Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Corsair Ironclaw RGB Wireless, análisis: tú eliges el camino hacia la victoria

Publicado el

¿Cableado o inalámbrico? A la hora de elegir los periféricos de nuestro PC esa es una de las decisiones más importantes que debemos tomar, ¿pero y si pudieras disfrutar de lo mejor de ambos mundos en cualquier momento? El Corsair Ironclaw RGB Wireless lo ha hecho posible, ya que está diseñado para ofrecer una experiencia óptima tanto conectado por cable USB como a través de Wi-Fi y de Bluetooth.

Esto lo convierte en una solución todoterreno que se adapta perfectamente a cualquier escritorio, y a nuestras necesidades a lo largo del tiempo. Imagina que hoy prefieres utilizar el cable, pero dentro de unos meses cambias la configuración de tu equipo y quieres un entorno limpio de cables. Con el Ironclaw RGB Wireless no tendrás problema, solo tendrás que desconectar el cable y utilizar su conectividad inalámbrica.

Un valor importante, no hay duda. Con el Corsair Ironclaw RGB Wireless tú eliges cómo quieres jugar, tú decides el camino que te llevará hacia la victoria, y también los «colores» que llevarás para celebrarla, gracias a su sistema de iluminación LED RGB totalmente personalizable a través del software iCUE.

Gracias a Corsair España he tenido la oportunidad de probar una unidad del Ironclaw RGB Wireless durante varios días. Lo he utilizado tanto en modo inalámbrico como cableado, y tras muchas pruebas estoy listo para compartir con vosotros mis impresiones. ¿Estáis todos? Pues poneos cómodos, que empezamos.

Corsair Ironclaw RGB Wireless: vistazo previo

Como habrán anticipado algunos de nuestros lectores el Corsair Ironclaw RGB Wireless  es una versión del Corsair Ironclaw RGB que tuvimos la oportunidad de analizar hace algunos meses. Su diseño y su ergonomía son, en general, muy parecidos, pero esto no quiere decir que sean idénticos.

Además de las diferencias que introduce la posibilidad de utilizarlo tanto de forma cableada como inalámbrica encontramos otras mejoras importantes como la introducción de un mayor número de botones programables, la terminación en aluminio, que añade un toque premium y eleva el peso del ratón, y la iluminación LED RGB en la parte frontal, todo un cierto por parte de Corsair.

Empezamos, como siempre, repasando nuestras primeras impresiones tras sacar el Corsair Ironclaw RGB Wireless. El diseño es sencillo pero muy elegante, la placa de aluminio situada en el frontal aporta un valor estético claro aunque tiene, como dijimos, una contrapartida clara, y es que hace que el ratón sea más pesado.

Sí, el Corsair Ironclaw RGB Wireless tiene un peso elevado, pero encaja a la perfección con su ergonomía y con el tipo de usuario al que se dirige: jugadores con manos grandes que utilicen un agarre de tipo palma. Su solidez es total y se deja notar desde el primer momento, y las sensaciones que transmite al tacto están a la altura de lo que cabe esperar de un ratón para gaming de alta calidad.

Los botones programables están bien repartidos y es posible acceder a ellos de una forma natural. La iluminación LED RGB ha mejorado considerablemente frente al modelo original, gracias al añadido en la parte frontal. Como podemos ver en las imágenes luce de maravilla.

En resumen, el Corsair Ironclaw RGB Wireless es un ratón grande, robusto y bien terminado, con un diseño elegante que brilla con luz propia gracias a la terminación en aluminio y al nuevo sistema de iluminación LED RGB y que nos permite, además, un alto grado de personalización, gracias a sus diez botones programables y a la posibilidad de utilizarlo tanto de forma inalámbrica como cableada.

Pasamos ahora a ver sus especificaciones clave antes de entrar a contaros nuestra experiencia de uso:

  • Ratón gaming terminado en plástico, goma y aluminio.
  • Sensor óptico PMW3391 con hasta 18.000 DPI.
  • Interruptores Omron con una vida útil de más de 50 millones de pulsaciones.
  • Polling Rate: 1.000 Hz/500 Hz/250 Hz/125 Hz. Ahora mismo solo se puede configurar en 1.000 Hz.
  • Cuenta con diez botones programables.
  • Memoria integrada para guardar perfiles y configuraciones.
  • Iluminación LED RGB personalizable a través de iCUE.
  • Cable trenzado de 1,8 metros.
  • Funciona tanto a través de USB como mediante Wi-Fi y Bluetooth.
  • Tecnología SLIPSTREAM para conseguir una latencia inferior a 1 ms.
  • Peso: 133 gramos.
  • Agarre tipo palma.
  • Medidas: 130 x 80 x 45 mm.
  • Hasta 16 horas de autonomía a través de Wi-Fi con la iluminación LED RGB activada, y 30 horas a través de Bluetooth. Si desactivamos la iluminación la autonomía sube hasta las 24 y 50 horas, respectivamente.

Corsair Ironclaw RGB Wireless: nuestra experiencia

La elección de materiales por parte de Corsair para construir el Ironclaw RGB Wireless ha sido excelente. Es uno de los ratones mejor terminados que he tenido la oportunidad de probar hasta el momento, aunque debo decir que también es uno de los más voluminosos.

Mi experiencia con el Corsair Ironclaw RGB fue muy buena, así que mis expectativas estaban muy altas. La primera impresión ha sido, como dije, muy buena, es un ratón de alta calidad y gracias al detalle del aluminio en el frontal y a la mejora del sistema de iluminación LED RGB ha conseguido sorprenderme.

Como de costumbre el software iCUE nos permite personalizar una gran cantidad de aspectos del ratón, como macros y el sistema de iluminación LED RGB, y realizar algunos ajustes de rendimiento y calibración de superficie.

Tal y como imaginaba el proceso de instalación y de configuración se produce de forma automática. Al conectar el ratón por cable empieza a funcionar directamente y sin problemas, y con el software iCUE podemos personalizarlo de forma sencilla e intuitiva.

Para utilizarlo de forma inalámbrica tampoco tenemos que entrar en complejas configuraciones, basta con descargar el software iCUE si todavía no lo tenemos en el sistema, elegir el modo de conexión, Wi-Fi o Bluetooth y listo.

La posibilidad de utilizar el ratón a través de tres tipos de conexión diferentes se traduce en un gran valor. No solo te permite elegir cómo quieres utilizarlo, sino que además se adapta a tus necesidades presentes y futuras. Puede que hoy quieras jugar de forma inalámbrica tirando de Wi-Fi, pero que en unos meses te decidas a utilizar el cable, o que acabes comprando un nuevo portátil para gaming y al final lo mejor para ti sea optar por el Bluetooth. Con el Corsair Ironclaw RGB Wireless no tendrás problema, podrás disfrutarlo en cualquier escenario.

Pasamos a hablar ahora de la experiencia de uso del Corsair Ironclaw RGB Wireless en escenarios reales. He seguido la dinámica que utilizo siempre que analizo un ratón, utilizarlo de forma permanente durante varios días, tanto en aplicaciones sencillas como en juegos, y mi conclusión es muy simple: ofrece un rendimiento de primera y es muy cómodo.

En tareas de ofimática, edición de imágenes y navegación web la experiencia de uso ha sido perfecta. El Corsair Ironclaw RGB Wireless ha cumplido de sobra y ha mostrado una precisión y una respuesta a la altura de lo esperado, y lo mismo ha ocurrido con las pruebas que he realizado en juegos.

He utilizado League of Legends, Diablo III, Destiny 2 y DOOM 2016 y el Corsair Ironclaw RGB Wireless no me ha defraudado. Preciso y efectivo, con una respuesta soberbia y una comodidad que se agradece tras varias horas de juego. Muy recomendable, sobre todo si tu agarre es de tipo palma, aunque debes tener en cuenta que su peso es un pelín elevado, y que puede que tengas que afrontar un pequeño periodo de adaptación si estás acostumbrado a ratones más ligeros.

Notas finales

El Corsair Ironclaw RGB Wireless es todo un ejemplo de que siempre es posible mejorar un producto que ya de por sí era sobresaliente.

El modelo estándar ofrece un gran valor, sobre todo en relación calidad-precio, y esta versión inalámbrica sube el listón refinando acabados, potenciando el sistema de iluminación LED RGB y ampliando las opciones de conectividad.

Producto Recomendado MC

Si buscas un ratón gaming de alta calidad, fiable y capaz de adaptarse a tus necesidades tanto a corto como a largo plazo no lo dudes, el Corsair Ironclaw RGB Wireless es una de las mejores opciones a día de hoy.

Con él no importa cómo quieras jugar, podrás configurarlo y utilizarlo a tu antojo, y sin complicaciones. El precio recomendado por Corsair es de 79,99 euros, muy equilibrado teniendo en cuenta todo lo que ofrece.

Valoración final
9,1 NOTA
NOS GUSTA
Alta calidad de construcción
Muy cómodo
Diez botones programables
Excelente iluminación RGB
Precio equilibrado
A MEJORAR
El peso puede no gustar a todo el mundo
Limitado a 1.000 Hz
RESUMEN
El Corsair Ironclaw RGB Wireless es un ratón para gaming que destaca por ofrecer una alta calidad de construcción, un gran rendimiento y una versatilidad total, gracias a sus tres opciones de conectividad. Muy completo y equilibrado. Recomendable.
Calidad de construcción9.5
Rendimiento9
Instalación y software9
Calidad/Precio9

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

3 comentarios
  • metalking

    pues se ve que tiene buena pinta ese mouse si lo hubieran dicho este pos dos semana antes me lo hubiera pensado porque esta casi al mismo precio que el logitech hero 502 el cual compre y no me arrepiento por cierto pero quien sabe si mas adelante joder tios y tias

  • fail0

    excelente para mi grande y pesado, lo voy a comprar, gracias

  • Isidro Ros

    A disfrutarlo, un saludo!

Top 5 Cupones

Lo más leído