al mínimo”.

Si en el análisis de la primera versión del juego original obtuvimos pérdida de frames en algunos apartados, distintos bugs gráficos, pérdida de la integridad de la caché o excesivos tiempos de carga entre misiones, en XCOM 2 War of the Chosen no hemos visto nada de eso. Firaxis actualizó el juego base desde el principio y lo ha ido haciendo nuevamente con cada uno de los DLC publicados. Con War of the Chosen va perfecto, las misiones se cargan rápidamente y no hemos detectado fallos gráficos con el hardware indicado.

Para el control del juego hemos utilizado teclado y ratón, periféricos ideales para este tipo de juegos de estrategia y perfectamente resuelto en el juego, aunque también soporta controladores como el de Xbox One o el Steam Controller. Un buen ratón es lo mejor y con él se puede manejar casi todo el juego, con apoyo del teclado sobretodo para la acción táctica.

Novedades XCOM 2: War of the Chosen

Lo que tenemos entre manos es -como decíamos- un juego nuevo. Si has jugado al original te van a encantar, porque hay novedades de todo tipo, ofrece una nueva historia, nuevos mapas y misiones, más enemigos, ayuda de la resistencia o mejoras en la base, cuya mezcla producen variantes en la jugabilidad tanto en la táctica como en la estrategia y elevan el nivel de la saga en todos los apartados.

Si te acercas por primera vez al juego, te recomendamos un repaso previo al análisis que realizamos del juego base. Mucho de ello es utilizado por el DLC, aunque como decimos los cambios y añadidos son muy variados. Vamos con ellos intentando destripar la historia lo menos posible. Aún así, si quieres jugarlo sin ningún tipo de información de las novedades del DLC pasa al siguiente capítulo.

Nuevos amigos

Por fin la resistencia a los alienígenas tiene algo más que hacer que dar créditos al proyecto X-Com. Han surgido tres nuevas facciones –Segadores, Guerrilleros y Templarios– que aunque se llevan a matar entre ellos por su filosofía opuesta, terminarán siendo imprescindibles bajo nuestra mano. Su llegada ofrece variantes estratégicas al juego y también tácticas a la hora de ponerse duro.

XCOM 2: War of the Chosen

Tienen su base en distintas zonas del planeta que podemos localizar y liberar, y a su vez, podremos controlar a sus héroes en acción. Cuídalos porque son únicos respecto a nuestros soldados XCom, incluyendo armas, armaduras o sus poderes, accesibles cuando vayan subiendo de nivel y asignados de forma distinta a los XCom. Estas facciones dan mucho juego y ofrecen otras ventajas como veremos en las novedades de la base.

La resistencia “de a pie” repartida por el mundo ahora también se defiende. Si antes asistían como pasmarotes a su exterminio ahora algunos luchan por su vida. No los podemos controlar, pero ayudan en algunas misiones, especialmente en operaciones de represalia que antes eran bastante complicadas de resolver.

Nuevos enemigos

A nuevos amigos ya sabes lo que corresponde. La gran novedad del grupo de enemigos llega de “Los Elegidos“, lo más peligroso que hayan puesto sobre la Tierra los malvados Ancianos. Su objetivo es localizar al Avenger y capturar a nuestro comandante, y para ello, secuestrarán, interrogarán y matarán a la resistencia y soldados de XCOM.

XCOM 2: War of the Chosen

Los Elegidos son tres –Brujo, Cazador y Asesina– y al igual que las nuevas facciones de resistencia que nos ayudan, controlan distintas partes del planeta. Tendremos que localizarlos, derrotarlos y finalmente exterminarlos, si podemos, porque aparecen muy pronto en el juego, tienen habilidades distintas y quizá no estemos preparados para su poder hasta que no mejoremos a nuestros soldados. Los Elegidos no sólo aparecen en las operaciones tácticas, sino que influyen en el plano estratégico para desbaratar nuestras operaciones.

Además de los anteriores, el ejército regular de ADVENT a los que combatimos, también cuenta con enemigos nuevos y mejorados, como el Sacerdote o el Espectro. Otra de las novedades llegan de “Los Perdidos“, humanos expuestos a sustancias químicas esparcidas por los alienígenas, que vagan por ciudades abandonadas. No son tan peligrosos como los anteriores, pero aparecen en grupos numerosos, atacando tanto a nuestros soldados como a nuestros enemigos.

Base y soldados

Nuestro cuartel general en el Avenger también ofrece novedades interesantes a tener en cuenta en el plano estratégico del juego. La llegada de las nuevas facciones de resistencia permite nuevas instalaciones como “El anillo” para coordinar las nuevas misiones de operaciones encubiertas, otra novedad que nos ofrecerá ventajas de todo tipo en la entrega de suministros o para aumentar nuestro grado de amistad con las facciones de resistencia y en la que tendremos que asignar a soldados e ingenieros o científicos de apoyo. Ofrecen nuevas posibilidades de estrategia, pero se restan de los que tenemos disponibles en la base complicando el escenario general.

XCOM 2: War of the Chosen

Otra dependencia nueva es “La enfermería”. Se describe sola, cura más rápido a los soldados heridos y permite quitar sus rasgos negativos. Más interesante es una nueva función que nos permite asignar y mejorar los “vínculos” entre los soldados. Un grado de amistad que nos ofrecerá nuevas habilidades y ventajas tácticas si los enviamos juntos a las misiones y que en ocasiones, supondrá la diferencia entre la vida y la muerte.

XCOM 2: War of the Chosen

Se mantienen las imprescindibles secciones de arsenal, ingeniería e investigación. Los científicos cuentan ahora con una nueva función de “inspiración” que aparece aleatoriamente y que puedes aprovechar por tiempo limitado para acelerar una investigación o realizar una a la que no tenías acceso. También tenemos el puente desde donde accedemos a la vista del planeta, sus regiones y misiones. Como en el juego original, verás un reloj y no está de adorno. La gestión del tiempo es vital. Todo cuesta recursos y tiempo, mucho tiempo.

Nos ha gustado el nuevo sistema de “puntos de habilidad” otra variante que aporta novedades y variantes estratégicas. Hay puntos para soldados individuales y también globalmente para el grupo de XCOM. Se consiguen de múltiples maneras, por ejemplo en la acción táctica al realizar un buen flanqueo o al matar un enemigo desde un terreno elevado. Los puntos permiten asignar inusuales habilidades fuera del árbol tradicional que dispone cada soldado según su clase. Algunos miembros de nuestro arsenal son tremendamente inteligentes y ganarán puntos de habilidad rápidamente permitiendo crear supersoldados una vez avanzado el juego.

Otras novedades

EL DLC ofrece nuevos entornos para las misiones tácticas. Están muy bien trabajados, aunque como en el juego original terminarán sonándote. Hay ciudades abandonadas donde suelen aparecer Los Perdidos, túneles subterráneos y otras novedades en cuanto al diseño de mapas.

Otro apartado viene de la personalización visual de los soldados. Avanzando en lo que ya ofreció uno de los anteriores DLC -Hijos de la Anarquía- con más de 100 configuraciones diferentes de looks en los que podíamos crear un soldado único en el apartado visual, War of the Chosen incluye un “fotomatón” (como suena), un editor visual para crear carteles de la resistencia donde podemos incluir a nuestros soldados, textos y fondos.

XCOM 2: War of the Chosen

A destacar el trabajo de Firaxis en la localización. La expansión está perfectamente localizada (textos y voces) al español. Al igual que el juego base, otro buen detalle para los hispanohablantes que tienen al español como lengua nativa y que pronto seremos 500 millones. En cuanto al sonido, no es el aspecto más destacado de la saga, pero acompaña de manera correcta y en su edición original (en inglés) encontramos las voces de actores conocidos. Hay bastantes más cinemáticas nuevas, producto de la nueva historia introducida.

Jugando a XCOM 2: War of the Chosen

La vida no es sencilla y todos los juegos XCOM son difíciles de resolver, lo que nos encanta a sus seguidores, pero puede abrumar a los jugones que se acerquen por primera vez. El nuevo DLC no es distinto. Sin embargo, ofrece algunas nuevas opciones que equilibran la dificultad y ajustan el nivel para todos sobre lo que ofrece el XCom 2 original.

Así, el modo campaña mantiene cuatro grados de dificultad desde “recluta” a “leyenda” y permite una opción del tutorial que nos introducirá en la acción y que conviene activar al menos la primera vez. Las nuevas opciones avanzadas son las que ofrecen el mayor grado de personalización. Y las hay para hacer el juego más fácil, más difícil, más corto o más largo, según requiera el jugador. Uno de los más interesantes para los que se les hacía demasiado duro el juego es la “estrategia prolongada”, que duplica la duración del proyecto alienígena, Avatar, proporcionando más tiempo para derrotar a los enemigos.

XCOM 2: War of the Chosen

Al contrario, los que quieren la máxima dificultad pueden optar por opciones como reducir los consejos, el horizonte sombrío (efectos permanentes de los eventos oscuros) y el hombre de hierro, donde el progreso del juego se guarda automáticamente y no podrás recuperarte de ningún error, porque cada una de las decisiones que tomes será definitiva. Prueba con varias opciones para ajustar el juego a tus preferencias y habilidad.

Además de la campaña principal para un solo jugador, el título ofrece un modo multijugador que amplía la vida de juego. Puedes crear partidas personalizadas en salas públicas, privadas o LAN en una decena de mapas y con una amplia elección de pelotón. La novedad en modos de juegos llega del “Modo Reto”, donde debes conseguir el mejor puesto en un marcador global. También estarán disponibles nuevos MOD para el juego, herramientas de la comunidad que permiten crear tu propia campaña, tácticas y enemigos que puedes compartir en Steam Workshop.

En cuanto al juego en sí, el título mantiene las dos fases bien diferenciadas de todos los juegos de la saga: una estratégica en tiempo real en la base y una táctica por turnos en el modo combate, que es, sin duda, la más interesante, aunque las decisiones que tomemos desde el Avenger son cada vez más importantes como hemos comprobado en esta expansión.

XCOM 2: War of the Chosen

Acudir a los eventos importantes primero y los secundarios después es clave, pero el factor tiempo complica el objetivo y algunas decisiones. Los saltos de pantalla en este modo te pueden volver loco y sería un aspecto a mejorar en el aspecto de gráficos.

El modo combate táctico por turnos es lo mejor de los Xcom desde siempre. Cuando iniciamos una misión podemos elegir a los soldados disponibles (decisión clave en algunas operaciones) en el número que nuestro nivel tecnológico permita en cada momento, así como sus armas, armadura y accesorios. Hay misiones de todo tipo, acciones de represalia, rescates de VIP, ataques a bases, a las fortalezas de los elegidos y escaramuzas varias, además de las novedades de las operaciones encubiertas.

XCOM 2: War of the Chosen

En cuanto a escenarios, encontramos las novedades mencionadas, además de los mapas conocidos ligeramente variados, pero más grandes y más detallados, con más elementos incluidos y más “deformables” por tí y por tus enemigos.

Conclusiones XCOM 2: War of the Chosen

Si el juego original lo calificábamos como “juegazo”, XCOM 2: War of the Chosen es “juegazo+”. Un DLC que roza la perfección y que verdaderamente merece la pena porque el conjunto de novedades resulta en todo un nuevo juego.

Además de las múltiples novedades mencionadas y otros detalles que descubrirás en casi nueva pantalla, destacar la mejora general del funcionamiento del juego, solucionando algunos bugs y lags en el modo combate y mejorando muchísimo los tiempos de carga, especialmente entre misiones. Firaxis ha integrado muy bien el DLC con el juego base y también con anteriores expansiones (no son imprescindibles) si las has comprado, pudiendo personalizar la entrega de contenido de las mismas según tus gustos en la última.

Lo que sí es obligatorio para jugar es el juego base XCom 2. Después de tantas alabanzas, ello nos lleva a mencionar un aspecto -a nuestro juicio- negativo: su precioXCOM 2: War of the Chosen para PC cuesta en Steam 39,99 euros. Para mí, vale cada euro de lo que cuesta, pero puedo entender que a un usuario que se acerque al juego se le haga duro tener que pagar adicionalmente por el juego base. O el seguidor de la saga que pagó por él en su momento, además del gasto realizado en anteriores DLCs y pack de refuerzo.

Por ello no le damos la matrícula de honor, porque nada es perfecto y para que los chicos de Firaxis no se relajen y sigan creando novedades para un juego en todo caso sobresaliente, la experiencia definitiva XCOM para amantes de la saga y totalmente recomendable tanto para los que gusten del género de la estrategia como para cualquier jugador.

  • Share This