Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Los monitores 4K a 144 Hz pierden calidad de imagen, os contamos por qué

Publicado el
Los monitores 4K a 144 Hz pierden calidad de imagen, os contamos por qué 32

El lanzamiento de los monitores 4K con tasas de refresco de 144 Hz ha sido bien recibido en el mercado gaming de gama alta, ya que se presentan como una opción que permite a los usuarios con grandes presupuestos disfrutar de soluciones que no les obligan a elegir entre una elevada resolución o una alta tasa de refresco.

Sin embargo las primeras pruebas realizadas con esos monitores 4K a 144 Hz han confirmado que hay una pérdida notable de la calidad de imagen, y que ésta no se produce cuando se utiliza el monitor configurado en 120 Hz, un problema que tiene una explicación muy sencilla como veremos a continuación.

El culpable es el conector DisplayPort 1.4 que utilizan esos monitores, ya que su ancho de banda de 26 Gbps es suficiente para ofrecer una buena experiencia con resoluciones 4K y 120 Hz, pero no es suficiente para resoluciones 4K y 144 Hz.

Para alcanzar esas especificaciones con dicho conector los fabricantes han recurrido a la «magia» del submuestreo de crominancia, una técnica que básicamente transmite la información de la porción de la imagen en escala de grises a su resolución total (3.840 x 2.160 píxeles) pero que reduce la porción en color a la mitad de la resolución horizontal, es decir a 1.920 x 2.160 píxeles. De esta forma se reduce el consumo de ancho de banda utilizando lo que se conoce como modo 4:2:2 y se supera la limitación que supone el conector DisplayPort 1.4.

En el mundo del cine lleva tiempo funcionando y los resultados son razonablemente buenos, pero cuando se traslada al mundo de la informática nos encontramos con una pérdida de calidad notable y evidente tanto en la interfaz del sistema operativo como en la lectura de textos. Es cierto que su impacto es menor en juegos, pero la reducción de calidad existe y no podemos decir que se trate de un 4K real.

Las imágenes adjuntas en la galería (clic para ampliar) os ayudarán a entender mejor cómo funciona el submuestreo de crominancia y a ver el efecto que produce en sus diferentes versiones.

El conector HDM 2.1 es la única solución real que evita tener que recurrir a técnicas de compresión o de reducción de calidad de imagen por cuestiones de ancho de banda, así que tenedlo en cuenta a la hora de elegir vuestro próximo monitor 4K.

Más información: TechPowerUp!

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

Lo más leído