Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Cómo financiar el coste de un smartphone

Publicado el
Cómo financiar el coste de un smartphone 28

Adquirir un nuevo smartphone o tablet es siempre un motivo de satisfacción, pero comporta un esfuerzo económico considerable. Si queremos hacernos con un producto tecnológico de última generación hemos de desembolsar una importante cantidad de dinero, que puede variar en función de la marca, la calidad de los componentes y las prestaciones. Como se decía antiguamente, «nadie da duros a cuatro pesetas» y si buscamos un artículo de nivel tenemos que rascarnos el bolsillo.

¿De cuánto estamos hablando?, ¿cuánto vale un móvil en la actualidad? La gama de precios es amplísima; podemos encontrar desde smartphones a 100 € hasta modelos que superan los 1.000 €, pero las estadísticas sitúan el precio medio en torno a los 365 €. Las tarifas de estos dispositivos no han hecho más que subir en los últimos 8 años. Si en 2010 el precio medio de un móvil con internet se situaba en torno a los 250 €, en la actualidad es 100 € más caro.

Pero el dispositivo no lo es todo. También hay que añadir accesorios que pueden encarecer el precio final, sin contar con los servicios de mantenimiento o la posible contratación de un seguro. Afrontar todo este gasto no siempre resulta fácil. Si no de disponen de los recursos suficientes, solo quedan tres posibles soluciones: renunciar a la compra, optar por un modelo más básico o bien buscar una vía de financiación.

Préstamos rápidos online

Los créditos por internet son, hoy por, hoy, una de las alternativas financieras mejor valoradas por los usuarios. Los préstamos personales de QuéBueno, empresa líder del sector, han permitido a miles de particulares conseguir el smartphone de sus sueños de forma rápida y sin esfuerzo. La entidad ofrece hasta 300 euros para los clientes nuevos, pero amplía la posibilidad de crédito en operaciones sucesivas. El plazo de devolución lo elige el propio cliente, y el tiempo máximo es de un mes.

¿Qué ventajas ofrecen los préstamos rápidos?

  • Rapidez: como su nombre indica, los créditos rápidos se caracterizan por su rapidez. El proceso de tramitación es simple y se realiza de manera automatizada, de manera que el cliente puede obtener el préstamo deseado en menos de 15 minutos. Para ello, tan solo es preciso elegir la cantidad, establecer la fecha para su devolución y cumplimentar una solicitud.
  • Sin nóminas ni avales: los requisitos para acceder a dinero rápido no exigen nóminas ni avales. Únicamente es necesario indicar el nivel de ingresos mensual con que cuenta el solicitante. Otros requisitos son ser mayor de edad y ser titular de una cuenta bancaria.
  • Créditos con Asnef: las personas que, por circunstancias, hayan sido dadas de alta en alguna lista de morosos, también pueden optar a un crédito rápido. Los responsables de QuéBueno entienden que este tipo de listas no siempre responden a criterios reales de morosidad, y no hacen distinciones a la hora de facilitar sus préstamos.
  • Transparencia: en el momento de solicitar un préstamo online, el cliente conoce de manera exacta la cantidad que deberá devolver en concepto de intereses. La cifra dependerá en buena parte de la fecha prevista para el reintegro del dinero: a mayor brevedad, menor gasto.
  • Seguridad: todas las transacciones se realizan de forma totalmente segura y los datos de los clientes están siempre sujetos a una estricta protección.
  • Préstamos mayores en operaciones futuras: si el cliente devuelve el dinero exigido dentro de los plazos estipulados, tendrá derecho en adelante a cantidades mayores y con buenas condiciones. Entre las ventajas de estos préstamos sucesivos se incluye la posibilidad de pagar en varios plazos, en función de la cantidad solicitada.

Tratos con los operadores

Otra posibilidad para financiar un móvil es solicitar un pago a plazos a los operadores de telefonía. Todas las compañías ofrecen este sistema sin intereses, pero existen algunas desventajas que vale la pena conocer. En primer lugar, el listado de modelos disponible no siempre incluye el dispositivo deseado. La elección no es libre, sino que está sujeta a catálogo.

Por otro lado, está el tema de las permanencias. En la mayoría de ocasiones, las operadoras exigen un periodo de permanencia en la compañía que asegure la amortización de la operación y el pago de las cuotas.

La fórmula del pago aplazado también difiere de unas compañías a otras. Algunas lo ofrecen a todos los clientes sin distinción, pero algunas no permiten pagar a plazos a los clientes nuevos. También hay que tener en cuenta la letra pequeña y prestar atención a los requisitos (nóminas, ingresos, etc.)

Comprar a plazos en tiendas

Al margen de las compañías, también se ofrece la compra a plazos en la mayor parte de tiendas de electrónica y telefonía. Cada establecimiento marca sus propias condiciones y requisitos. Algunas no cobran intereses si la devolución se realiza en plazos cortos; otras aplican únicamente gastos de gestión, pero siempre hay que mirar con lupa los documentos. Antes de firmar, conviene repasar hasta el último detalle.

Contenido ofrecido por QuéBueno

Lo más leído