Web Analytics
Conecta con nosotros

Noticias

Los disquetes están más vivos de lo que te imaginas, y siguen siendo importantes

Publicado

el

disquetes portada

Hablar de disquetes es hacer un viaje a un pasado que cada vez nos parece más lejano. Este formato de almacenamiento externo fue, sin duda, uno de los más importantes de la historia de la informática, y ha atravesado distintas etapas a lo largo de los años.

Recuerdo perfectamente que en mis inicios en el mundillo tecnológico los disquetes de 3,5 pulgadas tenían una gran popularidad, y eran el medio más utilizado para compartir archivos y juegos, de hecho DOOM II llegó en disquetes, una situación que se mantuvo incluso con la llegada del CD, puesto que los precios de las grabadoras eran muy elevados y no todos podíamos permitirnos comprar una.

El tiempo no pasa en balde, de esto no hay ninguna duda, y poco a poco el final de los disquetes se ha ido extendiendo a numerosas empresas, entidades e incluso países. En este sentido, uno de los últimos en anunciar el final del uso de disquetes fue Japón, pero esto no debe llevarnos a pesar que los disquetes están muertos, de hecho aunque nos sorprenda ocurre totalmente lo contrario. Este sistema de almacenamiento sigue teniendo una gran popularidad y una alta demanda, aunque es cierto que esta proviene principalmente del sector profesional, industrial y sanitario.

Tom Persky, fundador de una tienda online que todavía comercializa disquetes, es el ejemplo más claro de que este medio de almacenamiento externo todavía está muy vivo. Según Persky, realiza reparaciones frecuentes de disquetes, y también recicla y vende packs que incluyen diferentes cantidades de disquetes a precios que, la verdad, podríamos considerar como elevados teniendo en cuenta la relación coste por megabyte. Sí, con este tipo de unidades tenemos que hablar de coste por megabyte, ya que cada disquete tiene una capacidad de 1,44 MB.

disquetes DOOM II

Por ejemplo, un pack de 10 disquetes se puede comprar desde 14,95 dólares. Esto nos deja una capacidad de almacenamiento total de 14,4 MB, y un coste por megabyte de 0,96 dólares. Podemos calcular también sin problema el coste de 1 GB de capacidad de almacenamiento en disquetes, ya que sabemos que dicha cantidad se convierte en 1.024 MB, y este sería impresionante, nada más y nada menos que 986 dólares por GB.

No obstante, es importante tener en cuenta que las empresas, entidades y centros sanitarios que siguen comprando disquetes no tienen unas necesidades de almacenamiento elevadas porque los equipos y la tecnología que utilizan fueron desarrollados para adaptarse a ese máximo de 1,44 MB. Como anécdota, Persky ha confirmado que entre sus mejores clientes se encuentra el sector de las aerolíneas, y es que alrededor de la mitad de los aviones que todavía están en activo tienen más de 20 años y utilizan sistemas informáticos basados en disquetes.

En el mundo empresarial e industrial sucede exactamente lo mismo. Una parte importante de las empresas e industrias del mundo se establecieron hace varias décadas, y durante su proceso de construcción e inicio de actividad optaron por utilizar la mejor tecnología disponible para que esta pudiera funcionar durante muchos años. Esto hizo que hoy encontremos máquinas y equipos informáticos que tienen 20, 30 o incluso 40 años que siguen en activo, y que evidentemente están basadas en disquetes.

Si hablamos del mercado de consumo general está claro que los disquetes no tiene cabida desde hace años, aunque para los amantes de lo retro son una pieza clave para poder seguir disfrutando de sus equipos favoritos, y para abordar nuevos proyectos que giran alrededor de esos equipos. En este sentido una de las plataformas más interesantes y más únicas que existen dentro del mundo retro basada en disquetes es el Sharp X68000, y qué puedo decir, ojalá pudiera hacerme con uno.

Editor de la publicación on-line líder en audiencia dentro de la información tecnológica para profesionales. Al día de todas las tecnologías que pueden marcar tendencia en la industria.

Lo más leído