ADSL en España, para llorar

ADSL en España, para llorar
27 de enero, 2011

Ante la inacción del Gobierno español (más preocupado en aprobar leyes censoras como Sinde) y de la Comisión del Mercado de las Telecomunicaciones (más preocupada en proteger los intereses de las operadoras que la de los propios consumidores) llega nuevo informe que confirma lo que todos sabemos: la banda ancha española además de baja calidad y poca velocidad es la más cara de Europa occidental, un 30 por ciento superior, según la Unión de Consumidores de España (UCE). 

 

José Ángel Olivan, presidente de la Unión de Consumidores de España (UCE), asegura que en España se paga un 30 por ciento más que en Europa por la banda ancha, según el estudio sobre el sector ‘Los operadores de banda ancha: España versus Europa’, realizado por la organización de consumidores.

 

El estudio analiza 213 ofertas pertenecientes a 30 operadores diferentes de nueve estados de la UE. Sus conclusiones son contundentes y Oliván ha destacado en declaraciones a Europa Press, que “España está pagando más por menos”, en lo referente a unos precios “incomprensiblemente caros” que imponen las compañías, y ha resaltado que “no hay una razón que responda a criterios objetivos para este hecho”.

 

 

Además de la denuncia pública (una más) la UCE exigirá a las compañías distribuidoras de banda ancha terminar con las cláusulas de permanencia. La organización se pregunta así mismo si “es imposible cumplir con la velocidad que ofrecen las compañías”, “¿Por qué lo venden las empresas?” considerando que “el primer engaño es ofrecer cosas que luego no pueden dar”.

 

Un informe (uno más) que confirma la situación lamentable de la banda ancha en España en la que falta entre otras cosas inversión en mejora de redes y competencia entre operadoras. Mientras, ya sabes, además de baja velocidad real, calidad cuestionable del servicio y de la atención al cliente (las telecomunicaciones encabezan las quejas de los consumidores) seguiremos con los precios más caros de la Europa occidental.

 

Si comparamos ya con países más avanzados como Corea y Japón con ofertas de 100 ‘megas’ simétricos y reales sobre fibra óptica, más económicos que la banda ancha española con 2 megas sobre par de cobre, la situación es para ponerse a llorar.

 

Fuente: Unión de Consumidores de España (UCE)

  • Share This